Se ha registrado correctamente
Por favor, haga clic en el enlace del correo electrónico enviado a
Economía (imagen referencial) - Sputnik Mundo
Economía
Sputnik te explica procesos económicos complejos en palabras simples.

La sombra de Trump sobre el libre comercio de México, EEUU y Canadá

© REUTERS / Jonathan ErnstRepublican U.S. presidential candidate businessman Donald Trump speaks to someone offstage during a commercial break at the Republican U.S. presidential candidates debate sponsored by CBS News and the Republican National Committee in Greenville, South Carolina February 13, 2016.
Republican U.S. presidential candidate businessman Donald Trump speaks to someone offstage during a commercial break at the Republican U.S. presidential candidates debate sponsored by CBS News and the Republican National Committee in Greenville, South Carolina February 13, 2016. - Sputnik Mundo
Síguenos en
CIUDAD DE MÉXICO (Sputnik) — Una eventual revisión del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) permitiría incluir lo mejor de las partes: la ley laboral mexicana y las leyes ambientales de EEUU y Canadá, dijo a Sputnik Nóvosti el economista Américo Saldívar.

"Desde 1994 he propuesto que los tres países intercambien sus virtudes: la avanzada ley laboral mexicana, a cambio de la ley ambiental de EEUU y Canadá, entre las mejores del mundo", dijo el académico del posgrado de Economía en la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

Los presidentes Enrique Peña, de México, Barack Obama, de EEUU, y Justin Trudeau, el primer ministro de Canadá, comenzaron en Ottawa la octava Cumbre de Norteamérica - Sputnik Mundo
Peña, Obama y Trudeau relanzan cuestionado libre comercio de Norteamérica
Más de dos décadas después de entrar en vigor, el acuerdo trilateral está bajo el fuego del candidato presidencial republicano Donald Trump, que lo considera "el peor de la historia" de EEUU.

El Gobierno mexicano se limita a enfatizar el exitoso incremento comercial: ha disparado 300 por ciento el comercio trilateral y 500 por ciento el comercio con EEUU, al récord histórico de 530.000 millones de dólares en 2015, más de 80 por ciento de sus intercambios totales.

Aún así, México ha respondido que, 22 años después de su entrada en vigor, "está en la disposición de modernizar y actualizar este tratado, si así lo plantean nuestros otros dos socios comerciales", dijo la canciller Claudia Ruiz el lunes pasado.

Crítica de la izquierda

"Desde el punto laboral, el TLCAN ha sido un retroceso para México, no sé de qué se queja Trump, se puede renegociar desde la izquierda o desde la derecha, pero él lo quiere hacer desde la ultraderecha demagógica", dice el autor del libro "La sociología dominante".

El presidente de México, Enrique Peña Nieto, y el  presidente de EEUU, Barack Obama - Sputnik Mundo
Presidentes Peña Nieto y Obama ratifican "alianza estratégica" de México y EEUU
Un balance académico indica que los mayores beneficios del libre comercio han sido para EEUU: "las maquiladoras con capital extranjero han inundado el norte de México, gracias a la mano de obra barata, y la mejor muestra es la industria automotriz, Trump no sabe de lo que está hablando".

El pacto comercial sí tiene materias pendientes: "quedaron pendientes capítulos en materia de derechos laborales y tránsito de personas, pero las críticas desde la demagogia no tienen fundamento", puntualiza el investigador educado en Moscú en los años 1970.

Donald Trump, candidato a la presidencia de EEUU - Sputnik Mundo
En México todos tienen a Trump en la cabeza
Saldívar apela al pronóstico del cineasta Michael Moor quien califica al candidato republicano como "payaso a tiempo parcial, un sociópata a tiempo completo", y retoma su crítica a la democracia estadounidense, que ha explicado un triunfo del magnate republicano: "xenofobia y supremacía masculina blanca ante movimientos sociales igualitarios".

Esas razones ultraconservadoras "se expresan en la crítica del líder conservador infundada al TLCAN, la promesa de empleo con el fantasma del trabajo de los migrantes latinos, es falsa", afirma el académico.

La otra explicación, dice Saldívar, es la derechización y el temor psicológico de los estadounidense a todo el resto del mundo, "pilar de la derecha xenófoba y aislacionista".

Nuevo paradigma

Si se toma en serio la necesidad de renegociar el TLCAN, dice el autor de una docena de libros sobre sociología del desarrollo, debería hacerse desde las extensos argumentos de la izquierda: la destrucción del medioambiente, la impunidad de la minería y las industrias extractivas.

Enrique Peña, Justin Trudeau y Barack Obama - Sputnik Mundo
Norteamérica firma ambiciosa alianza por el clima y energía limpia
Por su parte, Carlos Heredia, investigador del reconocido Centro de Investigación y Docencia Económica (CIDE) dice que "con o sin fundamento, es verdad que hay millones de personas en EEUU, Canadá y México que se siente excluidas".

Heredia, quien es miembro del consejo consultivo del Instituto de México en el Centro Woodrow Wilson de Washington, afirma que la reciente cumbre de líderes de Norteamérica en Ottawa, Canadá, "siguieron la inercia, no estamos en una nueva era en América del Norte y no se plantea nada para mejorar la movilidad laboral".

Un muro - Sputnik Mundo
Trump reitera la promesa de levantar un muro en la frontera con México
El académico del CIDE considera que el reciente voto en el referendo para que el Reino Unido salga de la Unión Europea, conocido como Brexit, "cambia el paradigma tradicional de pobreza y desigualdad, que considera pobres a los desempleados, por el nuevo paradigma de que los pobres son también quienes tienen empleos precarios".

Por su parte, Luis de la Calle, uno de los artífices mexicanos de TLCAN, afirma en un ensayo que no se debe simplificar el libre comercio como un trato de ganar-ganar para todos, popular en las élites.

"El crecimiento del comercio puede perjudicar a muchas personas, y desde hace unas décadas la globalización ha sido probablemente, en términos netos, una fuerza deprimente para la mayoría de los trabajadores de EEUU", afirma el economista.

Pero el proteccionismo que promueve Trump no es la única manera de combatir esa presión: "muchas cosas malas que asociamos con la globalización en América han sido en realidad decisiones políticas, las consecuencias no ocurrieron en otros países avanzados (Canadá o Dinamarca), a pesar de que esos países se enfrentaron las mismas fuerzas globales", puntualizó. 

Lo último
0
Recientes primeroAntiguos primero
loader
Para participar en la conversación,
inicie sesión o regístrese.
loader
Chats
Заголовок открываемого материала