08:02 GMT +318 Febrero 2019
En directo
    Expertos en armas químicas (imagen referencial)

    Un senador ruso critica las primeras sanciones de la UE por el uso de armas químicas

    © REUTERS / Mohamed Abdullah
    Rusia
    URL corto
    0 50

    MOSCÚ (Sputnik) — Al imponer nuevas sanciones a Rusia en relación con el incidente en Salisbury, la Unión Europea (UE) reemplaza la falta de pruebas con la solidaridad con Londres, declaró a Sputnik el jefe del comité internacional del Consejo de la Federación (Senado ruso), Konstantín Kosachov.

    El Consejo de la UE impuso este 21 de enero las primeras sanciones en el marco del nuevo régimen de medidas restrictivas contra el uso y la proliferación de armas químicas, que afectaron, entre otros, a los dirigentes de la inteligencia militar rusa GRU por el caso Skripal.

    "La Unión Europea muestra la eurosolidaridad con la que reemplaza la falta de pruebas, parece extraño que lo haga en relación con el Reino Unido que la está abandonando con escándalos y la está dejando sola con el de Salisbury", dijo Kosachov.

    El Kremlin de Moscú
    © Sputnik / Natalia Seliverstova
    En opinión del senador ruso, está situación podría "envenenar las relaciones entre la UE y Rusia" si se toman ese tipo de decisiones "irresponsables".

    Serguéi Skripal, exoficial de la inteligencia militar rusa reclutado en los años 90 por el servicio secreto británico MI6 y naturalizado en el Reino Unido, y su hija Yulia, fueron hallados inconscientes a principios de marzo pasado cerca de un centro comercial en la ciudad británica de Salisbury, como resultado de lo que Londres llegó a calificar como intento de envenenamiento con una sustancia neuroparalizante.

    También: "Las teorías conspirativas sobre el caso Skripal ya han alcanzado un punto crítico"

    Nada más abierta la investigación, Londres responsabilizó a Moscú de estar detrás del envenenamiento y afirmó que la sustancia neuroparalizante en cuestión fue supuestamente desarrollada por químicos rusos.

    Moscú rechaza de plano las acusaciones de Londres, que considera infundadas, y envió decenas notas diplomáticas al Foreign Office reclamando acceso a las pruebas para poder colaborar con la investigación, así como a los Skripal, que son ciudadanos de Rusia.

    En septiembre de 2018, la Fiscalía británica imputó a Alexandr Petrov y Ruslán Boshírov, ciudadanos de Rusia, por lo ocurrido en Salisbury.

    La primera ministra del Reino Unido, Theresa May, afirmó que los dos sospechosos eran oficiales del servicio de inteligencia militar ruso y que probablemente usaron identidades falsas.

    Además: Embajador ruso ante la ONU: el Reino Unido busca "inflar la histeria antirrusa"

    El presidente ruso, Vladímir Putin, aseguró que ambos son civiles, y el 20 de diciembre pasado, en su rueda de prensa anual, recordó que Skripal está vivo, lo que, sin embargo, no le impidió a Occidente seguir ampliando las sanciones.

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik
    Etiquetas:
    crítica, armas químicas, sanciones, UE, Serguéi Skripal, Konstantín Kosachov, Rusia