En directo
    Política
    URL corto
    0 100
    Síguenos en

    BERLÍN (Sputnik) — Las amenazas de EEUU de imponer sanciones al gasoducto Nord Stream 2 es una injerencia sin precedentes en la soberanía energética de la UE, declaró el jefe de la Asociación Empresarial Alemana para el Este (OAOEV), Oliver Hermes.

    "Esa injerencia sin precedentes de EEUU en la soberanía energética europea llevará a un déficit de suministros y, en consecuencia, a los precios excesivos", comentó Hermes.

    El 15 de julio, el secretario de Estado de EEUU, Mike Pompeo, anunció que Washington planea extender las sanciones impuestas en virtud de la Ley para Contrarrestar a los Adversarios a través de Sanciones (CAATSA, en inglés) al gasoducto Nord Stream 2 y al segundo ramal de Turk Stream. Las sanciones amenazan las inversiones y otras acciones relacionadas con esos proyectos.

    Pompeo afirmó que no son proyectos comerciales sino herramientas con las que el Kremlin procura explotar y expandir la dependencia europea del suministro de hidrocarburos rusos.

    "La amenaza con sanciones estadounidenses inmediatas contra las empresas europeas que participan en el proyecto Nord Stream 2 muestran el increíblemente bajo nivel de las relaciones transatlánticas", dijo Hermes al señalar que de repente y sin consultas con los aliados europeos, EEUU pone en riesgo de restricciones a unas 120 empresas de 12 países europeos.

    El jefe de la asociación empresarial que representa los intereses de las compañías alemanas en Europa del Este y el espacio postsoviético aseveró que hay en riesgo inversiones por 12.000 millones de dólares.

    Además, los consumidores europeos deben estar preparados para pagar hasta 4.000 millones de euros adicionales al año en caso de renuncia a los suministros de gas por el Nord Stream 2.

    "EEUU atenta contra la competencia libre y honesta y usa las sanciones sin limitaciones para sus intereses económicos, la UE no puede hacer otro que reaccionar con cautela ante ese intento de extorsión", declaró Hermes, "como se anunció antes, la Comisión de la UE debe repeler todos los ataques a su soberanía desde fuera y presentar rápidamente un paquete de medidas severas".

    Indicó que Europa necesita "un escudo eficaz" para proteger a las compañías que se vieron afectadas por las sanciones estadounidenses.

    Hermes también añadió que como resultado de las sanciones de la UE contra Rusia, el comercio ruso-alemán pierde cada año casi 20.000 millones de dólares y las nuevas restricciones son "absolutamente inaceptables". 

    Respuesta de la UE

    A su vez, un portavoz de la Comisión Europea, al comentar las sanciones de EEUU contra el proyecto Nord Stream 2, declaró que la Unión Europea se apega a la transparencia y el estricto cumplimiento de la legislación energética europea e internacional.

    "En primer lugar, no comentamos las amenazas. La UE, en principio, sanciona a todas las empresas involucradas en actividades ilegales. La UE siempre ha abogado por la transparencia y el cumplimiento de la legislación energética europea e internacional. Después de que entrara en vigor la directiva sobre el gas en mayo de 2019, se aplican reglas estrictas a todos los gasoductos en cuanto a los suministros de terceros países", dijo Tim McPhie, portavoz de la CE para el clima y la energía, en una rueda de prensa en Bruselas.

    La construcción del Nord Stream 2, impulsada por una alianza de empresas de Rusia, Alemania, Austria, Francia y los Países Bajos, fue suspendida en diciembre de 2019 después de que Washington amenazara con sanciones a la empresa suiza Allseas, que realizaba las obras.

    De los 1.230 kilómetros de la tubería faltan por construir actualmente menos de 160 kilómetros. El gasoducto constará de dos ramales para transportar anualmente un total de 55.000 millones de metros cúbicos de gas.

    El proyecto fue concebido para diversificar las rutas de suministro de gas ruso a Europa y elevar la seguridad energética.

    Se oponen al nuevo gasoducto EEUU, que busca vender a Europa el gas natural licuado de sus yacimientos de esquisto, y algunos países europeos como Polonia, Letonia y Lituania.

    Etiquetas:
    sanciones, injerencia, Nord Stream 2, EEUU
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook