Widgets Magazine
En directo
    Personas con retratos del periodista saudí Jamal Khashoggi protestan en Washington (archivo)

    ONU: Arabia Saudí es culpable de la ejecución extrajudicial de Jamal Khashoggi

    © AP Photo/ Jacquelyn Martin
    Oriente Medio
    URL corto
    0 111

    GINEBRA, SUIZA (Sputnik) — La relatora de la ONU, Agnes Callamard, afirmó que tiene evidencias que implican al príncipe heredero de Arabia Saudí, Mohamed bin Salmán, en el asesinato del periodista Jamal Khashoggi el pasado 2 de octubre de 2018 en Turquía.

    "La relatora estableció que existen evidencias creíbles de la implicación de altas personalidades de Arabia Saudí, entre ellas el príncipe heredero", indica el informe de Callamard publicado este 19 de junio.

    Callamard precisó que esas evidencias requieren ser investigadas.

    La relatora también responsabilizó a las autoridades saudíes del crimen.

    "El asesinato de Khashoggi fue un asesinato extrajudicial y la responsabilidad es de Arabia Saudí", señaló.

    Agnes Callamard instó a imponer sanciones internacionales al príncipe heredero saudí y otros implicados en el asesinato de Khashoggi.

    "Se recomienda sancionar a las personas presuntamente implicadas en el asesinato de Khashoggi, incluido al príncipe heredero enfocándose en sus activos personales en el extranjero hasta que no demuestre que no es responsable de la ejecución de Khashoggi", indicó la relatora que dirige una investigación independiente de lo ocurrido.

    Asimismo, llamó al Buró Federal de Investigaciones (FBI) de EEUU a llevar a cabo su propia investigación sobre el asesinato del periodista saudí.

    "Recomendaciones (...) para el Gobierno de Estados Unidos: que inicie una investigación del FBI sobre la ejecución de Khashoggi, si todavía no lo ha hecho, seguida por los procedimientos penales necesarios en Estados Unidos", dice el informe

    Además, Callamard cuestionó las investigaciones realizadas por Turquía y Arabia Saudí y dijo que no corresponden a las normas internacionales, según se desprende del informe.

    Una silueta en la entrada del consulado de Arabia Saudita en Estambul, Turquía
    © REUTERS / Murad Sezer
    "La relatora especial descubrió que ambas investigaciones que llevaron a cabo Arabia Saudí y Turquía, no corresponden a las normas internacionales con respecto a la investigación de muertes ilegales", dice el documento.

    En opinión de Callamard, durante la investigación se cometieron múltiples violaciones procedimentales, en particular, el lugar del presunto asesinato fue limpiado de manera escrupulosa, las pruebas halladas no fueron presentadas, mientras el acceso al Consulado de Arabia Saudí para los representantes de Turquía fue restringido considerablemente.

    Más aquí: "Khashoggi intentaba comprobar uso de armas químicas por Arabia Saudí"

    Callamard llamó a detener el juicio en Arabia Saudí sobre 11 sospechosos en el caso del asesinato de Khashoggi, por no observar los estándares necesarios.

    "Ante la preocupación en torno al proceso judicial contra 11 sospechosos en Arabia Saudí, la relatora especial llama a detener este proceso judicial", dice el documento.

    El documento fue publicado en vísperas de la presentación oficial del análisis de resultados de la investigación en el marco de la 41 sesión del Consejo para Derechos Humanos de la ONU.

    Khashoggi, conocido por sus críticas a las autoridades saudíes, fue visto con vida la última vez el 2 de octubre pasado, cuando entró en el consulado de su país en Estambul para recoger algunos documentos.

    El periodista fue estrangulado y descuartizado en la sede diplomática, según la Fiscalía turca.

    Temas relacionados: Estas son las ejecuciones sumarias en la investigación sobre el caso Khashoggi

    De acuerdo con una investigación de la justicia saudí, el periodista fue asesinado por agentes de inteligencia que debían repatriar al periodista al país, pero "abusaron de sus poderes".

    Mecanismo para investigar asesinatos de periodistas

    La relatora especial de la ONU llamó a la Asamblea General y el Consejo para los Derechos Humanos a crear un mecanismo para investigar asesinatos de periodistas y defensores de derechos humanos.

    ​Recomendamos "a la Asamblea General de la ONU y el Consejo de la ONU para los DDHH que establezcan una herramienta válida para investigar asesinatos u otros actos de violencia dirigidos contra periodistas, defensores de los derechos humanos u otras personas atacadas por sus actividades pacíficas o expresión de opinión", dice en el informe de Callamard.

    Agregó que ese mecanismo debe investigar los ataques de acuerdo con las normas judiciales internacionales, preparar la documentación necesaria para juicios independientes y justos, así como determinar otras medidas de enjuiciamiento a los culpables, incluso a nivel político y diplomático.

    Además, la relatora especial llamó al Consejo de Seguridad de la ONU a celebrar una reunión informal para evaluar las consecuencias del asesinato del periodista saudí Jamal Khashoggi para la seguridad de los empleados de los medios y los defensores de los derechos humanos.

    El asesinato de Khashoggi, según Callamard, "tiene un impacto internacional duradero" y constituye "un delito internacional por el cual los Estados deben exigir una jurisdicción universal".

    Asuntos relacionados: "La política de Trump le dio a los saudíes la sensación de que lo tienen todo permitido"

    Callamard presentará el 26 de junio su informe ante el Consejo de Derechos Humanos de la ONU en Ginebra.

    Etiquetas:
    culpables, ejecución, ONU, Jamal Khashoggi, Arabia Saudí
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik