15:13 GMT26 Septiembre 2020
En directo
    Defensa
    URL corto
    9329
    Síguenos en

    La India quiere hacerse con todas las tecnologías del caza de quinta generación ruso-indio, según informaron los medios del país asiático. La postura de los militares indios es comprensible, pero inasumible, opina un experto militar ruso.

    La transferencia de tecnologías es la condición clave para que la India participe en el proyecto, según una fuente del Ministerio de Defensa indio citada por Times of India. Además, la situación actual, en la que empresas indias se encargan del ensamblaje de los Su-30MKI con piezas importadas de Rusia es "un error", según el periódico.

    Al mismo tiempo, tanto en las colaboraciones anteriores como en el actual proyecto de construir el caza de quinta generación llamado Future Generation Fighter Aircraft —FGFA, por sus siglas en inglés—, la transferencia tecnológica se ve obstaculizada por algunos factores, explicó Alexéi Leonkov, experto ruso en temas de defensa consultado por el portal Life.

    "En el marco del programa 'Make in India' —Producir en la India, en español— ya hace muchos años que [los indios] tratan de impulsar la producción local de cualquier proyecto conjunto. Siempre buscan acordar que la India se haga con una parte de las tecnologías", comenta el experto.

    Pero en el caso del avión FGFA, que es "cien por cien fruto de las innovaciones rusas", eso es un exceso, agrega.

    La industria india, por el momento, no tiene las capacidades necesarias para establecer la producción de una aeronave de quinta generación, en particular, para fabricar sus motores y fuselajes, afirma el experto.

    En cuanto a la maquinaria aérea, la India sí que es bastante competente, reconoce Leonkov. Sin embargo, "transferir [todas] las tecnologías de quinta generación a un país que apenas ha desarrollado cazas de combate sería 'enterrarlas' [esas tecnologías]".

    Lea también: El nuevo motor del caza ruso T-50 supera a sus competidores estadounidenses

    El deseo de Nueva Delhi es comprensible, ya que toda nación busca siempre garantizar su independencia tecnológica en cuanto al armamento avanzado. No obstante, los proyectos conjuntos anteriores con Rusia —el del Su-30MKI y el tanque T-90— se desarrollaron a través de una 'división de responsabilidades' entre ambas partes.

    "Lo mismo ocurrirá probablemente con el caza FGFA, aunque las negociaciones van a ser intensas", concluyó Leonkov.

    A su vez, el analista ruso Konstantín Sivkov, presidente de la Academia de Problemas Geopolíticos, considera probable que acabe habiendo una transferencia parcial de estas tecnologías ya que "es natural que si colaboramos en el proyecto, tengamos que compartir las tecnologías".

    Al mismo tiempo, cualquier transferencia tecnológica debería tocar exclusivamente la 'variante de exportación' —es decir, ser inferior a la variante rusa—.

    "El paquete completo [de las tecnologías], seguramente, no será entregado. Pero hay que recordar que nada impedirá a los indios desmontar el primer caza recibido y analizar todo lo que no ha sido transferido. En este sentido, se puede ver su propuesta como una especie de 'juego limpio': piden las tecnologías abiertamente y de antemano, para no ocultar que las copiarán en el futuro", señala Sivkov en declaraciones recogidas por Sputnik.

    Además:

    La India aprecia la cooperación con Rusia
    "Empresarios de la India deben dar prioridad a la cooperación con Rusia"
    La India quiere desarrollar el caza de 5ª generación con Rusia
    Etiquetas:
    armas, tecnología, la India
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook