03:54 GMT +320 Noviembre 2018
En directo
    Donald Tusk, presidente del Consejo Europeo

    Tusk responsabiliza al Reino Unido de la cuestión de la frontera con Irlanda

    © REUTERS / Yves Herman
    Europa
    URL corto
    0 10

    BRUSELAS (Sputnik) — La responsabilidad de la situación creada en torno a la "frontera irlandesa" en las negociaciones sobre el Brexit incumbe al Reino Unido, declaró el jefe del Consejo Europeo, Donald Tusk.

    "El Brexit es, de facto, una decisión política para restablecer la frontera entre la Unión Europea y el Reino Unido, el Brexit es un proyecto para separar el Reino Unido de la UE, no sé cuál será el resultado de las negociaciones, pero sé que el acuerdo del Brexit es al cien por cien responsable del regreso de la cuestión sobre la frontera irlandesa", dijo Tusk en una sesión del Parlamento Europeo.

    La frontera irlandesa sigue siendo el principal obstáculo en las negociaciones entre la UE y el Reino Unido que duran ya 19 meses.

    Las partes deben acordar cómo asegurar el cumplimiento del Acuerdo de Belfast de 1998 y evitar la restauración de la frontera real entre Irlanda del Norte y la República de Irlanda después del Brexit, sin violar la integridad del Reino Unido.

    Actualmente, Irlanda del Norte y la República de Irlanda no están separadas por una frontera, pero la salida del Reino Unido de la UE significa el establecimiento del control fronterizo, ya que el Reino Unido abandona la UE y la Unión Aduanera.

    Daños colaterales del Brexit: Reino Unido podría enfrentar problemas para exportar alimentos

    Para la UE, la opción de mantener la pertenencia de Irlanda del Norte en la unión aduanera sin frontera real es aceptable.

    Por su parte, el Reino Unido cree que su región no puede ser de manera autónoma miembro de la unión aduanera sin frontera.

    En junio de 2016, el Reino Unido celebró un referéndum sobre la salida de la UE, en el que el 51,9% de los británicos votó a favor de abandonar el bloque comunitario.

    Los planes del Reino Unido y la UE para acordar las condiciones del 'divorcio' para este mes de octubre fracasaron y la fecha límite fue aplazada para noviembre.

    Te puede interesar: La primera ministra británica 'descafeína' el Brexit

    Si los 27 y Londres no llegan a un acuerdo en noviembre, existe el riesgo de que no haya tiempo para que los parlamentarios nacionales lo ratifiquen antes de la salida del Reino Unido del bloque, fijada para el 29 de marzo de 2019, lo que podría derivar en un Brexit duro, sin acuerdo y con incertidumbre en torno a las futuras relaciones entre Reino Unido y la UE. 

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik
    Etiquetas:
    fronteras, integridad territorial, Brexit, Donald Tusk, Irlanda, Reino Unido