En directo
    España
    URL corto
    0 172
    Síguenos en

    Una pareja catalana y sus dos socios han creado un protector de manos con un tejido especial que repele no solo el virus del COVID-19, también cualquier residuo bacteriano.

    No es un par de guantes cualquiera, más bien es un escudo de manos que tiene diversas funcionalidades, entre ellas, protegernos cuando cogemos un carro de la compra en el supermercado, cuando tocamos un agarrador en el transporte público o incluso al viajar en avión.

    La peculiaridad de su creación reside en el tipo de tela. Handshield, como han denominado a estos protectores, poseen un tratamiento de Bac-Pure que ha sido testado dermatológica y científicamente. Las pruebas, realizadas por el laboratorio internacional Labfit, concluyeron una "excelente" actividad antiviral con un virus confirmado reducción del 99,98%, después de 100 ciclos de lavado, una de sus principales ventajas ya que Handshield no necesita agua a alta temperatura para eliminar los microbios no deseados. El tratamiento antimicrobiano se encarga constantemente de matar bacterias y hongos, contribuyendo al ahorro de agua y energía debido a menos lavados, temperatura más baja y menor uso de detergente.

    Detrás de esta iniciativa se encuentran Roger González, creador del producto; su mujer Annabel Medina, presidenta de la empresa y Marc Torres y su padre Peré Torres, accionistas. La idea surgió en abril tras un viaje por América Latina, en plena vorágine pandémica. Al regresar a España Roger y Annabel observaron el caos al hacer la comprar en los supermercados y decidieron buscar una solución. "La gente no sabía cómo coger el carro, llevaban toallas desde su casa, otros con bolsas de basura y otros lo cogían con los codos. Pensamos que había que hacer algo", narra a Sputnik González.

    "Nuestro propósito es proteger un poco más a las personas en su movilidad diaria y evitar los contagios en estos puntos de paso concurrente y ayudar a solucionar esta situación.  Al final se trata de dar vida a la gente. Con que evitemos que una persona no se contagie, ya es un punto importante para nosotros", explica a Sputnik su creador.

    El escudo de manos puede durar prácticamente un año ya que una de sus máximas es apostar por la sostenibilidad. "Si generamos elementos de usar y tirar continuamente puede ser muy perjudicial para el medioambiente. Hemos ido 15 años atrás con el tema de la sostenibilidad. Nosotros buscamos que la rotación sea larga", detalla González. 

    Inventan en España un protector de manos capaz de inhabilitar cualquier virus
    © Foto : Cortesía de Handshield
    Inventan en España un protector de manos capaz de inhabilitar cualquier virus
    Su objetivo es proteger a las personas en su movilidad diaria y evitar contagios en estos puntos de pasos concurrentes. "Con evitar que una persona se contagie, ya es un gran paso para nosotros", y añade "al final no hemos inventado nada, hemos utilizado una tecnología existente que se aplica en mascarillas de alta calidad en otro punto que es el contacto de mano. Lo que sí que hemos hecho ha sido desarrollar un sistema de anclaje muy práctico para evitar el contacto en su totalidad".

    Por el momento se vende solo por internet y los precios rondan desde los 4 a los 6 euros. Después de utilizarlo, no es necesario desinfectar la bolsa donde se guarda, ya que el producto inactiva los virus. A pesar de ello, recomiendan irla cambiando y seguir las instrucciones de uso. Aunque de momento la venta solo está accesible de manera online, están negociando para poder venderlos físicamente en farmacias y comercios especializados.

    El interés por su producto ha traspasado fronteras y ya han cerrado varios acuerdos en Italia, China, Estados Unidos e Inglaterra.  "Sabíamos que cuando algo no existe se crea una incertidumbre de saber si gustará o no. Hemos visto que de momento el público está reaccionando bien y a la gente le interesa este tipo de productos". 

    "También sabemos que el período de vida de nuestro producto será muy corto, pero cuándo más corto mejor", confiesa, "porque eso significará que habremos salido de esta situación", detalla González.

    Los primeros en utilizarlo serán los vecinos de Masquefa, el lugar de nacimiento del creador. González se ha comprometido con el Ayuntamiento a repartir el escudo de manos de forma gratuita entre todos los mayores de 65 años.  Además, tienen pensado hacer más acciones de este tipo porque en una situación tan grave como esta, "la gente necesita solidaridad". Por ello, ya están pensando cómo donar algunos de sus beneficios entre las personas con dificultades económicas, niños más desfavorecidos y comedores sociales. "Estamos terminando de ultimar los detalles y pensamos que a mediados de enero ya se llevará a cabo el reparto", detalla.

    Etiquetas:
    Cataluña, inventos, España, pandemia de coronavirus, coronavirus en España, coronavirus
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook