En directo
    Ejército israelí (imagen referencial)

    Niños palestinos van al colegio escoltados por el Ejército israelí

    © REUTERS / Mussa Qawasma
    Reportajes
    URL corto
    120

    TUBA, CISJORDANIA (Sputnik) — Siete niños palestinos van a la escuela cada día con escolta militar israelí para evitar los ataques de los colonos israelíes que residen en el territorio palestino ocupado de Cisjordania.

    Son Kifaah, Shirah, Hamzi, Aisha, Sujud, Yaber y Shok. Tienen entre 6 y 17 años, viven en la aldea de Tuba y van al colegio en Tuwani, una pequeña localidad palestina situada en las colinas de Hebrón, al sur de Cisjordania. La escuela de Tuba es la única que hay para todas las poblaciones palestinas de la zona.

    A mediodía, los niños acaban las clases y se disponen a regresar a su casa, en la aldea de Tuba. Para llegar a sus hogares tienen que recorrer un camino de apenas dos kilómetros. Podría ser un paseo plácido, pero es una pesadilla: el sendero transcurre entre la colonia israelí de Ma'on, establecida en 1981, y el puesto avanzado (asentamiento establecido sin consentimiento oficial previo) de Havat Ma'on, fundado en el 2001.

    Los colonos que residen allí hacen la vida imposible a los escolares, les insultan, les lanzan piedras, a veces les pegan. Los niños no se entretienen, caminan rápido por el sendero polvoriento de tierra y piedras.

    Infografía: Todo lo que hay que saber sobre el conflicto palestino-israelí

    La primera parte del recorrido la hacen acompañados por voluntarios italianos de la ONG cristiana Operazione Colomba, hasta que alcanzan una pequeña zona de bosque. Allí esperan a que llegue una patrulla de soldados israelíes para escoltarlos durante los 700 metros más críticos de un camino público por el que tiene derecho a pasar todo el mundo, pero que solo utilizan los niños por voluntad de los colonos.

    Hace 14 años que el Ejército israelí escolta a los alumnos de la zona por orden del Comité de los Derechos del Niño del Parlamento israelí, después de que se produjeran ataques constantes de colonos contra niños en esos 700 metros de sendero encajonado entre las dos colonias judías.

    "Tengo miedo, en el camino hay colonos que a veces no nos dejan pasar y nos pegan. Tendrías que venir cada día para ver los problemas. La semana pasada vinieron unos colonos e intentaron bloquearnos el paso y nos insultaron", explicó Hamzi, de 14 años, a Sputnik, que les acompañó en su regreso de la escuela a casa.

    "Una de las niñas, Sujud, se cayó hace tres años y se hizo bastante daño al correr para huir de los colonos. Otra vez le tiraron una piedra en la cabeza y el mismo día apuñalaron a su padre cerca del pueblo. Cuando los soldados no aparecen no se atreve a ir al colegio", contó una voluntaria de Operazione Colomba que prefirió no dar su nombre por miedo a represalias.

    "Los colonos hacen lo que quieren, pero nunca hay arrestos ni cargos contra ninguno", aseguró la joven. Los voluntarios, que también han sido blanco de los ataques de los colonos señalaron que todos los niños están traumatizados. Los padres alertan de que se orinan en la cama y tienen pesadillas.

    Tema relacionado: El bloqueo israelí y la crisis política palestina paralizan la labor de hospitales en Gaza

    Un blindado del Ejército israelí se encarga de acompañar a los niños, aunque la patrulla no siempre se presenta a la hora convenida.

    "Desde el principio de año ha habido muchos ataques en la zona, los colonos han cortado olivos. A veces, algunos vienen con energías de otros países, de todo el mundo", señaló Guy Butavia, activista de la ONG Ta'ayush, integrada por israelíes y palestinos y que denuncia la ocupación israelí de Palestina, el racismo y la segregación.

    El activista explicó a Sputnik cómo Israel ha ido colocando estratégicamente una serie de colonias que separan a varias aldeas de la población principal de la zona, Yatta.

    "Han creado una cadena de asentamientos para dividir este área, de manera que los que viven aquí y quieren ir a la ciudad a vender sus productos o a comprar comida o agua —porque las aldeas no están conectadas a la red de suministro, al contrario que las colonias— tienen que dar una vuelta de una hora. Así es como funciona la ocupación: dividen la tierra, los árboles, todo", indicó Butavia.

    El territorio donde se encuentran las aldeas palestinas, de unas 3.000 hectáreas, fue declarado zona militar restringida en los años 70. En 1999, el Ejército israelí expulsó en camiones a unos 700 palestinos que vivían allí desde mucho antes que se iniciara la ocupación de Cisjordania en 1967.

    Te puede interesar: Israel estrena carretera que separa a vehículos de colonos israelíes de coches palestinos

    En el año 2000, el Tribunal Supremo de Justicia de Israel permitió a los desplazados forzosos regresar a sus tierras. Pero desde entonces viven con la amenaza constante de demoliciones de sus viviendas por parte de las autoridades israelíes, que les han confiscado en varias ocasiones los materiales necesarios para vivir dignamente.

    Etiquetas:
    escolta, escuela, niños, Ejército de Israel, Palestina, Cisjordania
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik