En directo
    Oriente Medio
    URL corto
    0 10
    Síguenos en

    La devastación causada en el territorio palestino durante la operación militar israelí Margen Protector del verano pasado "no tiene precedentes", aseguró una comisión independiente de investigación de las Naciones Unidas en un informe publicado este lunes.

    Además, el documento denuncia que Israel y algunos grupos palestinos, entre ellos el movimiento islamista Hamás, cometieron crímenes de guerra.

    Los miembros de la comisión, nombrada por el Consejo de Derechos Humanos de la ONU, dan a entender en su informe que los niveles superiores de la jerarquía política de Israel fueron responsables de las políticas que llevaron a cometer algunos de estos crímenes de guerra.

    "La magnitud de la devastación y el sufrimiento humano en Gaza no tiene precedentes y afectará a las futuras generaciones", ha dicho la presidenta de la comisión, la estadounidense Mary McGowan Davis. "También existe temor en Israel entre las comunidades que están bajo amenaza regularmente".

    La presidenta de la comisión instó a la comunidad internacional a actuar en base a las conclusiones del informe, especialmente a apoyar una investigación de la Corte Penal Internacional (CPI) sobre el estatus de los territorios palestinos ocupados.

    La comisión ha determinado que 1.462 civiles palestinos fueron asesinados por ataques del Ejército israelí durante las hostilidades, un tercio de los cuales eran niños. Miles de palestinos resultaron heridos. Hamás lanzó más de 4.800 cohetes y más de 1.700 proyectiles de mortero que mataron a 6 civiles e hirieron a 1.600 personas.

    El informe señala que cientos de civiles palestinos, especialmente mujeres y niños, murieron en sus propias casas durante los ataques aéreos. Al menos 142 familias perdieron a tres o más miembros en los bombardeos contra edificios residenciales, en los que murieron 742 civiles, según la comisión.

    "El hecho de que Israel no revisara sus prácticas en los ataques aéreos, incluso después de los terribles efectos que vio que causaba sobre la población civil, plantea la cuestión de si esto era parte de una política más amplia aprobada al menos tácitamente al más alto nivel del gobierno", afirma la comisión en el informe.

    En el documento, la comisión expresa su preocupación por "el uso extensivo por parte de Israel de armas con una gran capacidad —a nivel de radio- de matar y herir. Aunque no es ilegal, su uso en zonas densamente pobladas era muy probable que causara la muerte a combatientes y civiles de forma indiscriminada.

    La comisión se refiera a las advertencias que el Ejército israelí hizo a los residentes de los barrios de Gaza antes de lanzar ataques aéreos, y confirma que después de estos avisos, Israel consideró a todos los que se quedaron en la zona como personas involucradas en combates. Esta política condujo a un aumento de la probabilidad de dañar a los civiles.

    La comisión determina, además, que durante la invasión terrestre del Ejército israelí en Gaza, cientos de civiles palestinos murieron, y señala en particular el elevado número de víctimas causadas en el barrio de Shayahia, en Gaza ciudad, y en la operación 'Viernes Negro' en la ciudad de Rafah, en el sur de la franja, después de que el Ejército israelí pensara que un soldado israelí había sido secuestrado.

    Davis ha criticado duramente la conducta del Ejército israelí y ha afirmado que "cuando la seguridad de un soldado israelí está en juego, parece que todas las reglas se desestiman".

    El informe señala que los combates en Gaza causaron una profunda ansiedad e interrumpieron la vida cotidiana en Israel. La comisión determinó que el fuego indiscriminado de cohetes y proyectiles de mortero lanzados desde Gaza pretendían sembrar el terror entre los ciudadanos de Israel. El documento indica que el Ejército israelí descubrió 14 túneles excavados desde Gaza a Israel que fueron utilizados para atacar a soldados israelíes durante las hostilidades.

    La existencia de estos túneles fue traumática para los civiles israelíes de las comunidades cercanas a Gaza, que tenían miedo de que pudieran ser atacados en cualquier momento por hombres armados que surgieran de los pasadizos subterráneos.

    La comisión también habla de la situación que se vivió en Cisjordania —territorio palestino ocupado por Israel desde 1967- entre junio y agosto del 2014, tras el secuestro y asesinato de tres adolescentes israelíes cerca de la colonia judía de Gush Etzion y el asesinato del palestino Mohamed Abu Jdeir, quemado vivo en Jerusalén, el 2 de julio, por tres israelíes.

    El informe determina que el número de palestinos muertos en esos tres meses superó el número de muertes de palestinos en todo el 2013. La comisión expresa su preocupación por el aparente aumento del uso de munición real por parte de las fuerzas de seguridad de Israel durante la dispersión de manifestaciones palestinas.

    La comisión destaca que las violaciones del derecho internacional por parte de soldados israelíes en Cisjordania y Gaza quedan impunes. "Israel debe romper con su historial lamentable mantener impunes a personas que cometen actos reprensibles", dice el informe. Y añade: "La rendición de cuentas en el lado palestino también es lamentablemente inadecuada".

    La comisión se refiere a las investigaciones que el Ejército israelí ha llevado a cabo sobre episodios especialmente terribles durante la guerra en Gaza, así como a las decisiones del Abogado General Militar en estos temas.

    El informe muestra preocupación por la decisión de cerrar la investigación penal de la muerte de cuatro niños palestinos en una playa de Gaza el 16 de julio del 2014. La Comisión afirma que muchos testigos no fueron entrevistados por los investigadores israelíes, lo que plantea dudas sobre la minuciosidad y el rigor de la misma.

    Además:

    HRW asegura que Israel ha cometido “crímenes de guerra” en Gaza
    Amnistía acusa a Hamás de ejecuciones y torturas de palestinos en la guerra de Gaza
    AI acusa a grupos palestinos de cometer crímenes de guerra
    Amnistía Internacional acusa a Israel de ataques “deliberados” contra edificios en Gaza
    Etiquetas:
    crímenes de guerra, ONU, Franja de Gaza, Israel, Palestina
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook