22:06 GMT28 Septiembre 2020
En directo
    Europa
    URL corto
    2612
    Síguenos en

    MINSK (Sputnik) — La opositora bielorrusa María Kolésnikova fue detenida esta madrugada en el intento de cruzar la frontera a Ucrania, adonde lograron escapar sus dos acompañantes, reportó la agencia ATN, subsidiaria de la cadena pública de radio y televisión BTRC.

    "[Antón] Rodnenkov y [Iván] Kravtsov han logrado escapar pero Kolésnikova no. Ha sido detenida en la línea fronteriza, mientras que a los fugitivos los están buscando en cooperación con los ucranianos", publicó la agencia en la red social Telegram. 

    Según la agencia ATN, pasaron por el control de aduanas y fronteras pero "perdieron los nervios durante una revisión de su auto".

    "Arrancaron en dirección en Ucrania y por poco atropellan a un guardia de fronteras. A Kolésnikova literalmente la arrojaron desde el auto", publicó.

    El portavoz del Comité de Fronteras, Antón Bichkovski, confirmó que "Rodenkov y Kravtsov abandonaron el territorio de Bielorrusia" y que "Kolésnikova se encuentra detenida en este momento".

    Bichkovski precisó que los tres pasaron por los controles en el puesto fronterizo y se dirigieron en su auto hacia Ucrania, pero al tropezar con otra patrulla aceleraron bruscamente poniendo en peligro a un guardia.

    "Kolésnikova se ha visto fuera del vehículo, de hecho, la han empujado fuera y han continuado su movimiento hacia Ucrania", dijo.

    El lunes 7 de septiembre, varios medios bielorrusos comunicaron que un grupo de desconocidos secuestró a Kolésnikova en el centro de Minsk.

    El Ministerio del Interior bielorruso dijo el 7 de septiembre que no tenía información sobre el incidente.

    Alexandr Lukashenko. presidente de Bielorrusia
    © Sputnik / Viktor Tolochko
    El Comité de Control Estatal y la Policía de Minsk tampoco confirmaron los informes.

    El Consejo de Coordinación publicó en su canal de Telegram que desconoce el paradero actual de María Kolésnikova, Antón Rodnenkov e Iván Kravtsov.

    "Podemos confirmar que María Kolésnikova no había manifestado en el pasado la intención de abandonar Bielorrusia a título voluntario", agregó.

    A su vez, el presidente del Parlamento Europeo, David Sassoli, dijo que el ente está preocupado por la detención de María Kolésnikova.

    "Profundamente preocupado por la detención de María Kolésnikova. Pedimos transparencia total de su caso y la liberación inmediata de todos los presos políticos en Bielorrusia", escribió Sassoli en su cuenta de Twitter.

    Señaló que el Parlamento Europeo apoya al pueblo bielorruso "en su lucha por la democracia".

    Amenazas por rechazo a sacar a Kolésnikova del país

    Horas más tarde Iván Kravtsov declaró que el departamento de investigaciones financieras del Comité de Control Estatal de Bielorrusia le amenazó con abrir un expediente penal contra él si no aceptaba llevar a la opositora María Kolésnikova fuera del país.

    "A los agentes les interesó (...) la posibilidad de trasladar a María Kolésnikova al extranjero, lo justificaron con la necesidad de distensión en el país y una de las propuestas fue que los tres cruzáramos la frontera en mi vehículo personal", dijo Kravtsov en una rueda de prensa en Kiev transmitida por el canal de la agencia ucraniana Ukrinform en Youtube.

    Indicó que tres agentes del departamento de investigaciones, que no se presentaron, le amenazaron con abrir un expediente penal si no aceptaba su propuesta sobre Kolésnikova.

    "Me mostraron unos documentos que, según ellos, confirman unas acciones ilegales relacionadas con mi trabajo anterior y me dijeron que si rechazo la variante en la que están interesados los agentes del orden, se abrirá inmediatamente un expediente penal por un delito tipificado como abuso del poder y, como entendí, los agentes llamaron atención a que se castigaría con penas de entre 5 y 12 años de prisión", comentó Kravtsov.

    El opositor añadió que debatió con Kolésnikova la salida de Bielorrusia y su posición fue que no abandonaría el país bajo ninguna circunstancia.

    María Kolésnikova, que dirigió la campaña del exaspirante a la presidencia Víctor Babariko, actualmente detenido, se convirtió recientemente en una de las figuras más visibles de la oposición bielorrusa. Es miembro de la mesa directiva del llamado Consejo de Coordinación (CC), el organismo creado por los adversarios de Alexandr Lukashenko para liderar el proceso de transición tras unas elecciones presidenciales que la oposición denuncia por fraudulentas.

    ​Las autoridades bielorrusas abrieron un expediente penal contra el CC por un delito, tipificado en el artículo 361 del Código Penal, que castiga con penas de hasta cinco años de cárcel los llamamientos a derrocar el poder o cambiar de forma violenta el orden constitucional en el país. 

    Etiquetas:
    oposición, política, Ucrania, Bielorrusia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook