18:05 GMT +320 Noviembre 2019
En directo
    Soldados iraníes

    Última advertencia: Irán amenaza con una "guerra sin cuartel" si EEUU arremete contra ellos

    © REUTERS / Iranian Army
    Oriente Medio
    URL corto
    Por
    281444
    Síguenos en

    El Pentágono enviará más tropas a Oriente Medio. La decisión es el resultado de los ataques de los hutíes yemeníes —respaldados por Teherán— contra una refinería en Arabia Saudí —aliados de EEUU en la región—. Washington atribuyó el ataque a Irán y ahora surge la amenaza de un conflicto armado en la región.

    Todo comenzó a mediados de este mes de septiembre, cuando los rebeldes hutíes del movimiento yemení Ansar Alá perpetraron un ataque con drones contra dos refinerías de la empresa estatal de petróleo Saudi Aramco. Como consecuencia, algunos de los depósitos ardieron.

    La reacción de Washington no se hizo esperar. Si bien los hutíes reivindicaron la autoría de los ataques, EEUU acusó a Irán de estar involucrado. Mientras tanto, el Ministerio de Defensa de Arabia Saudí afirmó que fue Teherán quien los patrocinó. Los iraníes, no obstante, rechazaron de plano las acusaciones.

    El presidente estadounidense, Donald Trump, proclamó que su país no quiere guerra, pero agregó que están preparados más que nadie para ella. En este contexto, el Pentágono anunció el envío de tropas adicionales a Oriente Medio.

    El canciller iraní, Mohamed Yavad Zarif, respondió que no está seguro de si se logrará evitar una guerra. El especialista en Oriente Medio Borís Dolgov explicó en un comentario a Sputnik cuáles son las posibilidades reales de una guerra entre Estados Unidos e Irán.

    Guerra sin cuartel

    "La presión política y económica por parte de EEUU y sus amenazas de lanzar ataques contra Irán agravan sin duda la situación en la región. Pero hay que tener en consideración cómo ha reaccionado Teherán a estas amenazas. Se trata de una posición muy clara: responderá del mismo modo y empezará 'una guerra sin cuartel' contra los agresores", dijo.

    Hay que tener en cuenta que, en caso de que surja una guerra entre la República Islámica de Irán, Estados Unidos y Arabia Saudí, otros países de Oriente Medio también se verán involucrados. Israel participaría en el conflicto armado, si bien sería sin duda el mayor peligro para el Estado hebreo, señaló Dolgov.

    "Es cierto que Israel, EEUU y Arabia Saudí disponen de mucho más poder militar que Irán, pero si empieza una guerra, Teherán puede recurrir a medidas no convencionales, como el uso de agrupaciones armadas, como la libanesa Hizbulá. Esta dispone de misiles, si bien de baja calidad, que son capaces de realizar ataques contra el territorio israelí", indicó.

    Asimismo, es posible que Washington apoye a ciertos grupos antigubernamentales dentro de Irán para socavar la estabilidad del país. De hecho, eso ya está pasando, dado que Washington ha expresado en reiteradas ocasiones su apoyo a los manifestantes que protestan contra el Gobierno persa, en concreto los que se echaron a las calles en el invierno de 2017-2018, recordó.

    Viejas tácticas

    Además de respaldar las protestas antigubernamentales, Washington apoya extraoficialmente a los grupos armados dentro de Irán que tienen como meta luchar contra el Gobierno actual. Esta guerra proxy seguramente continuará, vaticinó Borís Dolgov.

    Si el conflicto pasa a la fase caliente, EEUU aplicará las mismas tácticas que en otras guerras como la de Siria, como bombardeos aéreos y ataques con proyectiles de crucero desde el mar. En este sentido, tampoco se puede excluir una operación militar contra Irán por parte del Ejército estadounidense. El Pentágono sí tiene experiencia en este tipo de combate.

    "Irán no es Siria. Irán es un país bastante grande que goza de un poder militar significativo, aunque es verdad que sus Fuerzas Armadas son menos potentes que las de EEUU e Israel. En el caso de Arabia Saudí, su Ejército no es muy capaz, lo que ha quedado demostrado por su participación en el conflicto en Yemen", puntualizó.

    Es poco probable que haya un conflicto armado abierto. Las partes todavía pueden llegar a un compromiso y resolver la situación porque la guerra es un mayor peligro para todos los países de Oriente Medio. Es posible que se introduzcan nuevas sanciones económicas contra Irán. Hoy ya hay sanciones contra el país persa, incluso las medidas económicas contra el Banco Central de Irán, que representa una importante amenaza financiera para Teherán, concluyó Dolgov.

    Estrategia bien diseñada

    Si Washington se atreve a lanzar un ataque contra Irán, el país persa no dejará sin respuesta este paso. En este caso, EEUU tiene mucho que temer, dado que Teherán atesora una gran experiencia de combate asimétrico, declaró un analista turco de la Universidad de Economía y Tecnología TOBB, Gulriz Sen, cuyo trabajo de campo se desarrolla en Irán.

    Es obvio que nadie va a sacar tajada de una política como esta: van a perder tanto Estados Unidos como Irán, además de la región como tal. Anteriormente, las autoridades iraníes ya advirtieron que cualquier paso en falso puede desembocar en una guerra sin cuartel, recordó.

    "El poder militar de EEUU es inigualable en comparación con el de Irán, pero este último sería capaz de atacar con misiles el Ejército y la Marina de guerra de EEUU en Oriente Medio mediante una guerra asimétrica", destacó Gulriz Sen.

    Teherán, por su parte, subrayó que no tiene planes de llevar a cabo ningún ataque hasta que se realice uno contra ellos. En esta situación el país persa deja claro que está firmemente dispuesto a dar una respuesta recíproca, añadió el especialista

    "Como ya se puede ver, la estrategia de Trump ha fracasado. Él puede hablar de su lealtad a la paz y la diplomacia, pero es evidente que su estrategia solo ha causado más inestabilidad y más tensiones en Oriente Medio", concluyó el analista turco.

    Etiquetas:
    guerra, hutíes, Arabia Saudí, EEUU, Irán
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik