Widgets Magazine
08:18 GMT +323 Octubre 2019
En directo
    Un tanque destruido en Donbás

    Ucrania entra en el segundo año de la operación militar en Donbás

    © Sputnik / Sergey Averin
    Europa
    URL corto
    Arreglo del conflicto en Ucrania (855)
    0 0 0
    Síguenos en

    Este lunes, 13 de abril, se cumple un año de la llamada operación antiterrorista en Donbás que zanjó profundas heridas en la nación ucraniana y polarizó el mundo.

    Uno de sus principales antecedentes se remonta al 22 de febrero de 2014 cuando Ucrania vivió un violento cambio de poder. Tras sangrientos enfrentamientos que se saldaron con más de un centenar de muertos, el Parlamento cesó al jefe de Estado Víctor Yanukóvich, cambió la Constitución y convocó elecciones presidenciales para el 25 de mayo del mismo año. Alexandr Turchínov fue designado presidente interino.

    Varias regiones del sureste del país pusieron en entredicho la legitimidad de las nuevas autoridades.

    Las protestas estallaron en marzo en Donetsk, Járkov y Lugansk y más tarde se propagaron a Slaviansk, Mariúpol, Enakievo, Magnitogorsk y otras ciudades de la provincia de Donetsk. Los manifestantes reclamaban federalizar el país y convocar un referéndum para decidir el estatus de sus respectivas regiones. En Donetsk y Járkov los activistas tomaron los edificios de la administración regional y en Lugansk se apoderaron de la sede del Servicio de Seguridad.

    El 7 de abril de 2014 el presidente interino Alexandr Turchínov anunció el inicio de una operación antiterrorista. Nueve días después un batallón de la Guardia Nacional partía hacia la ciudad de Slaviansk, que el 12 de abril había sido tomada por activistas del movimiento resistencia popular del Donbás.

    El 2 de mayo empezó la fase activa de la operación militar en Slaviansk. El día 11, tras sendas consultas populares, las provincias de Donetsk y Lugansk se proclamaron Estados soberanos.

    Una anciana en el puente que lleva al aeropuerto de Donetsk reducido a ruinas
    © AP Photo / Vadim Ghirda

    Mientras tanto, como estaba previsto el 25 de mayo de 2014 se llevaron a cabo las elecciones presidenciales en gran parte del país, excepto las zonas abarcadas por el conflicto. En los comicios se impuso el magnate Petró Poroshenko con el 54,7% de los votos.

    Poroshenko asumió su mandato el 7 de junio y dos semanas después las acciones bélicas se habían extendido a toda la provincia de Donetsk. El mandatario manifestó su intención de concluir cuanto antes la operación militar y presentó un plan de paz de 15 puntos, que prometía garantías de seguridad para todos los participantes en las negociaciones y amnistía para todo aquel que depusiera las armas y no hubiera cometido delitos de sangre. También preveía la liberación de todos los prisioneros, así como varias medidas para descentralizar el Estado, preservar el empleo del idioma ruso y reformar la Constitución.

    El presidente ordenó suspender la operación militar por una semana. La tregua duró diez días y el 1 de julio las tropas reanudaron los ataques tomando el control de varias ciudades. Las milicias se replegaron al norte de la provincia de Donetsk.

    A finales de julio, tras duros enfrentamientos, los militares ucranianos empezaron a cruzar en masa la frontera rusa, huyendo de los combates. El mayor "éxodo" se produjo el 4 de agosto, cuando 438 uniformados ucranianos pidieron refugio en Rusia.

    MH17: escenas del lugar de la catástrofe
    © Sputnik / Andrei Stenin

    El 17 de julio en los suburbios de Donetsk fue derribado un avión de Malaysia Airlines que volaba de Ámsterdam a Kuala Lumpur con 298 personas a bordo. Todos sus ocupantes perecieron. Las autoridades de Kiev acusaron de la tragedia a los milicianos, estos rechazaron las imputaciones y declararon que no contaban con medios capaces de abatir una aeronave a tal altura de vuelo.

    En septiembre, bajo mediación de Rusia y la OSCE, los representantes de Kiev y de las autoproclamadas repúblicas de Donetsk y Lugansk pactaron en Minsk un alto el fuego. Acordaron también el repliegue de armamentos pesados, el canje de prisioneros y la entrega de ayuda humanitaria. La intensidad de los combates decayó, pero en ciertos puntos continuaron los enfrentamientos.

    A mediados de enero de 2015 las tropas ucranianas intensificaron los ataques contra Donetsk. Kiev admitió que sus fuerzas realizaban una operación en el aeropuerto de esa ciudad. Moscú, Lugansk y Donetsk le instaron a cumplir los acuerdos de Minsk.

    La bolsa de Debáltsevo
    © REUTERS / Maxim Shemetov

    El 12 de febrero en la capital bielorrusa se reunieron los líderes de Alemania, Rusia, Francia y Ucrania. Paralelamente tuvieron lugar las consultas del Grupo de Contacto, integrado por los delegados de Moscú, Kiev, la OSCE y del sureste de Ucrania. Las negociaciones concluyeron con la firma de dos documentos. El primero, aprobado también por el Grupo, recogía un conjunto de medidas orientadas a implementar los acuerdos de Minsk. Además contemplaba la concesión de un estatus especial a varias zonas de las provincias de Lugansk y Donetsk. El segundo texto era la Declaración de apoyo a estas medidas.

    Cinco días después el Consejo de Seguridad de la ONU aprobaba una resolución de respaldo a los acuerdos de Minsk para poner fin a la crisis.

    Poco después del anuncio del alto el fuego, las hostilidades se reanudaron en Donbás. Las partes se acusaron mutuamente de romper la tregua y aseguraron que se limitaban a responder a los ataques.

    Armisticio en Donbás
    © AP Photo / Vadim Ghirda

    El conflicto se cobró casi 6.100 muertos y más de 15.400 heridos, según datos de la ONU publicados en marzo. Además, ha dejado más de un millón y medio de refugiados y desplazados.

    El presidente Petró Poroshenko comunicó que en la operación en Donbás las tropas sufrieron alrededor de 1.550 bajas mortales. Fuentes militares estiman que las milicias perdieron más de 14.000 hombres.

    A su vez, las autoridades de la República Popular de Donetsk revelaron que en Donbás fallecieron más de 3.000 personas, de ellas medio centenar eran menores de edad.

    La OSCE informó que desde noviembre de 2013 en Ucrania perecieron siete periodistas, seis de ellos en el este del país. Otros 170 resultaron heridos.

    En el sureste de Ucrania murió el reportero gráfico Andréi Stenin de la agencia Rossiya Segodnya.

    Tema:
    Arreglo del conflicto en Ucrania (855)

    Además:

    La OTAN justifica su postura hacia Rusia con Crimea y la crisis de Ucrania
    Ucrania ve en la OTAN una garantía de integridad territorial
    Expresidente ucraniano: Crimea y Donbás son territorios ocupados
    Medvédev: Ucrania debe recuperarse por sí misma pero Rusia le ayudará
    Etiquetas:
    Olexandr Turchínov, OSCE, República Popular de Lugansk (RPL), República Popular de Donetsk (RPD), ONU, Andréi Stenin, Víctor Yanukóvich, Petró Poroshenko, Donbás, Ucrania
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik