07:47 GMT +318 Noviembre 2017
En directo
    Un submarino de clase Varshavianka (archivo)

    El orgullo de Rusia: dos nuevos submarinos que proyectan auténtico poder

    © Sputnik/ Vitaly Ankov
    Defensa
    URL corto
    Zvezda
    16300350

    Rusia ha realizado la ceremonia oficial de puesta en quilla de dos nuevos sumergibles del proyecto 636.3 Varshavianka —el Petropavlovsk-Kamchatsky y el Volkhov—. Se da así el pistoletazo de salida a la construcción de las embarcaciones, que tuvo lugar el 28 de julio en los Astilleros del Almirantazgo, en San Petersburgo.

    Estos submarinos diésel-eléctricos son el "orgullo de la Armada de Rusia", afirmó el medio Zvezda. El proyecto 636.6 se corresponde con la versión más moderna de los buques de la clase Varshavianka. Seis de estos sumergibles ya han sido construidos por los Astilleros del Almirantazgo y se encuentran actualmente en servicio de la Flota del Mar Negro.

    Durante la exposición militar Army 2016, la compañía y el Ministerio de Defensa de Rusia firmaron un acuerdo para la construcción de seis nuevos submarinos 636.3 para la Flota del Pacífico. Las naves puestas en quilla en San Petersburgo serán las dos primeras unidades en ser construidas bajo este contrato.

    Además, ocho submarinos del Proyecto 636.1 —la versión para la exportación de la clase Varshavianka— han sido fabricados para clientes foráneos. Seis de ellos ya se encuentran en servicio en la Armada de Vietnam, mientras que los otros dos serán utilizados por la Marina de Guerra de Argelia tras la conclusión de la fase de pruebas.

    Lea también: Descubre por qué los nuevos submarinos rusos serán superfurtivos

    Asimismo, están en marcha las negociaciones sobre la posible compra de sumergibles del Proyecto 636.1 por parte de Indonesia, la India y varios otros países del mundo.

    Los sumergibles del Proyecto 636 —las versiones más básicas de la clase Varshavianka— han sido diseñados para el combate contra buques submarinos y de superficie, la defensa de las bases navales, las zonas costeras y las vías marítimas, entre otras tareas.

    Estos buques, además, cuentan con doble casco con contornos modernos y una alta flotabilidad. El submarino está compuesto de seis compartimentos aislados y resistentes al agua, lo que permite que la embarcación se mantenga a flote y preparada para al combate incluso durante una posible inundación de uno de sus compartimentos. 

    Lea también: Los submarinos rusos se 'disfrazan' de ballenas

    Las versiones modernizadas, los 636.6, poseen tecnología furtiva —stealth— capaz de reducir el nivel de ruido de la nave y hacer que se confunda con el sonido del propio mar. Además, cuentan con los más avanzados sistemas de a bordo. Estos buques están equipados con seis tubos lanzatorpedos de calibre 533 mm, con 18 torpedos y misiles de lanzamiento submarino.

    Los Astilleros del Almirantazgo son la planta más antigua de construcción naval de Rusia. Desde su fundación en 1704, ya se han fabricado allí más de 3.000 embarcaciones, incluyendo cientos de submarinos, de los cuales decenas siguen todavía hasta nuestros días en servicio de la flota rusa. En las Armadas de China, la India, Argelia, Vietnam y otros países también sirven barcos producidos por estos astilleros rusos.

    Vídeo: El poder y la belleza de la flota submarina de Rusia

    Además:

    Rusia terminará antes de 2020 la serie de submarinos para su Flota del Pacífico
    Los cinco sumergibles de Rusia más temidos por sus enemigos (fotos)
    La Flotilla del Mediterráneo rusa recibirá submarinos Varshavianka
    Etiquetas:
    submarinos, Varshavianka (submarino), Astilleros del Almirantazgo, Armada de Rusia, Rusia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik