Widgets Magazine
07:21 GMT +316 Septiembre 2019
En directo
    Banderas de China y EEUU

    Primer ministro ruso: la guerra comercial de China y EEUU influye en la economía de Rusia

    © AP Photo / Ted S. Warren
    Rusia
    URL corto
    490
    Síguenos en

    MOSCÚ (Sputnik) — Rusia tendrá que ajustar su ritmo de crecimiento económico teniendo en cuenta la desaceleración de la economía mundial causada por la guerra comercial entre China y Estados Unidos, declaró el primer ministro ruso, Dmitri Medvédev.

    "La economía mundial se ralentiza" debido a la guerra comercial entre Washington y Pekín, por lo tanto, Rusia tendrá que "tomar decisiones para ajustar el ritmo de su desarrollo" económico, dijo Medvédev al canal Rossiya 24.

    Explicó que el ritmo económico depende de lo que sucede en el escenario político mundial.

    En estos momentos, el ritmo del crecimiento económico de Rusia "no corresponde con los pronósticos" y las aspiraciones del Gobierno ruso, indicó el primer ministro.

    Además de la ralentización de la economía mundial y la guerra comercial de Pekín y Washington, el crecimiento económico ruso se ve afectado también por las sanciones impuestas contra Rusia por Occidente, así como "un gran número de varios otros problemas", señaló.

    Subrayó que eso no significa que "sea imposible hacer algo" al respecto.

    "Por eso se están desarrollando los proyectos nacionales, por eso nos esforzamos en cambiar nuestra economía", puntualizó Medvédev.

    Agregó que hace poco abordó con el Gabinete de Ministros las medidas para acelerar el ritmo de crecimiento económico del país.

    "En la actualidad, se está elaborando un pronóstico, que incluirá, según tengo entendido, dos escenarios, uno óptimo y el otro más complejo", reveló el primer ministro ruso.

    Explicó que el escenario óptimo supone que Rusia alcance gradualmente el ritmo de crecimiento económico deseado.

    "En general, disponemos de los recursos para hacerlo", afirmó.

    China y EEUU, las dos mayores economías del mundo mantienen una guerra arancelaria y han intercambiado desde junio de 2018 varias baterías de tasas recíprocas, al tiempo que celebran negociaciones para lograr un acuerdo sobre su intercambio comercial.

    ​El 11 de septiembre el Comité de Tarifas de China publicó una lista con 16 productos estadounidenses que serán eximidos de las tasas adicionales de importación a partir del 17 de septiembre, la medida estará vigente durante un año hasta el 16 de septiembre de 2020.

    Sanciones a Occidente

    Además, Medvédev declaró que Rusia no será la primera que dé el paso de abolir las sanciones a Occidente pero no descarta discutirlo si hace falta con los países interesados.

    "Si por ejemplo la Comisión Europea, si hablamos de la Unión Europea, u otros países están listos para levantar las sanciones, nosotros vamos a considerar la respuesta", dijo Medvédev.

    Medvédev dejó claro que Rusia no va a pedir a Occidente que levante las sanciones.

    "Moscú no va a reducir o cancelar ninguna medida para que ellos se nos acerquen, porque no estaría bien desde el punto de vista ético de las negociaciones y de la rendición de cuentas", dijo.

    Medvédev indicó que las sanciones afectan las inversiones en Rusia.

    "La atmósfera general, si hablamos de las inversiones extranjeras, está contaminada por estas decisiones", señaló el primer ministro ruso y agregó que este tema siempre es discutido por los líderes de Estados y Gobiernos y todos coinciden en el impacto negativo de las sanciones.

    Medvédev además puntualizó que la cancelación del embargo alimentario impuesto a la UE es "un asunto delicado" ya que es necesario pensar "no solo en hacer las paces con la UE", sino también en tener en cuenta los intereses de "los productores rusos, especialmente los agricultores".

    Los agricultores, según el primer ministro, piden al Gobierno ruso que no levanten las sanciones alimentarias por que estas afectan de manera positiva el desarrollo del mercado nacional de alimentos.

    Rusia, según Medvédev, siempre examina los problemas internos y externos con los actores del mercado en el marco del Comité de Inversiones Extranjeras, formado por las 30 mayores compañías a nivel global.

    ​Las relaciones entre Moscú y Occidente empeoraron a raíz de la situación en Ucrania y la reincorporación de Crimea a Rusia tras el referéndum celebrado en marzo de 2014, en el que más del 96% de los votantes avaló esta opción.

    Ese mismo año, EEUU, la Unión Europea y otros países aprobaron varios paquetes de sanciones contra Rusia.

    Moscú, que respondió a las sanciones con un embargo alimentario, ha subrayado en reiteradas ocasiones que no es parte del conflicto en Ucrania.

    Etiquetas:
    Europa, Occidente, Crimea, sanciones, economía, guerra comercial, China, EEUU, Rusia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik