Widgets Magazine
20:12 GMT +316 Septiembre 2019
En directo
    Theresa May, primera ministra británica (archivo)

    Theresa May afronta ahora una rebelión de los "traidores" eurófilos

    © REUTERS / Stefan Wermuth
    Europa
    URL corto
    130
    Síguenos en

    LONDRES (Sputnik) — La primera ministra británica, Theresa May, se enfrenta a una revuelta de los partidarios de un 'Brexit suave' horas después de claudicar ante la facción 'purista' de su grupo parlamentario conservador aceptando enmiendas que pueden restringir la posición de Reino Unido en la negociación sobre la futura relación con la UE.

    La exministra Nicky Morgan y otros diputados 'tories' han retomado la batalla en apartados de la ley de Comercio en el post-Brexit que habían abandonado tras la reunión ministerial de Chequers del pasado 6 de julio.

    En la residencia campestre de May se forjó el plan gubernamental para establecer una "asociación" de libre comercio con la UE en la que el Reino Unido aceptará las normativas comunitarias.

    La nueva capitulación ante los 'brexiteros duros' ha impulsado enmiendas contrapuestas de conservadores favorables a la permanencia en la UE, que cuentan con apoyos en las bancadas laboristas y de otros partidos de la oposición.

    Radio: Recta Final del Brexit: “El Gobierno de May se enfrenta a un baño de realidad”

    "Me estoy hartando de que me llaman traidora", ha reprochado Anna Soubry, secretaria de Estado en el anterior Gobierno conservador y cabecilla de las 'rebeldes' europeístas.

    Soubry, Morgan, Kenneth Clarke… son periódicamente acusados de traición en la prensa euroescéptica y en las redes sociales por defender un Brexit suave con acceso al mercado único y la unión aduanera de la UE.

    "Será objetivo de la autoridad pertinente tomar todos los pasos necesarios para implementar un acuerdo internacional que permita al Reino Unido participar después del día de la retirada [de la UE] en una unión aduanera con la UE bajo los mismo términos que existan el día anterior a la salida", reza la enmienda que han reintroducido este martes 17.

    Esta propuesta condiciona al Gobierno a mantener al país en "una unión aduanera" si no alcanza un acuerdo comercial con la UE para el 21 de enero de 2019, tres meses antes de la fecha oficial de la salida.

    Además: "El futuro del Gobierno británico y el Brexit penden de un hilo"

    May no tiene la mayoría absoluta en Westminster y su plan Brexit depende ahora de los 'rebeldes europeístas' a quienes disgustó favoreciendo a los puristas el día anterior.

    "El acuerdo de Chequers ha muerto", sentenció el diputado laborista, Chris Bryant.

    El veredicto es quizá prematuro pero el Gobierno continúa dando bandazos en su camino hacia el Brexit y sufrieron una hemorragia de bajas desde la dimisión de los ministros euroescépticos, David Davis y Boris Johnson, hace menos de diez días.

    Además:

    La crisis del Brexit mina al Gobierno conservador británico
    ¿Mayxit?: el Reino Unido del caos se cae a pedazos
    Londres propone a Bruselas una "asociación ambiciosa y sin precedentes"
    Etiquetas:
    rebelión, Brexit, UE, Theresa May, Reino Unido
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik