06:29 GMT +319 Noviembre 2018
En directo
    Sede de Odebrecht

    Estas son las principales constructoras latinoamericanas envueltas en escándalos de corrupción

    © REUTERS / Janine Costa
    América Latina
    URL corto
    121

    El Lava Jato en Brasil y el "cuadernogate" en Argentina han puesto a las empresas constructoras y de energía en el centro del escándalo. Te contamos cuáles son las principales de ellas.

    Brasil:

    Odebrecht

    La principal implicada en el escándalo de corrupción nació en 1944. Opera en América, Europa, parte de Asia y África. Fue fundada por Norberto Odebrecht y era dirigida por su nieto Marcelo Odebrecht cuando estalló el caso Lava Jato en 2014.

    El exdirector ejecutivo, que hoy vive en prisión domiciliaria en Brasil, confesó que ofreció sobornos a altas autoridades de distintos países en toda América Latina para ganar licitaciones.

    La operación Lava Jato reveló un enorme aparato montado para el pago de sobornos a las altas esferas gubernamentales de América Latina. La confesión ha venido de los propios exfuncionarios de las empresas involucradas, que hoy colaboran con la justicia de Brasil.

    Camargo Correa

    La constructora Camargo Correa también fue blanco de la Operación Lava Jato. El conglomerado, que actúa en diferentes países de Latinoamérica, África y Europa, admitió que entre 1998 y 2014 fraguó al menos 21 procesos de concesión pública.

    La mayor parte de las licitaciones ocurrió entre 2008 y 2014, en las obras para el Mundial de Fútbol de 2014 y los Juegos Olímpicos en Río de Janeiro en 2016.

    El grupo firmó un acuerdo con la Fiscalía en el cual se comprometió a devolver cerca de 220 millones de dólares. En junio de este año anunció que operará con el nuevo nombre de "Mover", para intentar borrar los escándalos de corrupción de los últimos años.

    OAS

    El Grupo OAS, fundado en Salvador de Bahía, con sede en São Paulo, actúa en diversos países del mundo en el ramo de la ingeniería civil. Está formado por la Constructora OAS, que opera en la construcción civil y pesada, OAS Empreendimentos, en el mercado inmobiliario y OAS Inversiones, en infraestructuras y concesiones de servicios públicos y privados. El Grupo presta servicios de ingeniería y construcción en 22 países de Sudamérica, Centroamérica, Caribe y en el continente africano.

    En agosto de 2015, la justicia condenó el expresidente del grupo Leo Abeto, y al director del área internacional, Agenor Medeiros, por corrupción activa, lavado de dinero y organización criminal.

    De acuerdo con la acusación, OAS gastó unos 333.000 dólares en reformar y amueblar un triplex en Guarujá que sería para uso de la familia Lula, pese a que su nombre no aparece en los papeles de propiedad. Según la Fiscalía, Lula habría recibido en total unos 727.000 dólares en ventajas indebidas de la OAS.

    Argentina:

    Esuco

    Carlos Wagner, extitular de la Cámara Argentina de la Construcción, es hasta ahora el principal "imputado colaborador" en la investigación de la ruta de los sobornos en Argentina. Esuco recibió múltiples contratos de obra pública durante los Gobiernos de Néstor y Cristina Kirchner (2003-1015).

    Según La Nación, la empresa era, en 2015, la séptima entre las mayores contratistas del Estado. Esuco fue parte de la construcción del Centro Cultural Kirchner en Buenos Aires.

    Techint

    La empresa más importante de la Argentina tiene varios satélites, entre ellos Tenaris, Ternium, Tecpetrol y Techint Ingeniería y Construcción, que firmó cinco contratos durante los Gobiernos de Néstor y Cristina Kirchner: un tramo del Gasoducto del Nordeste; montaje de cañerías de la central nuclear Atucha II; pavimentación de 31 kilómetros de ruta nacional 3; 33 kilómetros de ruta nacional 14 y reparación y mantenimiento de 105 kilómetros de ruta nacional 40.

    La empresa de Paolo Rocca reconoció que pagó sobornos en 2008 cuando fue nacionalizada la subsidiaria de Techint en Venezuela.

    Electroingeniería

    Fundada por Osvaldo Acosta, la empresa cordobesa tuvo poca participación en obras públicas antes de 2003. La empresa fue la segunda mayor contratista del país durante el kirchnerismo, según datos del Ministerio de Planificación en 2015. Ganó la licitación de las represas ‘Néstor Kirchner' y ‘Jorge Cépernic' en la provincia de Santa Cruz, actualmente suspendidas. La firma tiene su sede principal en Córdoba, pero se extendió a todo el país. Compró el canal 360 TV y Radio Del Plata. Gerardo Ferreyra, su vicepresidente, está, actualmente preso.

    Audio: La construcción, madre de la corrupción latinoamericana

    IECSA

    La firma constructora, que hoy pertenece a Marcelo Mindlin, era parte de Socma, el emporio de Franco Macri, padre del actual presidente. La firma fue una de las empresas de ingeniería civil más grandes del país y adjudicataria de importantes concesiones. A partir de 2004, cuando Socma entró en un acuerdo preventivo extrajudicial, Franco le vendió IECSA a su sobrino Ángelo Calcaterra, el segundo arrepentido público de haber pagado sobornos en el escándalo del "cuadernogate".

    La constructora es parte de la unión de empresas encargadas del millonario proyecto de soterramiento de las vías del tren Sarmiento (en el cual también participa Odebrecht), que cubre la estratégica zona oeste del gran Buenos Aires. Cuando Mauricio Macri asumió la presidencia en 2015, Calcaterra vendió la firma a Mindlin.

    Grupo Roggio

    El Grupo Roggio es una constructora con casi 100 años en el país. Se la conoce por tener la concesión del subterráneo porteño, pero también por otros trabajos clave de ingeniería, transporte, servicios ambientales, agua y saneamiento.

    En mayo pasado, el juez federal Sebastián Casanello procesó a Aldo Benito Roggio (BRH) en la causa Odebrecht en la Argentina.

    Roggio se convirtió en "imputado arrepentido" este 15 de agosto y confesó haber pagado sobornos correspondientes al 5% de los subsidios que recibía del Gobierno por los servicios de transporte que opera el Grupo, entre ellos, el ferrocarril Urquiza y Metrovías, la operadora del subterráneo capitalino.

    Perú:

    Graña y Montero

    En 2017 la constructora fue incluida en las investigaciones por el pago de sobornos como "tercero civil responsable" por la construcción de la línea uno del metro de Lima, pues Odebrecht reveló que pagó ocho millones de dólares en coimas por esta obra.

    Relacionado: "¡Qué pobres estuvimos esta semana, eh!": salen a la luz sobornos millonarios del kirchnerismo

    José Graña Miró Quesada, quien fue durante décadas el presidente del directorio, fue arrestado junto a otros cuatro ejecutivos. Graña es el  mayor accionista del Grupo El Comercio, dueño del diario del mismo nombre.

    Con anterioridad, la Corte Superior de Lima había excluido a Graña y Montero y GyM S.A. (consorciadas de Odebrecht) del proceso penal por el delito de colusión en el caso del Corredor Vial Interoceánico Sur, proyecto por el cual la constructora brasileña pagó un soborno de más de 20 millones, según publicó RPP Noticias.

    El grupo está conformado por 26 empresas de ingeniería e infraestructura que han participado en el desarrollo de proyectos en 13 países de América Latina y es la compañía más antigua y grande de Perú​.

    ICCGSA y JJ Camet

    El Equipo Especial Anticorrupción del ministerio Público de Perú también había incluido en las investigaciones a los representantes de otras dos importantes empresas: JJ Camet Consultores Generales y el grupo de Ingenieros Civiles y Consultores Generales S.A. (ICCGSA).

    Se les imputa haberse aliado con Odebrecht para pagar un soborno de 20 millones al expresidente Alejandro Toledo, a cambio de la adjudicación de la construcción de los tramos dos y tres de la carretera Interoceánica Sur.

    Por su parte, el empresario Fernando Camet Piccone, gerente general de JJ Camet, se mantiene en prisión preventiva por los delitos de colusión y lavado de activos, relacionados con la coima de Toledo.

    Marcelo Odebrecht admitió haber pagado 29 millones de dólares en sobornos en Perú.

    También: Documentos de petrolera mexicana Pemex revelan sobornos de Odebrecht

    Colombia:

    En Colombia, Odebrecht habría pagado 11 millones de dólares entre 2009 y 2014 por concesiones en la gigantesca obra de la Ruta del Sol. Además de los funcionarios imputados, fueron detenidos el empresario Enrique José Ghisays Manzur, a través de cuya compañía se transfirieron 6,5 millones de dólares y Andrés Alberto Cardona Laverde, de la junta directiva de la empresa ACC Ingeniería, subcontratista del consorcio Tunjuelo-Canoas, al que le fue adjudicada la descontaminación del río Bogotá.

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik

    Además:

    "No pueden ser los corruptos quienes lideren la lucha contra la corrupción"
    El Bronco: el candidato independiente que quiere cortar la mano a los corruptos en México
    China hace regresar al país a más de 4.000 funcionarios corruptos en 3 años
    Etiquetas:
    coimas, sobornos, construcción, constructoras, empresas, corrupción, América Latina