16:37 GMT19 Septiembre 2020
En directo

    Incontinencia urinaria: cómo tratar la afección que millones sufren sin saberlo

    Big Bang
    URL corto
    0 160
    Síguenos en

    A pesar de que 400 millones de personas la padecen en el mundo, el 50% piensa que es normal y no recurre al médico. La incontinencia urinaria afecta sobre todo a mujeres que tuvieron embarazos y partos naturales, en especial durante la posmenopausia, pero también a los hombres. Te contamos cuáles son los últimos tratamientos.

    La incontinencia urinaria se produce por un debilitamiento del suelo pélvico y afecta la calidad de vida de las personas y su confianza. Se asocia mucho más a las mujeres, pero los hombres también pueden sufrirla.

    "Se da más en mujeres y sobre todo en aquellas que han tenido embarazos y partos. La presión del abdomen y el parto vaginal dañan las estructuras musculares del piso pelviano. Cuando la mujer tose, se ríe, hace gimnasia o aún en la sexualidad, se le puede escapar una gotita de orina", explicó el uroginecólogo Jorge Elías.

    Es una afección muy frecuente —aunque no por esto normal— que afecta a dos de cada cuatro mujeres que tuvieron partos. En la etapa de la posmenopausia, debido a los trastornos hormonales, lo padecen tres de cada cuatro. Los hombres también pueden tener incontinencia urinaria, aunque en menor medida y por otras razones.

    "El hombre también tiene incontinencia, pero es totalmente diferente. En general se da a una edad más avanzada y se relaciona con patologías prostáticas. Pero está aumentando año a año, tanto en hombres como en mujeres, debido al estrés. La gente piensa que es normal por falta de información", añadió el doctor Elías, experto en tecnologías regenerativas y director del centro Gynestetic en Argentina.

    Los tratamientos van desde las cirugías o medicamentos hasta las últimas tecnologías que utilizan campos electromagnéticos para fortalecer los músculos del suelo pélvico.

    "Una primera gama de tratamientos incluye tecnologías de radiofrecuencias, láseres y electromagnetismo. Esta última es una técnica no invasiva dado que la paciente se sienta en una silla que libera un campo electromagnético que le genera contracciones musculares en el piso pelviano y mejora la función del músculo", concluyó Elías.

    Esto y más en Big Bang.

    Etiquetas:
    menopausia, tratamiento, salud, orina
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook