05:25 GMT +316 Diciembre 2019
En directo
    Boris Johnson, ministro de Asuntos Exteriores del Reino Unido

    Johnson: las discrepancias no excluyen cooperación entre Londres y Moscú

    © REUTERS / Francois Lenoir
    Política
    URL corto
    211
    Síguenos en

    LONDRES (Sputnik) — Rusia y el Reino Unido tienen grandes discrepancias sin embargo las dos naciones deben cooperar en todos los ámbitos posibles, declaró el canciller británico, Boris Johnson, en vísperas de su visita a la capital rusa.

    "Desde luego ni tratarse se puede de un trabajo en 'modo normal', pues nuestras relaciones se ven afectadas por obstáculos importantes, que debemos discutir con toda sinceridad", dijo Johnson al añadir que se refiere sobre todo a las discrepancias en cuanto a la situación en Ucrania, en Siria o en el ámbito de la ciberseguridad, entre otros temas.

    Sin embargo, en opinión del titular del Foreign Office, los dos países deben cooperar donde sea posible.

    "Hay ámbitos donde trabajamos juntos y llegó la hora de que el Reino Unido y Rusia prestemos atención a nuestros intereses comunes", enfatizó.

    Las relaciones entre Moscú y Occidente empeoraron a raíz de la situación en Ucrania y la adhesión de Crimea a Rusia tras el referéndum celebrado en marzo de 2014, en el que más del 96% de los votantes avaló esta opción.

    Ese mismo año, EEUU, la Unión Europea y otros países aprobaron varios paquetes de sanciones contra Rusia.

    Moscú, que respondió a las sanciones con un embargo alimentario, ha subrayado en reiteradas ocasiones que no es parte del conflicto en Ucrania.

    Le puede interesar: Embajada rusa: Londres intenta intimidar a los ciudadanos con la amenaza rusa

    El Reino Unido y Rusia podrían cooperar en los temas relacionados con Irán, Siria y Oriente Medio, dijo Boris Johnson.

    "¡Tenemos numerosos intereses en común!", aseveró Johnson y detalló que "en primer lugar, es Irán".

    Según el jefe de la diplomacia británica, la posición de Londres sobre el asunto iraní "es muy afín a la rusa": "Vemos lo oportuno que es defender el acuerdo sobre el programa (nuclear) iraní (Plan de Acción Integral Conjunto, o PAIC), aspiramos a contener las aspiraciones nucleares (de Irán) e impedir que su programa nuclear se utilice con fines militares".

    Johnson afirmó que "nadie quiere que Irán tenga armas nucleares, no será bueno para el mundo".

    A la vez, en su opinión, el pueblo iraní debe reincorporarse al sistema económico global, debe acceder a las ventajas de formar parte de este, lo que es muy importante".

    Lea también: Occidente se hunde en "fosa séptica" de conspiración y rusofobia

    Además, según el canciller británico, sería "muy útil" que Rusia y el Reino Unido cooperasen sobre Oriente Medio, en particular sobre Siria e Irak.

    Añadió que le interesa conocer visión que tiene su par ruso, Serguéi Lavrov, sobre el futuro de Siria.

    "Lo que está ocurriendo en Siria es una tragedia, continúa habiendo numerosas muertes entre la población civil, y (el presidente sirio, Bashar) Asad sigue siendo responsable por un gran número de fallecimientos, y necesitamos discutir (Rusia y el Reino Unido) cómo avanzar", dijo Johnson.

    Afirmó que Londres "es consciente del aporte ruso en Siria y respeta la aspiración de Rusia de defender sus intereses nacionales en Siria, pero creemos que es necesario encontrar una solución política viable y quiero conocer cómo Serguéi (Lavrov) ve el futuro, el camino por delante", afirmó el titular de Exteriores británico en vísperas de su visita a la capital rusa.

    "Hay preguntas importantes a las cuales todavía nos queda encontrar respuestas", indicó.

    Corea del Norte

    El Reino Unido y Rusia deben impedir que Corea del Norte tenga un misil capaz de alcanzar Londres, Moscú y Nueva York, declaró el canciller británico.

    Johnson añadió que la crisis norcoreana es, de momento, la principal del mundo.

    El líder de Corea del Norte "Kim Jong-un puede obtener un misil balístico capaz de alcanzar no solo Nueva York y Londres, sino también Moscú", advirtió el ministro.

    El canciller señaló que esto podría hacerse realidad en un tiempo de entre unos seis a 18 meses.

    "Se trata de un problema real; Rusia, el pueblo ruso o británico no deben permitir este riesgo", resaltó.

    En este contexto, Johnson llamó a que Rusia y Reino Unido analicen la actitud conjunta para contrarrestar esta amenaza.

    Lea más: El repliegue de tropas rusas de Siria "no afecta" estrategia militar británica

    Precisó que el Gobierno británico no asimila a Rusia con Corea del Norte.

    "No clasificamos a Rusia en la misma categoría que Irán y Corea del Norte, por supuesto que no, y es por una razón muy sencilla, Rusia es y ha sido desde 1949, creo, una potencia nuclear y una potencia nuclear legítima", señaló.

    Johnson recordó asimismo que "Rusia desde la creación de Naciones Unidas es miembro permanente del Consejo de Seguridad al igual que nosotros".

    "Sin duda, no vemos ningún punto de comparación, creemos que Rusia es una potencia digna de respeto con la que tenemos graves discrepancias", explicó al agregar que "las personas pueden tener sentimientos totalmente dispares hacia otras personas con la que tienen relaciones muy cercanas".

    El Brexit

    Las autoridades británicas carecen de datos sobre una injerencia rusa en el referéndum sobre la salida de la UE u otros procesos políticos del Reino Unido, declaró Boris Johnson.

    "No me gustaría detenerme en ello porque no disponemos de ninguna prueba de una intervención rusa exitosa en los procedimientos democráticos británicos (…) y sin duda no en el referéndum sobre el Brexit", recalcó.

    Sin embargo, repitió las afirmaciones de la primera ministra británica, Theresa May, quien dijo que otros países supuestamente sufrieron los ataques rusos.

    "Que yo sepa, es bien conocido que el hackeo de la base de datos del Comité Nacional Demócrata en EEUU fue el resultado de la actividad de agentes rusos de una u otra forma", aseguró.

    Rusia rechazó en reiteradas ocasiones las acusaciones de los servicios de inteligencia estadounidenses de haber intentado influir en las elecciones en el país norteamericano, que forman parte de una campaña sin precedentes para denigrar al presidente electo de EEUU, Donald Trump, y de paso intentar vincular a Moscú con los resultados electorales estadounidenses.

    No se lo pierda: El gasto ruso para publicitar el Brexit en Facebook no superó un dólar

    A Rusia se la acusa con regularidad de entrometerse en el desarrollo de las campañas electorales en otros países, como Francia y Alemania.

    El Kremlin califica de totalmente infundadas las acusaciones.

    Subrayó que las relaciones entre Rusia y el Reino Unido no serán afectadas por la salida de este último de la Unión Europea, dijo el canciller británico.

    "El Brexit por sí mismo está bien, pero la verdad es que no es pertinente a las relaciones con Rusia", señaló.

    El ministro de Exteriores británico hizo estas declaraciones antes de su visita oficial a Rusia, donde se reunirá el viernes con su homólogo ruso, Serguéi Lavrov.

    El Mundial Rusia 2018

    El Gobierno británico está dispuesto a ayudar a Rusia a garantizar la seguridad del Mundial de la FIFA que acogerán en junio y julio de 2018 once ciudades rusas, declaró el canciller británico.

    "Uno de los asuntos en los que quisiéramos ayudar a Rusia —y ya lo estamos discutiendo— es en garantizar la seguridad del Mundial de la FIFA 2018", dijo el jefe del Foreign Office.

    La Copa Mundial de Fútbol tendrá lugar por primera vez en Rusia del 14 de junio al 15 de julio de 2018.

    Los partidos se disputarán en Ekaterimburgo, Kaliningrado, Kazán, Moscú, Nizhni Nóvgorod, San Petersburgo, Samara, Saransk, Sochi, Rostov del Don y Volgogrado.

    Además:

    La Embajada rusa en el Reino Unido ridiculiza el artículo de Daily Mail sobre el Mundial de 2018
    FT: "Tiene poco sentido atribuir la victoria del Brexit a las artes oscuras de Rusia"
    Rusia solicita materiales sobre su presunta injerencia en el referéndum sobre el Brexit
    Boris Johnson niega que Rusia interviniera en los procesos electorales del Reino Unido
    Reino Unido quiere relaciones productivas con Rusia y no un retorno a la Guerra Fría
    Etiquetas:
    relaciones bilaterales, relaciones diplomáticas, Brexit, Copa Mundial de Fútbol de 2018, Boris Johnson, Corea del Norte, Reino Unido, Siria, Rusia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik