En directo
    Firmas
    URL corto
    Por
    Hermenéutica Geopolítica (110)
    39546
    Síguenos en

    En medio de las amenazas de invasión a México, John Davidson, del conservador The Federalist, critica ferozmente la "falta de preparación del Gobierno mexicano para lidiar con el inminente brote del COVID-19 que afectaría a los Estados fronterizos de EEUU". Asevera que el funcionario de Salud López-Gatell minimiza la pandemia.

    John Daniel Davidson, editor político de The Federalist de corte 'conservador' con una amplia experiencia plural en los diversos medios de EEUU, asienta que "México está peligrosamente sin preparación para el brote inevitable del coronavirus".

    Comparte mucho el léxico de Trump (v.gr. "coronavirus Wuhan") y vaticina que la "enfermedad se esparcirá muy rápido en México, donde impera un Estado débil y corrupto que casi [sic] no ha tomado preparativos".

    Comenta que México se encuentra en "estado de negación", todo lo contrario del resto del mundo que ha recurrido a varias fases de reclusión cuando la "respuesta del Gobierno [mexicano] hasta ahora ha consistido en minimizar los riesgos y proseguir la vida normal".

    Alude que el Gobierno mexicano "no ha tomado casi [sic] ninguna medida para contener al virus o prepararse al brote, pese a la advertencia de que un brote es inminente".

    Davidson omite matizar que el encumbrado subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell Ramírez —un neoliberal graduado en la universidad Johns Hopkings Bloomberg School of Public Health en Baltimore, Maryland EEUU de 2003 a 2006— ha sido severamente criticado por tirios y troyanos que no comparten su daltónica visión monetarista antes que el enfoque de la salud de los seres humanos.

    En los círculos nacionalistas de México ha causado estupor la dependencia de Gatell a la conocida Universidad bélica de Johns Hopkings— donde opera Paul Wolfowitz, exsubsecretario del Pentágono, que dirigió la guerra contra Irak y Afganistán— y a la escuela de Salud (sic) Bloomberg, del nombre del multimillonario exalcalde de Nueva York y aliado de George Soros.

    Donald Trump, presidente de EEUU
    © AP Photo / Charlie Neibergall
    Los mismos círculos señalan la pertenencia también del anterior secretario de Salud Julio Frenk con el expresidente Fox— un vulgar súbdito de George Soros— que manejó el desastroso programa de seguridad médica Seguro Popular y es hoy dependiente de Microsoft, la trasnacional de Bill Gates.

    Llama profundamente la atención que las directrices tanto de Gatell, quien también fue funcionario de los dos anteriores presidentes neoliberales Calderón y Peña y quien carga a cuestas el fracaso por su pésimo manejo del brote H1N1, como Frenk no solo sean de corte monetarista neoliberal, sino que obedezcan también a las directrices de las trasnacionales estadunidenses del binomio Microsoft/Bloomberg.

    Lo más cómico radica en que Gatell ha sentenciado sin ningún rubor que la segunda fase del COVID-19 en México llegará exactamente el 23 de marzo, por lo que se ha tardado en tomar las medidas preventivas adecuadas para la prevención de la pandemia antes de esa fecha fatídica, donde México, curiosamente, parece inmune al virus pérfido y donde ha cobrado una sola vida al corte de caja de hoy. Las imprecaciones de Davidson resaltan que los casos reales han sido subreportados.

    Las condiciones sanitarias de México, con 90 millones de pobres, es totalmente diferente a la de EEUU, por lo que los modelos cuantitativos de la Johns Hopkins/Bloomberg no son aplicables a México que carece de una sustancial base de datos médicos confiables, lo cual atrapó al país mientras se propiciaba el desmantelamiento del sector público de salud para su privatización que ahora ha sido detenida por el sustituto del Seguro Popular: el Insabi (Instituto de Salud para el Bienestar) que tiene un carácter más público que privado.

    Tal transición es la gran vulnerabilidad del sistema de salud de México totalmente fracturado entre el inicio de su privatización hoy sustituido por el Insabi: un sistema de salud dirigido a esos 90 millones de pobres, del total de 123 millones —sin contar los 55 millones de mexicanos, entre legales e ilegales, que habitan EEUU, donde son presa de la pandemia—.

    Los partidos de oposición exigen la renuncia del controvertido Gatell debido a sus desafortunadas declaraciones esotéricas y mágicas, quien incluso llegó a desear que el presidente se contagiara por ser inmune al COVID-19 gracias a su "fuerza moral". No comment!

    Davidson asevera que el brote es inevitable y que "las cosas [sic] se deteriorarán rápidamente en México", lo cual "afectará casi con certeza al país entero, paralizará la economía, y amenazará el derrumbe de un ya débil Gobierno corrupto".

    Cabe señalar que la economía de México, prácticamente estancada mucho antes de la pandemia, estaba ya en franco declive con el anterior presidente neoliberal Peña, además de que la sectorial "recesión manufacturera", importada de EEUU, afectó al país, pese a la confianza de los principales países desarrollados que incrementaron sus "inversiones foráneas extranjeras [FDI, por sus siglas en inglés]", cuya característica radica en su permanencia por un mínimo de cinco años, a diferencia de los etéreos "capitales golondrinos".

    Davidson insiste en la "corrupción del Gobierno" cuando la palmaria obsesión del presidente López-Obrador ha sido, en sus primeros 15 meses de Gobierno, combatirla sin cuartel, como se ha visto con su implacable persecución de varios personajes crapulosos: magistrados, políticos, exfuncionarios y empresarios. Aquí si se pasó de tueste Davidson quien cita profusamente al Dr.Francisco Moreno Sánchez, mandamás de Medicina Interna del hospital británico ABC de Ciudad de México, quien cuestiona el bajo número de casos reportados.

    El Dr. Moreno exige en forma ilusoria, dadas las precarias condiciones financieras de México y de su desmantelado sector salud, que se deben realizar más pruebas de PCR para detectar el COVID-19, al estilo de Corea del Sur.

    El Dr. Moreno reconoce que la dificultad de ejecutar las "pruebas PCR" radica en que "solamente existen tres [sic] centros médicos en México con certificación para realizarlas".

    Mexico News Daily, muy cercano a la Embajada de EEUU, cita a Paul Hunter, profesor de Medicina en Inglaterra, el cual afirma que "en las próximas semanas muchos de los casos en Latinoamérica estarán vinculados a EEUU" que se encuentra en un pandemónium debido a la pandemia cuando hay que tomar en cuenta su extensa frontera de 3.000 km con México y las travesías cotidianas en su transfrontera.

    Hunter asevera que debido a que México no realiza las pruebas de detección del COVID-19 no se puede saber la amplitud de la pandemia que ocultaría así su prevalencia.

    Una crítica de Davidson al Gobierno de México es no haber puesto restricciones internacionales para los viajes ni haber "sellado" la frontera.

    Davidson critica la celebración del masivo festival musical Vive Latino con una concurrencia de 100.000 personas —nota: la cifra oficial reportó 40.000— y da a entender que la "fiesta" sigue en Ciudad de México cuando otros países y, en especial EEUU, han tomado medidas draconianas de confinamiento. Resalta que la única medida preventiva oficial de México ha sido alargar las vacaciones de Pascua por dos semanas.

    Davidson advierte que la "ausencia de preparación de México debe alarmar a los estadunidenses", en particular "aquellos que viven en los Estados fronterizos con México" y concluye en forma dantesca que "México casi no tiene la capacidad de controlar extensas franjas de su propio territorio en épocas normales" cuando "el Estado es endémicamente débil, con poderosos carteles ejerciendo un género de soberanía de facto en gran parte del país", por lo que sentencia que EEUU se va a arrepentir de "no haber concluido la construcción del muro desde hace mucho".

    ¿Y a poco un muro puede detener la transmisión del COVID-19 de ida y vuelta?

    LA OPINIÓN DEL AUTOR NO COINCIDE NECESARIAMENTE CON LA DE SPUTNIK

    Tema:
    Hermenéutica Geopolítica (110)
    Etiquetas:
    México, COVID-19, coronavirus, pandemia de coronavirus, coronavirus en América Latina
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook