En directo
    España
    URL corto
    0 0 0
    Síguenos en

    MOSCÚ (Sputnik) — Los trágicos acontecimientos en las ciudades catalanas Barcelona, Cambrils y Acanar, que costaron la vida a al menos 13 personas y dejaron heridas a más de un centenar, ponen fin a 13 años que España vivió en paz desde el anterior ataque yihadista de 2004.

    La cifra de víctimas mortales amenaza con seguir creciendo, pues en estado crítico se encuentran al menos 16 heridos en el atropello masivo en las Ramblas de Barcelona, el ataque con cuchillo en el paseo marítimo de Cambrils y las explosiones en Alcanar.

    La mayor parte de las víctimas se produjeron en las Ramblas, uno de los principales puntos de atracción turística de Barcelona y provienen de más de 34 países.

    Lea más: Saldo mortal del atentado en Barcelona

    Por el momento se ha confirmado la muerte de una ciudadana belga, dos italianos y un portugués, 13 heridos alemanes, 26 franceses, de ellos 17 graves, un turco y una austriaca.

    "El alcalde de Llimiana, Josep Terré, ha confirmado el fallecimiento de un niño de tres años, que paseaba por las Ramblas con su familia en el momento en el que se produjo el atentado", informó el diario español Público.

    En el momento del ataque el niño se encontraba con su madre, su abuela, su hermana y su tía que, al intentar protegerlo, resultó gravemente herida.

    Los dos presuntos organizadores de este atentado están detenidos.

    En total, son cuatro los sospechosos arrestados, y el conductor de la furgoneta sigue aún fugitivo.

    Seis personas y un policía fueron heridos por cinco terroristas que atropellaron y atacaron con armas blancas a los peatones que se encontraban en ese momento en el paseo de Cambrils en Tarragona.

    El vehículo en el que realizaron el atropello era un Audi A3 que volcó por el impacto, momento aprovechado por los terroristas para salir del vehículo con cuchillos, machetes y puñales en dirección a un policía que acabó por abatir a cuatro de ellos.

    Otro de ellos huyó pero un oficial consiguió tirotearlo.

    Lea también: Identifican al autor material del atentado en Barcelona

    En Alcanar, también en la provincia de Tarragona, se produjeron dos explosiones en la noche del miércoles, con un saldo de un muerto y más de una decena de heridos, incluidos varios policías.

    Las autoridades creen que los sucesos de Barcelona, Alcanar y Cambrils guardan relación.

    Dos de los arrestados fueron localizados en el municipio de Ripoll, otro de los detenidos en Alcanar.

    Entre los detenidos en Ripoll se encuentra Driss Oukabir, de origen magrebí y residente en la localidad catalana de Ripoll, que se dirigía a una comisaría para entregarse después de que los medios publicaran su retrato y revelaran que sus documentos —según él, robados— se habían utilizado para alquilar la furgoneta que cometió el atropello en Las Ramblas.

    Su hermano menor, Moussa Oukabir, de 18 años, fue identificado como el conductor de la furgoneta homicida.

    El sospechoso de Alcanar, nativo de Melilla, fue detenido en relación con la explosión producida en esa localidad.

    El ataque fue reivindicado por la prohibida organización terrorista Daesh, autodenominado Estado Islámico.

    "No temim por"

    Decenas de miles de personas corearon unánimes "No temim por (No tenemos miedo)" en el centro de Barcelona, cerca del lugar donde se produjo el ataque, para sumarse al minuto de silencio por las víctimas del os atentados.

    Políticos españoles, encabezados por el rey Felipe VI, se unieron a los congregados, al presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, y otras autoridades catalanas en el acto, llamado a mostrar la unidad del Estado, la Generalitat (gobierno autónomo de Cataluña)  y el Ayuntamiento de Barcelona juntos "contra la barbarie" del terrorismo.

    También asistieron al acto el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, el líder de Podemos, Pablo Iglesias, y el de Ciudadanos, Albert Rivera.

    El Rey interrumpió sus vacaciones para solidarizarse con las víctimas.

    "Toda España es Barcelona. Las Ramblas volverán a ser de todos", decía su tuit publicado por la Casa Real.

    Numerosas ciudades españolas también convocaron un minuto de silencio en memoria de las víctimas, al igual que las legaciones diplomáticas de España a lo largo del mundo, incluyendo la Embajada en Moscú.

    "Como testimonio del dolor de la nación española ante el brutal atentado, el Gobierno convoca luto oficial desde las 00.00 horas del 18 de agosto hasta las 24.00 del 20 de agosto", anunció elpresidente español Mariano Rajoy en una conferencia televisada.

    Durante las jornadas de luto, la bandera nacional ondeará a media asta en todos los edificios públicos y buques de la Armada.

    El último atentado yihadista en España ocurrió el 11 de marzo de 2004 en Madrid y fue perpetrado por una célula de Al Qaeda (organización terrorista prohibida en muchos países incluida Rusia) que colocó explosivos en la red de cercanías.

    Aquel ataque ocasionó la muerte de 191 personas y más de un millar de heridos.

    Además:

    ¿Tenían los terroristas del atentado de Barcelona los lazos en Francia?
    Para los terroristas "Barcelona es solo un escenario más en el que poder actuar"
    Aparece el primer vídeo de la furgoneta que atropelló a peatones en Barcelona
    Putin expresa condolencias al rey de España por el atentado en Barcelona
    Cerca de 400 personas se refugian en una iglesia tras el atentado en Barcelona
    Etiquetas:
    atentado, Barcelona, España
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook