18:38 GMT +320 Noviembre 2018
En directo
    Planta nuclear francesa de Cruas

    Activistas de Greenpeace se infiltran en la planta nuclear francesa de Cruas

    CC BY-SA 3.0 / Benutzer:Pumuckel42 / Cruas-1
    Ecología
    URL corto
    0 0 0

    MOSCÚ (Sputnik) — Una veintena de activistas de Greenpeace Francia se infiltraron en el recinto de la central nuclear de Cruas, en el sur del país, para alertar sobre la extrema vulnerabilidad de las piscinas de combustible gastado, comunicó la organización ecologista.

    "Algunos escalaron una de esas instalaciones, conectada al Reactor 4, mientras que otros dejaron las huellas de sus manos en el edificio para demostrar su accesibilidad", dice la nota de prensa publicada en el sitio web de Greenpeace Francia.

    Los ecologistas sostienen que las piscinas de combustible gastado, a pesar de que son los más radioactivos en una planta nuclear, no están lo suficientemente protegidas contra el riesgo de ataques externos.

    La operadora de la central de Cruas, EDF, se siente con las manos libres y dice que la seguridad está garantizada, lamentó el activista Yannick Rousselet. "Es terriblemente preocupante, sobre todo porque EDF se mantiene a la espera", añadió.

    Además: Greenpeace advierte sobre la baja protección de plantas nucleares en Francia y Bélgica

    La central nuclear de Cruas, operativa desde 1983, tiene cuatro reactores de agua a presión, de 900 megavatios.

    La Agencia de Seguridad Nuclear (ASN) de Francia confirmó la intrusión que obligó a EDF implementar un protocolo de protección y al ente, activar su centro de emergencia en Montrouge.

    Según el comunicado oficial, "la intrusión en esta etapa no tiene ningún efecto sobre la seguridad de las instalaciones".

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik

    Además:

    Numerosos detenidos en la Torre Eiffel tras el acto de protesta de Greenpeace
    Greenpeace niega que use dinero ruso para luchar contra el petróleo de esquisto
    Etiquetas:
    planta nuclear, Greenpeace, Francia