En directo
    Política
    URL corto
    0 20
    Síguenos en

    LA HABANA (Spútnik) — Cuba ratificó que cumple de manera rigurosa sus obligaciones en la protección de diplomáticos, durante la sexta reunión de la Comisión Bilateral con EEUU celebrada en Washington, confirmó el Ministerio de Relaciones Exteriores.

    "Jamás ha perpetrado ni perpetrará acciones de esta naturaleza, ni ha permitido ni permitirá que su territorio sea utilizado por terceros con ese propósito", aseguró la delegación de la isla en relación con alegatos de supuestas afectaciones a funcionarios estadounidenses y sus familiares en la capital de la mayor de las Antillas, informó la cancillería.

    Presidida por Josefina Vidal, directora general de Estados Unidos del Ministerio de Relaciones Exteriores, la parte cubana enfatizó en el interés por esclarecer este asunto y concluir la investigación que está en marcha por indicaciones del más alto nivel gubernamental, según las fuentes.

    Una nota circulada a medios periodísticos por la embajada de Cuba en Washington DC valora como "esencial" la cooperación de las autoridades estadounidenses.

    John Creamer, subsecretario adjunto para el Hemisferio Occidental del Departamento de Estado, encabezó la representación estadounidense en estas pláticas, sostenidas tras el anuncio de la nueva política del Ejecutivo norteamericano hacia Cuba, ordenada el 16 de junio último por el presidente, Donald Trump, desde Miami.

    Adicionalmente, el secretario norteamericano de Estado,  Rex Tillerson, declaró a la televisión que Washington evalúa un posible cierre de la embajada de su país en Cuba.

    Durante una intervención en la cadena CBS News, el jefe de la diplomacia estadounidense manifestó que ese paso está bajo revisión, lo cual se relaciona con la presunta ocurrencia de incidentes que provocaron afecciones auditivas a algunos funcionarios de esa legación diplomática y a familiares.

    Tillerson añadió que algunas de las personas supuestamente afectadas fueron regresadas a Estados Unidos.

    El Ministerio de Relaciones Exteriores cubano, en tanto, reafirmó el 9 de agosto pasado su compromiso de garantizar con rigor y seriedad la seguridad del cuerpo diplomático acreditado en la isla caribeña, lo cual fue reiterado en Washington por la delegación encabezada por Vidal.

    Según las fuentes de la cancillería, la delegación cubana insistió en el rechazo al retroceso en las relaciones bilaterales y a las medidas de recrudecimiento del bloqueo y de injerencia en los asuntos internos, proclamados en Miami el 16 de junio.

    Rechazó, igualmente, la retórica de confrontación y la manipulación política del tema de los derechos humanos que se usó como pretexto para justificar esas acciones, así como “los condicionamientos que pretenden supeditar una mejoría en los vínculos bilaterales a la realización de cambios en nuestro orden constitucional”.

    Los representantes de la isla en las conversaciones se refirieron, así mismo, a las consecuencias de este cambio en la política para las relaciones entre ambas naciones, incluidas las afectaciones que provoca a varios sectores en Estados Unidos.

    Le puede interesar: "EEUU tiene mucho que aprender de Cuba"

    Trasladaron los diplomáticos cubanos la voluntad de continuar un diálogo respetuoso con el Gobierno de EEUU y la disposición de implementar en forma activa los entendimientos bilaterales suscritos en el último bienio, según el escrito de la embajada.

    Expusieron, así mismo, propuestas de acciones concretas de varias instituciones cubanas para progresar en la colaboración en esferas de beneficio mutuo como la protección del medio ambiente, aplicación y cumplimiento de la ley, salud, agricultura, geodesia e hidrografía, entre otras áreas.

    La nota advierte que "a raíz de las declaraciones irrespetuosas, injerencistas e inaceptables del presidente Donald Trump durante su discurso en la Asamblea General de las Naciones Unidas, realizadas cuando transcurría la Comisión Bilateral, la delegación cubana expresó una enérgica protesta".

    Cuba y EEUU restablecieron oficialmente nexos diplomáticos el 20 de julio de 2015, durante la administración de Barack Obama (20 de enero de 2009-20 de enero de 2017), y desde entonces las respectivas Secciones de Intereses se convirtieron en embajadas. 

    Además:

    Presidente panameño: EEUU debe mantener su embajada en Cuba y retomar el diálogo
    Experto: EEUU fabrica un falso incidente para afectar las relaciones con Cuba
    Moscú niega implicación en presuntos ataques acústicos a diplomáticos de EEUU en Cuba
    Amanecer y tinieblas en dos años de nuevas relaciones Cuba-EEUU
    Etiquetas:
    diplomáticos, Cuba, EEUU
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook