En directo
    Rusia
    URL corto
    0 334
    Síguenos en

    MOSCÚ (Sputnik) — El Gobierno ruso alertó del propósito de algunos países occidentales de emplear la complicada situación que vive Venezuela por el coronavirus para derrocar al presidente Nicolás Maduro.

    "Ciertos grupos políticos de algunos países (...) buscan aprovecharse de la grave situación epidemiológica en Venezuela, en particular, para conseguir sus fines políticos (...) La idea del golpe de Estado para derrocar al presidente legítimo sigue en la mente de algunas fuerzas políticas de Occidente", dijo la portavoz del Ministerio de Exteriores de Rusia, María Zajárova, en una comparecencia ante la prensa.

    Moscú, agregó la diplomática, repudia también el bloqueo a la ayuda que Venezuela solicitó al Fondo Monetario Internacional (FMI) para hacer frente a la pandemia de COVID-19.

    El Gobierno del país sudamericano solicitó el 23 de marzo un empréstito de 5.000 millones de dólares al FMI para fortalecer el sistema de salud ante el avance del coronavirus.

    Según el canciller venezolano, Jorge Arreaza, el FMI se negó con el argumento que no había acuerdo entre sus estados miembros sobre reconocer como jefe de Gobierno a Maduro o al dirigente opositor y diputado Juan Guaidó, autoproclamado "presidente encargado" del país.

    Zajárova enfatizó también que Rusia condena la acusación "descabellada" de Washington contra el presidente legítimo de Venezuela de supuesto narcotráfico.

    A finales de marzo, el Gobierno estadounidense acusó sin pruebas al presidente Maduro de narcotráfico y ofreció una recompensa de 15 millones de dólares por información que facilite su detención, una imputación tachada de "extravagante" desde Venezuela. 

    Elecciones en Venezuela

    Asimismo, el Gobierno ruso expresó su repudio a los planes de Estados Unidos de realizar elecciones en Venezuela en medio de la pandemia de coronavirus.

    "Esos planes de Estados Unidos sobre Venezuela están totalmente fuera de la realidad", dijo Zajárova.

    El 31 de marzo, el secretario de Estado norteamericano, Mike Pompeo, propuso la creación de un gobierno interino en Venezuela y la celebración de elecciones generales en un plazo de entre seis y 12 meses.

    Caracas ya calificó el plan estadounidense como una "pseudo propuesta intervencionista" y subrayó que "no aceptará jamás tutelaje alguno, de ningún Gobierno extranjero".

    Jorge Arreaza, canciller de Venezuela
    © Sputnik / Evgeny Odinokov
    Zajárova instó a Washington a "pensar, en primer lugar, en la población venezolana y la manera de ayudar al país a salir de esta catástrofe humanitaria".

    "En la situación dada que se agrava por las sanciones externas, el Gobierno de Venezuela al frente de Maduro gestiona el problema de manera eficaz", subrayó la diplomática.

    Las autoridades venezolanas declararon el 16 de marzo una cuarentena nacional y preventiva para impedir el aumento exponencial de los casos de coronavirus.

    Durante la cuarentena nacional está suspendido el tránsito de un estado a otro y solo pueden circular trabajadores de la salud, alimentación, transporte, funcionarios de seguridad y servicios públicos.

    Entre otras medidas que ha impuesto el Gobierno para evitar la propagación de coronavirus destacan: suspensión de vuelos de Colombia, Europa, Panamá y República Dominicana, suspensión de actividades escolares y laborales, así como actos públicos masivos; los restaurantes solo podrán vender comida para llevar.

    Venezuela registra hasta la fecha 144 casos de coronavirus, 3 de ellos letales. 

    Etiquetas:
    elecciones, golpe de Estado, pandemia de coronavirus, coronavirus, COVID-19, Rusia, Venezuela
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook