Widgets Magazine
19:59 GMT +322 Octubre 2019
En directo
    Banderas de EEUU y Cuba

    Cuba protesta enérgicamente la expulsión inaceptable de sus diplomáticos en EEUU

    © AP Photo / Ramon Espinosa
    América Latina
    URL corto
    0 20
    Síguenos en

    LA HABANA (Sputnik) — La Habana protesta con energía ante la expulsión de 15 de sus diplomáticos destacados en la embajada en Washington, resuelta por el Gobierno de EEUU, dijo en rueda de prensa en la capital cubana el ministro de Relaciones Exteriores, Bruno Rodríguez.

    "El Gobierno de Cuba protesta enérgicamente y denuncia la decisión infundada e inaceptable anunciada este martes de expulsar a 15 diplomáticos" de nuestra embajada en Washington, dijo el canciller.

    El ministro reseñó que "el 29 de septiembre, el secretario de Estado, Rex Tillerson, anunció la decisión de reducir significativamente su personal en La Habana y de retirar a todos los familiares con el argumento de que ataques contra funcionarios estadounidenses en Cuba les habían causado afecciones de salud".

    Este martes, "en acción injustificada, decidió que 15 diplomáticos cubanos en Washington abandonen territorio de EEUU sobre la base de que han reducido su personal en La Habana y de que no hay equidad en las operaciones diplomáticas", dijo Rodríguez.

    "Enfatizamos que la medida anunciada sin que haya resultados ni pruebas de los incidentes tiene un carácter eminentemente político", dijo el canciller.

    Rodríguez añadió que "instamos a las autoridades competentes de EEUU a no continuar politizando este asunto, que puede provocar una escalada indeseada y hacer retroceder las relaciones bilaterales, ya afectadas por el anuncio de junio del presidente Donald Trump de una nueva política hacia Cuba".

    Lea más: 'Ataque acústico' en Cuba: "¿Tendrán algo que ver los rusos? ¿Los chinos? ¿Extraterrestres?"

    El jefe de la diplomacia cubana se explayó en críticas hacia la supuesta filtración de declaraciones que han hecho funcionarios del Departamento de Estado a medios estadounidenses, incluida una rueda de prensa telefónica de este martes con un portavoz al que calificó de "anónimo" y "clandestino".

    Rodríguez también observó cómo el lenguaje del Departamento de Estado ha ido y venido en los últimos meses, calificando a veces como "ataques" y otras veces como "incidentes" los hechos que habrían afectado la salud de hasta 22 diplomáticos estadounidenses en territorio cubano.

    En la conversación que sostuvo Rodríguez con el secretario de Estado, Rex Tillerson, el 26 de septiembre, este "utiliza por primera vez, meses después, la palabra "ataques" y dice que los empleados estadounidenses han sufrido una variedad de daños debido a ataques desconocidos, aunque curiosamente agrega que no tienen ninguna prueba", dijo.

    El funcionario observó que el comunicado del Departamento de Estado de este martes "no dice que hayan ocurrido ataques".

    "Es inaceptable e inexplicable que el argumento para exigir al personal cubano que salga de EEUU sea que EEUU por su propia decisión redujo su personal en La Habana o que supuestamente Cuba no haya adoptado medidas" para proteger a los diplomáticos de EEUU, concluyó.

    Lea más: ¿Por qué EEUU expulsa a diplomáticos cubanos?

    Este país "no tiene responsabilidad alguna (en los incidentes de salud) y la investigación todavía está en curso", dijo el ministro, quien aseguró que su Gobierno tiene "un historial impecable en el respeto de la Convención de Viena", que establece la obligación de loe Estados de proteger a los diplomáticos extranjeros destacados en su territorio.

    "Agencias especializadas estadounidenses han reconocido el alto nivel de la investigación de Cuba, (cuyo) resultado preliminar hasta el momento indica que no existen evidencias de la ocurrencia de los alegados incidentes de salud, ni de las causas ni origen de las afecciones de salud presentadas por los funcionarios estadounidenses y familiares", dijo Rodríguez.

    El ministro añadió que "tampoco de los posibles autores, ni de la presencia de sospechosos en los lugares donde se reportaron los hechos y en los alrededores".

    Cuba no está familiarizada con el equipamiento que podría causar estos incidentes ni tampoco sabe de su existencia en el país, según Rodríguez.

    El ministro aseveró que en la reunión que mantuvo con el secretario de Estado, Rex Tillerson, el 26 de septiembre, este "no aportó un átomo de información, evidencias o resultado conclusivo de la investigación", dijo.

    Rodríguez aseguro que EEUU le niega información para aclarar incidentes de salud de su personal.

    "El principal obstáculo ha sido la falta de acceso directo a afectados y a los médicos que los trataron, y la ausencia de información primaria constatable, así como la imposibilidad de contactar a expertos de EEUU sobre otros incidentes de esta naturaleza", dijo.

    Rodríguez aseguró que una “tardía y superficial información entregada por EEUU, se pidió a la embajada más información, pero esta solo entregó algunos datos, después de que en febrero el presidente Raúl Castro reiterara al encargado de negocios la importancia de compartir más información”.

    Le puede interesar: "Campaña sobre ataque acústico oculta espionaje de EEUU en Cuba"

    “Los datos entregados posteriormente continuaron careciendo de detalles para identificar el tipo de hechos o los presuntos responsables (…) Se reiteró la necesidad de cooperación efectiva y la notificación en tiempo real de la aparición de nuevos incidentes para actuar de forma oportuna”, describió.

    Solo tras repetidas solicitudes, expertos de agencias especializadas viajaron a La Habana en junio, se reunieron con sus contrapartes cubanas y expresaron voluntad de cooperar de forma más activa, según el ministro.

    Esos expertos “volvieron en agosto y en septiembre y se les permitió trabajar en el terreno por primera vez en 60 años e incluso importar equipamiento (…) por el interés del Gobierno cubano en concluir la investigación”, dijo el ministro.

    "El Ministerio reitera la disposición de continuar propiciando una cooperación seria y objetiva entre las autoridades de ambos países con el objetivo de lograr el esclarecimiento de estos hechos y concluir la investigación", sostuvo.

    El jefe de la diplomacia cubana aclaró que para lograr ese esclarecimiento será esencial una colaboración más eficiente de las agencias competentes de Estados Unidos.

    Rodríguez se reunió el 26 de septiembre con el secretario de Estado de EEUU, Rex Tillerson.

    En ese encuentro, el funcionario estadounidense “no aportó un átomo de información, evidencias o resultado conclusivo de la investigación”, dijo.

    Cuando La Habana fue informada de que diplomáticos estadounidenses venían sufriendo desde 2016 afecciones de salud por supuestos incidentes sónicos, "se reforzaron las medidas de protección de los funcionarios, familiares y residencias, se habilitó un canal expedito de comunicación (…) y se creó un comité de expertos con personal médico, policial y científico", describió Rodríguez.

    Sin embargo, hasta ahora ninguno de los dos países ha dado con la causa de estos hechos.

    La Habana ya había protestado en agosto, cuando Washington decidió expulsar a dos empleados de la embajada cubana.

    Además:

    Crisis diplomática entre EEUU y Cuba no es una prioridad para Trump
    Analista: Trump intenta revertir avances entre Cuba y EEUU
    "Campaña sobre ataque acústico oculta espionaje de EEUU en Cuba"
    Etiquetas:
    diplomáticos, Bruno Rodríguez, Cuba, EEUU
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik