En directo
    España
    URL corto
    Por
    Coronavirus en España (121)
    0 82
    Síguenos en

    El coronavirus amenaza con afectar a uno de los principales motores de la economía española: el turismo. Christine Lagarde, la presidenta del Banco Central Europeo (BCE), sostiene que, si no se toman medidas urgentes, los países del bloque podrían enfrentar una crisis como la de 2008.

    España e Italia son, hasta el momento, los países europeos más afectados por el coronavirus. En Italia con más de 10.000 casos detectados y más de 600 víctimas fatales, y en España con unos 2.100 infectados y más de 40 muertos.

    Además del aumento constante de estas cifras, el coronavirus también está golpeando la economía de los países por donde pasa. En España, el presidente Pedro Sánchez vaticinó semanas difíciles para el país y prometió ayudas a familias, trabajadores y empresarios afectados por el COVID-19.

    Desde la presidencia del BCE sostienen que la situación recuerda a la crisis financiera de 2008. En las calles, el temor se ha reflejado en las compras nerviosas.

    El catedrático español de economía aplicada José María O’Kean, profesor desde hace más de 20 años en la Universidad Pablo de Olavide de Sevilla y en el IE Business School de Madrid, conversa con Sputnik sobre los efectos que podría traer en la economía española la expansión del coronavirus a este país.

    —La presidenta del Banco Central Europeo, Christine Lagarde, ha advertido a la Unión Europea de que, si no se toman medidas urgentes y coordinadas para afrontar la crisis del coronavirus, los Estados miembros podrían enfrentarse a un escenario similar al de 2008. ¿Qué similitudes habría entre la crisis de 2008 y la situación actual?

    Yo creo que hay una diferencia entre las dos crisis. La de 2008 empezó siendo una crisis financiera debido a que tanto las empresas como las familias estaban muy endeudadas y cuando no se pudieron pagar esas deudas, el sistema financiero entró en una situación de crisis. Esa crisis financiera pasó a ser una crisis económica y luego social. Esta es distinta. Es una crisis sanitaria que está afectando a los sectores económicos, principalmente a los que tienen que ver con el turismo, la movilidad, las líneas aéreas, los restaurantes, y que poco a poco va entrando en una crisis social de pánico, de miedo, que pueda hacer cambiar las expectativas económicas.

    Para enfrentar la crisis financiera pasada, lo que hicimos fue meter dinero y salvar a los bancos. En la crisis actual, lo primero que tenemos que hacer es encontrar una solución sanitaria, que aparezca el fármaco que pueda combatir la neumonía porque por hasta el momento no sabemos cómo atacar este tipo de neumonía que está afectando, principalmente, a las personas mayores y la gente está muriendo. Tenemos que contener la epidemia, eso es clave, porque la gente está cambiando su comportamiento y su manera de gastar.  Ahora, ¿esto va a llegar a los bancos? ¿va a provocar una crisis financiera porque la gente no pueda pagar préstamos? No creo, porque actualmente quien está más endeudado son los gobiernos, no las empresas ni las familias. Por eso, no creo que lleguemos a ese extremo de lo que fue la crisis de 2008. Tal vez se podría entrar en una recesión económica, pero una recesión económica no es una crisis financiera.

    —El presidente, Pedro Sánchez, dijo este martes que se anticipaban semanas muy difíciles para España y anunció ayudas para las familias y las empresas. ¿Tiene capacidad financiera el gobierno para afrontar esta situación?

    Hay una parte de las medidas que lo que va a hacer es darles liquidez a las empresas, porque las empresas de los sectores más afectados van a dejar de vender y tienen que cumplir sus compromisos de pago, entonces necesitan un capital vinculante y necesitan los préstamos.

    Por otro lado, hay personas que se tienen que quedar en cuarentena o se tienen que quedar en casa cuidando a sus hijos porque se han suspendido las clases en algunas zonas del país, entonces los empresarios se preguntan ¿quién paga a esas personas? ¿quién paga a la Seguridad Social? Entonces, ahí se están tomando una serie de medidas para que esos gastos repercutan en la Seguridad Social y no en la gente. Digamos que se le está dando a las empresas un poco de margen para que puedan sobrellevarlo. Esto, indudablemente, va a provocar un mayor déficit público, y si la actividad se paraliza, vamos a ingresar menos, por ejemplo, por el IVA. Por eso se espera que la Unión Europea sea más flexible a la hora de aceptar unos déficits mayores debido al coronavirus.

    —La Comisión Europea anunció un fondo de hasta 25.000 millones de euros para gestionar la crisis provocada por el coronavirus ¿será suficiente?

    Yo tampoco creo que esto lo vayamos a resolver con una varita mágica y en 15 días volver a como estábamos antes.

    Parece que, en el caso de España, el mayor pico de la epidemia lo tendríamos hacia el 15 de abril, aproximadamente. A partir de ahí irá bajando y es probable que en el verano ya no tengamos problema, pero claro, la pregunta es ¿y los turistas van a venir en verano? Pues no creo que venga la misma cantidad que el año pasado porque habrá gente que tenga la sensación de que es mejor no moverse. Entonces, para un país tan turístico como es España, va a tener un impacto en la economía bastante considerable. La campaña de primavera está casi perdida, pero vamos a ver si salvamos el verano. Hacia septiembre u octubre tendremos una idea más o menos exacta de cómo estamos. Sí creo que entremos en una cierta recesión, que no va a ser tan fácil salir de ahí.

    —El Partido Popular (PP) pide un plan de choque económico con bajada de impuestos ¿cómo ve esta propuesta?

    El gobierno actual de España, la coalición del PSOE y Unidas Podemos, es un gobierno que tiene la intención de subir el gasto público y para eso necesita recaudar impuestos.

    Los impuestos los ha canalizado a las rentas más altas, pero sobre todo al sector empresarial, impuestos a la tasa Google, impuesto financiero, impuestos especiales a la contaminación, bebidas azucaradas, entre otros. Entonces, en esta situación, ellos [PP] piden que no se suban esos impuestos. Es normal que un partido conservador, liberal, pida bajar los impuestos porque va en su genética, en su filosofía. Intuyo que el Gobierno, sabiendo que tiene más gastos, dejará que el déficit se le vaya un poco, pero no hasta un punto a donde tengamos que volver a tener que aplicar una política mucho más austera que nos meterá mucho más en recesión.

    Tema:
    Coronavirus en España (121)
    Etiquetas:
    Banco Central Europeo, recesión, crisis financiera, España, coronavirus
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook