19:30 GMT +310 Diciembre 2019
En directo
    La bandera de Turquía

    El eje Azerbaiyán-Georgia-Turquía y el frágil equilibrio de poderes en el Cáucaso

    © CC0 / Pixabay
    Opinión & Análisis
    URL corto
    0 60
    Síguenos en

    Turquía tiene una enorme influencia en Azerbaiyán y Georgia, no obstante, existen muchos obstáculos para crear un eje Bakú-Tiflis-Ankara, señala Gevorg Mirzayán, docente del Departamento de Ciencias Políticas de la Universidad de Finanzas de Rusia, en un artículo para Sputnik.

    "Turquía se está alejando del curso europeo y prioriza Oriente Medio y Oriente Próximo, así como el espacio postsoviético", afirma el autor, que cita al docente de la Academia Diplomática Vladímir Avatkov.

    No obstante, en el proceso de acercamiento entre Azerbaiyán, Georgia y Turquía hay muchos 'peros'.

    Más: Arrancan los ejercicios militares conjuntos de Turquía y Azerbaiyán

    Azerbaiyán

    Sin duda, el principal aliado de Turquía en la región es Azerbaiyán. Entre ambos países existe una estrecha cooperación política, subraya el autor. Además, muchos azerbaiyanos estudian en Turquía, lo que ayuda a Ankara a moldear la visión de la nueva generación de ciudadanos del país.

    No obstante, la posición de los kemalistas y simpatizantes de la izquierda turcos hacia los azerbaiyanos es más bien fría.

    Además, tampoco hay que exagerar la disposición de Ankara para cumplir con sus compromisos militares y políticos con respecto a Bakú. El país otomano suministra armas a Azerbaiyán, sin embargo, muchos expertos opinan que Turquía no se atrevería a apoyar militarmente de forma abierta a Azerbaiyán en caso de que se produjera una escalada en el conflicto de Nagorno Karabaj, teniendo en cuenta una respuesta garantizada de Rusia y sin contar con el apoyo de la OTAN.

    Lea también: Azerbaiyán moviliza 1.000 soldados para las maniobras militares con Turquía

    Por lo tanto, una parte de las autoridades de Bakú ve la cooperación turco-azerí como un recurso exclusivamente táctico, relacionado con la 'cuestión armenia' y los negocios de petróleo y gas.

    Georgia

    En Georgia, a primera vista, la posición de Ankara también es fuerte. "Turquía es uno de los mayores socios comerciales y uno de los mayores inversores en la economía georgiana. Existen elementos de integración: el aeropuerto de Batumi —una importante ciudad costera— opera de acuerdo con las reglas de los aeropuertos turcos internos. Además, hay un impacto cultural con liceos turcos, programas universitarios…", señala Nikolái Siláev, científico del Centro de Estudios de Problemas del Cáucaso y seguridad regional de la Universidad MGIMO.

    Incluso el negocio de la restauración en Georgia está parcialmente controlado por ciudadanos turcos, añade Vladímir Avatkov.

    La posición de Ankara se volvió particularmente fuerte tras la guerra de agosto de 2008, cuando desapareció el contrapeso que realizaba Rusia.

    No obstante, las fuerzas de derecha en Georgia no se fían de Turquía, sobre todo, teniendo en cuenta la expansión económica otomana en la región de Adjaria, donde según algunos expertos Turquía se ha convertido en una amenaza para la soberanía del país, no en la faceta económica, sino también en la política. Ante esta situación, ya hay voces que piden sumar a Rusia a la ecuación para recuperar el equilibrio perdido.

    EEUU no ayuda

    Según el periodista, al menos dos factores impiden el dominio de Turquía en el Cáucaso: Moscú y Teherán. Mientras que los iraníes están trabajando principalmente en Armenia, el Kremlin está tratando de fortalecer su posición en los tres países, incluyendo a Georgia.

    Ankara no puede echar a Moscú de la región, porque Rusia es demasiado importante para Erdogan y este no puede permitirse volver a empeorar las relaciones con Putin, subraya el autor.

    Tema: Consecuencias del incidente con el Su-24 ruso

    Sistemas de defensa antiaérea armenios durante un desfile militar en Ereván
    © AP Photo / Sedrak Mkrtchyan, PanARMENIAN
    El columnista añade que, en teoría, Turquía podría expulsar a Rusia del Cáucaso con la ayuda de EEUU, pero es muy poco probable que Washington apoye a Ankara en este cometido.

    En primer lugar, Trump no tiene ninguna intención, al menos por ahora, de entrar en conflicto con Rusia en el espacio postsoviético. En segundo lugar, no hay que olvidar que la relación entre los dos países está ahora lejos de ser la ideal. La reunión de Erdogan y Trump no llevó a ningún acuerdo concreto ni en relación con los kurdos, ni sobre el clérigo Gulen. Además, actualmente, el embajador de Turquía en EEUU, Serdar Kilic, acusa a Washington de "ser socio de organizaciones terroristas".

    Más: Embajador de Turquía critica decisión de Washington de enviar armas a kurdos en Siria

    A pesar de la falta de oportunidades reales para crear un verdadero eje Bakú-Tiflis-Ankara, los tres países llevan a cabo ejercicios militares conjuntos para intimidar a alguno de sus objetivos potenciales —Rusia, Armenia o Irán—, con el fin de obtener algunas concesiones.

    Además:

    La construcción del ferrocarril Bakú-Tiflis-Kars está en su fase final
    Moscú: las maniobras de la OTAN en Georgia afectan la seguridad del Cáucaso Sur
    Etiquetas:
    eje, acercamiento, política, cooperación, Azerbaiyán, Georgia, Turquía
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik