Widgets Magazine
En directo
    Militares británicos, foto de archivo

    Tanques, mentiras y dinero: ¿por qué el Reino Unido tiembla ante Rusia?

    CC BY 2.0 / 7th Army Training Command / MOGV-2013-028 Exercise Dynamic Victory
    Defensa
    URL corto
    16422

    El jefe del Estado Mayor del Ejército del Reino Unido, Nick Carter, afirmó que su país no sería capaz de hacer frente a la "guerra híbrida" de Rusia en caso de conflicto. El columnista de Sputnik Andréi Kots analizó la situación en un artículo.

    Según Kots, las declaraciones del alto mando militar británico se pueden comparar con la mítica exclamación del secretario de Defensa de EEUU James Forrestal de la época de la Guerra Fría: "¡Que vienen los rusos!". De acuerdo con Kots, Carter pretende aterrorizar a la opinión pública. Así, el jefe del Estado Mayor británico recuerda que los misiles, vehículos blindados y sistemas de artillería rusos son superiores a los británicos, de manera que "el país es muy vulnerable ante un supuesto ataque por parte de Rusia".

    Nick Carter tiene razón, puesto que si no tenemos en cuenta que el Reino Unido es miembro de la OTAN, perdería en una guerra con Rusia. Moscú tiene un millón de soldados en comparación con los solo 150.000 británicos. En cuanto a los vehículos blindados, Moscú cuenta con 2.700 T-72, T-80 y T-90, además de disponer de 17.000 vehículos en sus almacenes. Frente a estas cifras, Londres solo tiene 227 tanques Challenger II. En lo que respecta a los aviones, Rusia posee más de 3500 aeronaves contra las 900 británicas. Este desequilibrio es también aplicable a otros tipos de armamento como los misiles nucleares.

    Al mismo tiempo, el Reino Unido cuenta con una tradición militar centenaria y tiene una experiencia de combate impresionante. Asimismo, debido a su ubicación geográfica, Gran Bretaña es bastante difícil de atacar. En caso de conflicto, Rusia tendría que ocupar Francia y otros países vecinos antes de alcanzar el Reino Unido y ese es un escenario muy difícil de imaginar, opina el autor.

    Más: El jefe del Ejército británico pide más recursos para hacer frente a Rusia

    Además, el presupuesto militar de Londres es equiparable con el de Moscú y alcanza los 50.000 millones de dólares al año. Ambos países cuentan con una fuerte base industrial, detalló Kots. Asimismo, el Reino Unido es apoyado por la OTAN. Pero, ¿por qué entró en pánico el general británico?

    Según declaró a Sputnik Iván Konovalov, director del Centro de Coyuntura Estratégica, el Reino Unido "nunca tuvo fuerzas terrestres potentes, ya que siempre ha apostado por la Armada". No obstante, "cuando colapsó el Imperio, el Reino Unido llegó a ser controlado por EEUU". 

    El experto indicó que desde el inicio de la Guerra Fría, fue Washington —que desempeña un papel clave en la OTAN— quien garantizó la seguridad de los británicos. 

    "No obstante, tras la llegada de Donald Trump, ninguno de los países miembro de la OTAN confía en que Washington los apoye en caso de urgencia", explicó. Konovalov subrayó que en los últimos años Londres ha reducido considerablemente sus Fuerzas Armadas. En particular, actualmente, la Armada británica no tiene destructores con misiles de crucero, ya que todos los buques del proyecto Daring están atracados en el puerto de Portsmouth debido a diversos fallos. En cuanto al único portaviones británico, el Queen Elizabeth, que se incorporó a la Flota el 7 de diciembre de 2017, tuvo una fuga de agua solo dos semanas después de entrar en servicio. Según indicó el experto, las declaraciones de Nick Carter pueden beneficiar a la corporación británica BAE Systems, que fabrica casi todo el armamento en el Reino Unido. 

    Lea más: La 'amenaza rusa', estrella brillante en el presupuesto militar del Pentágono

    "Es evidente que los jefes de la empresa están interesados en obtener nuevos grandes pedidos", explicó. Agregó que es más fácil influir en los miembros del Parlamento a través de altos mandos militares, ya que "un discurso del pánico pronunciado por un patriota vestido con el uniforme de general" es más "convincente" que los argumentos de un empresario.

    Konovalov detalló que Rusia siempre ha sido un adversario del Reino Unido. 

    "La élite militar y política del país entiende perfectamente que Rusia no va a atacar al Reino Unido. Nuestras Fuerzas Armadas están destinadas a defender el territorio del país. No obstante, Rusia, como adversario militar potencial, es un 'espantapájaros' muy beneficioso para Londres", concluyó. 

    Además:

    El Reino Unido y Polonia acuerdan coordinar lucha informativa contra Rusia
    Inteligencia del Reino Unido: Rusia sigue siendo una amenaza sustancial
    El Reino Unido no cree en la posibilidad de reiniciar las relaciones con Rusia
    Reino Unido está desprotegido "ante Rusia, Corea del Norte y Daesh"
    Etiquetas:
    "amenaza rusa", Nick Carter, Reino Unido
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik