En directo
    Política
    URL corto
    Investigación del caso Navalni (105)
    0 64
    Síguenos en

    BERLÍN (Sputnik) — El opositor ruso Alexéi Navalni fue dado de alta del hospital Charité en Berlín, donde pasó un poco más de un mes recibiendo tratamiento por un presunto envenenamiento, comunicó el centro médico.

    "Alexéi Navalni, que recibía el tratamiento en el hospital universitario Charité en Berlín desde el 22 de agosto de 2020, fue dado de alta ayer [22 de septiembre]", dice el comunicado.

    La nota indica que el estado de salud de Navalni "mejoró lo suficiente para que pudiera recibir el alta hospitalaria".

    De los 32 días que Navalni pasó en Charité, 24 fue ingresado en cuidados intensivos.

    "Según el progreso del paciente y su condición actual, los médicos tratantes consideran posible una recuperación completa. Sin embargo, todavía es demasiado temprano para evaluar los posibles efectos a largo plazo de su envenenamiento grave", apuntó el hospital.

    El opositor ruso declaró que se propone seguir la recuperación bajo el control de un fisioterapeuta para recuperar el control de algunos movimientos corporales y precisó que ya no necesita tratamiento hospitalario y planea acudir diariamente a un fisioterapeuta y, posiblemente, seguir la recuperación en un centro de rehabilitación.

    "Poder permanecer de pie sobre una pierna. Recuperar el total control de los dedos. Mantener el equilibrio", afirmó el activista en su cuenta de Instagram al revelar el plan de su recuperación.
    View this post on Instagram

    A post shared by Алексей Навальный (@navalny) on

    Según el activista, él no puede lanzar una pelota con la mano izquierda, ni tampoco escribir a mano.

    El 22 de septiembre Navalni hizo su primera publicación política tras su hospitalización, criticando la sugerencia del presidente ruso, Vladímir Putin, que según el diario Le Monde le dijo a su par francés, Emmanuel Macron, que el opositor podría haberse administrado el veneno Novichok por sí mismo.​

    El paradero de Navalni

    Berlín no respondió a las preguntas sobre el paradero de Navalni, y las redirigió a él o a su equipo.

    "En lo referente a dónde está ahora o qué planes tiene, ustedes deben pregúntaselo a él o a su equipo. No es mi competencia", dijo el portavoz del Gobierno alemán, Steffen Seibert, en una rueda de prensa.

    Alemania le desea a Navalni que recupere su salud y sigue llamando a Rusia a aclarar las circunstancias de lo sucedido con el opositor, señaló el portavoz.

    A su vez, el portavoz del Ministerio del Interior, Steve Alter, afirmó que no hay una "respuesta general" con respecto a cuánto tiempo el opositor ruso permanecerá en territorio alemán.

    "No hay ningún plazo fijado, esas cuestiones se resuelven individualmente. En este caso no hay fecha límite a la estancia", explicó Alter.

    El portavoz no reveló los detalles jurídicos de la estancia de Navalni en Alemania, sin embargo, varios medios de comunicación en agosto publicaron informaciones de que el opositor ruso es "invitado de la canciller" federal de Alemania, Angela Merkel.

    Navalni fue trasladado a Berlín el 22 de agosto después de pasar dos días en un hospital de la ciudad rusa de Omsk, donde fue ingresado tras perder el conocimiento durante un vuelo procedente de la ciudad de Tomsk.

    En el hospital de Omsk, Navalni fue inducido en un coma y tratado con atropina, fármaco que suele utilizarse como antídoto para los agentes nerviosos. Sin embargo, los médicos del hospital ruso afirmaron luego que no habían detectado rastros de toxinas en la sangre y la orina del paciente, cuya condición atribuyeron a un "trastorno metabólico".

    El 2 de septiembre, el portavoz del Gobierno alemán, Steffen Seibert, informó que los análisis toxicológicos realizados por un laboratorio de las Fuerzas Armadas germanas muestran que Navalni fue envenenado con una sustancia del grupo Novichok, incluido en la lista de sustancias prohibidas de la Convención sobre Armas Químicas.

    El 14 de septiembre, el Ministerio de Exteriores alemán declaró que esa conclusión había sido corroborada también por laboratorios de Suecia y Francia, y que las muestras tomadas a Navalni habían sido proporcionadas a la Organización para la Prohibición de las Armas Químicas (OPAQ).

    El 17 de septiembre se supo que los allegados a Navalni, nada más enterarse de que perdió el conocimiento en el vuelo de Tomsk a Moscú, llamaron a un abogado, subieron a la habitación del hotel en el que se había alojado y recogieron todos los objetos sospechosos, entre ellos una botella abierta de agua mineral que fue enviada a Alemania y en la que expertos habrían encontrado luego los restos de un agente neuroparalizante del grupo Novichok.

    Desde Moscú califican de infundada la versión alemana sobre lo ocurrido con Navalni y dicen esperar las respuestas oficiales a las solicitudes enviadas a Berlín.

    Tema:
    Investigación del caso Navalni (105)
    Etiquetas:
    Rusia, Berlín, Alemania, hospital, Alexéi Navalni
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook