En directo
    Bandera de Cuba

    No al acoso contra Cuba: la ley Helms-Burton arrecia el bloqueo

    © AP Photo / John McConnico
    Firmas
    URL corto
    María Luisa Ramos Urzagaste
    18222

    Fue Bill Clinton en 1996, quien buscando dar el 'golpe de gracia' a Cuba, recrudeció el bloqueo con la Ley Helms-Burton, momentos en los que la Isla buscaba salir del fiero 'periodo especial' luego del colapso de la Unión Soviética. Ahora Trump busca finalizar la misión inconclusa de Clinton.

    El llamado 'periodo especial' fueron los años en que Cuba sufrió una brutal crisis por la caída del campo socialista. Perdió a sus principales socios económicos y comerciales, pues el bloqueo norteamericano le impedía tener otras relaciones comerciales y financieras con países capitalistas.

    Era el año 1995 y Cuba intentaba superar la difícil situación y uno de los mecanismos fue la promulgación de la Ley de Inversión Extranjera, para atraer capital extranjero y tecnología. Estados Unidos por su parte buscaba mecanismos para impedirlo.

    Alentado por la más rancia oposición cubana, Clinton rubricó la Ley de la Libertad Cubana y Solidaridad Democrática o 'Ley Libertad', más conocida como Helms-Burton pues creía oportuno el momento para doblegar al pueblo cubano.

    El contexto histórico incumbe

    A sabiendas que "En esos últimos cinco años la economía de Cuba había experimentado una reducción de al menos un 60%", Estados Unidos ofrecía en esa ley la 'ayuda' necesaria, si es que Cuba posibilitaba un "gobierno de transición" con un cambio político vigilado muy de cerca por EEUU.

    ​La desaparición del bloque socialista a inicios de los años 90, dejó al mundo en manos del neoliberalismo, que en su auge reconfiguró el globo hacia la unipolaridad, privatizó, cerró fábricas, disparó el desempleo y subempleo e incrementó las deudas públicas de los países a niveles nunca antes visto.

    Te puede interesar: Relaciones Cuba-EEUU: "Antes del 2020 es poco probable volver a la normalización"

    En ese contexto Cuba, aislada comercialmente, sería una presa fácil, pensaron, pero se equivocaron.

    La ley Helms-Burton arrecia el bloqueo

    El bloqueo contra Cuba iniciado en los años 1960 implica durísimos castigos por parte de EEUU a países y empresas que pretendan mantener cualquier relación comercial con Cuba. Prohíbe además otorgar créditos, concesiones, precios preferenciales, reducción de aranceles, etc.

    Como la energía es vital para el funcionamiento de una economía, la ley Helms-Burton dispuso vigilar de cerca que se retire de Cuba todo experto o técnico del exbloque socialista, que pudiera permitir a la Isla poner en funcionamiento plantas de energía nuclear.

    La Helms-Burton establece que después que logren instaurar su ansiado "gobierno de transición" se le otorgue a Cuba ayuda alimentaria, medicina, equipos de asistencia ante emergencias energéticas, etc. En otras palabras, ahogarla primero para luego 'auxiliarla'.

    Para muestra un botón: los daños acumulados por el bloqueo durante casi seis décadas de aplicación, alcanzan la exorbitante cifra de 933.000 millones de dólares, tomando en cuenta la depreciación del dólar frente al valor del oro en el mercado internacional.

    ​Para tener una idea del monto, ese es el valor actual aproximado de la empresa Apple en el mercado.

    Asuntos relacionados: Ley Helms-Burton: cada 45 días un ajuste de tuerca para Cuba hasta 2020

    Entre 2017 y 2018 el daño por el bloqueo es de más de 4.000 millones de dólares, según el informe oficial de Cuba, amparado por la resolución 72/4 de la Asamblea General de la ONU, titulada 'Necesidad de poner fin al bloqueo económico, comercial y financiero impuesto por EEUU contra Cuba'.

    Dime con quién andas….

    El presidente Trump designó a Mauricio Claver-Carone en el cargo de asistente especial del presidente y director principal de la división de Asuntos del Hemisferio Occidental del Consejo de Seguridad Nacional de Estados Unidos en el 2018.

    Claver-Carone fue uno de los mayores oponentes a las políticas del presidente Obama en su acercamiento a Cuba. Ejerció como director ejecutivo de Estados Unidos en el Fondo Monetario Internacional (FMI), además es impulsor del 'Diario de Cuba'.

    El referido diario ha publicado ya una lista de posibles bienes a ser 'reclamados' al amparo de la ley Helms-Burton.

    El aeropuerto José Martí, la aerolínea Cubana de Aviación, Terrenos del Megapuerto de Mariel, El muelle de cruceros de puerto de La Habana, Puerto de Santiago de Cuba, Playa de El Salado, Las Playas de Gibara y Yaraguanal en Holguín, La Destilería de Santa Cruz del Norte, Cervecería Tropical y Hotel Manzana Kempinski, componen dicha lista.

    ​Claver-Carone es mano derecha de John Bolton, actual consejero de Seguridad Nacional de EEUU, quien tiene un historial largo de odio contra Cuba y Venezuela.

    También: Nuevas espectativas entre Washington y La Habana ante el cambio de poder

    En el año 2002 Fidel Castro fustigó a John Bolton "que no pretenda darle a Cuba lecciones de política y ética" cuando el entonces subsecretario de Estado para asuntos de control de armamentos acusó a Cuba de poseer armas biológicas, lo que nunca pudo demostrar.

    Es ilegal aplicar leyes nacionales en otros territorios

    Debe quedar claro que no existe norma internacional que otorgue a ningún país el derecho de aplicar sus normas sobre otro país.

    Estados Unidos, irrespetuoso total del derecho internacional y de la soberanía de los países, se siente impune de continuar tomando acciones contra países que no se someten a sus designios.

    La decisión de atacar ahora con más saña a Cuba ha llegado al extremo que viola el derecho de miles de familias cubanas que reciben remesas. El Gobierno norteamericano ha anunciado que las limitarán a mil dólares por persona por trimestre.

    "A partir del 2 de mayo, en virtud del Título III de la ley Libertad, los ciudadanos de Estados Unidos podrán presentar demandas contra las personas que comercian con propiedades confiscadas por el régimen cubano", anunció en su cuenta de Twitter el secretario de Estado, Mike Pompeo.

    En Europa y otros países este anuncio ha causado revuelo pues posiblemente afectará a empresas españolas, canadienses y británicas que tienen inversiones en Cuba, que tendrían que enfrentar procesos legales en Estados Unidos, además de restricciones de visado.

    Tema relacionado: Díaz-Canel: la ley Helms-Burton es una agresión a la independencia de Cuba

    Inmediatamente algunos personajes ya ven un negocio redondo, como es el caso de José Ramón López, quien se atribuye ser heredero del aeropuerto José Martí y no ha demorado en agradecer a Claver-Carone por las acciones.

    Denunciar el inhumano bloqueo

    Han pasado casi 60 años y al parecer nos hemos acostumbrado a que el 'bloqueo' existe y hay que convivir con eso. Cuba todos los años nos lo recuerda en la votación de la ONU, y los países asisten para votar en contra del ilegal bloqueo.

    ​Estos días la prensa internacional ha hecho énfasis en el Título III de la ley Helms-Burton, pues afectará a empresas que hacen negocios con Cuba. Pero debe quedar claro que las cosas van más allá de eso. Se trata de un incremento sin precedentes del bloqueo.

    Callar nos hace cómplices

    El mundo atraviesa momentos decisivos, donde Estados Unidos busca implantar su unipolaridad.

    Son tiempos en los que el individualismo y el 'sálvese quien pueda' buscan imponerse ante la solidaridad y el bien común.

    Más: "Cuba no aceptará amenazas ni chantajes del Gobierno de EEUU"

    La humanidad necesita construir un mundo donde todos tengamos cabida, pese a las diferencias. Apoyar a Cuba y rechazar el bloqueo es parte importante de esa tarea.


    LA OPINIÓN DEL AUTOR NO COINCIDE NECESARIAMENTE CON LA DE SPUTNIK

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik
    Etiquetas:
    confiscación de los bienes, política exterior, bloqueo, relaciones bilaterales, Ley Helms-Burton, Cuba, EEUU