En directo
    Deporte
    URL corto
    0 0 0
    Síguenos en

    RÍO DE JANEIRO (Sputnik) — El Comité Olímpico de Brasil (COB) está intentando que sus atletas entrenen en Portugal y no pierdan más tiempo de preparación para los Juegos Olímpicos de Tokio 2021, dijo a Sputnik el gerente ejecutivo de Alto Rendimiento del COB, Sebastián Pereira.

    La pandemia del COVID-19 (causada por el nuevo coronavirus) aún está lejos de remitir, y los centros de entrenamiento de alto nivel siguen cerrados lo que genera mucha angustia y preocupación en deportistas y entrenadores: "Ante esa situación decidimos buscar alternativas (…) y Portugal se configura como una buena opción", explicó Pereira.

    De momento, está previsto que 207 atletas de 15 modalidades puedan entrenar, entre julio y diciembre de este año, en un centro de entrenamiento en Rio Maior, a 75 kilómetros de Lisboa, y en otras localidades cercanas.

    El comité brasileño pagaría todos los costes de desplazamientos, estadía, alimentación, etc, con una inversión en logística de 13,7 millones de reales (2,5 millones de dólares).

    Permiso de Portugal

    No obstante, el plan aún está en el aire porque depende de que Portugal deje entrar en el país a viajeros procedentes de Brasil.

    Pereira detalla que todo se haría con sumo cuidado, con test de COVID-19 antes de viajar y nada más pisar suelo portugués, pero admite que el momento es delicado.

    "Estamos en contacto con el consulado para que nos dé la tranquilidad de que podamos emitir los pasajes, aún no tenemos autorización para entrar en Portugal", reconoció.

    Antes, el COB intentó, sin éxito, que sus atletas olímpicos pudieran entrenar en instalaciones de EEUU, Australia o Japón, pero ninguno de esos países aceptó recibir a deportistas brasileños, por la grave situación sanitaria que aún afecta al país sudamericano.

    Brasil está a punto de llegar al millón de casos confirmados de COVID-19 y a los 50.000 muertos, y en muchos estados la curva de contagios todavía es ascendente.

    Una vez haya luz verde de Portugal, la prioridad será enviar a los atletas ya clasificados para los Juegos Olímpicos de Tokio, que iban a celebrarse dentro de unas semanas y se aplazaron a julio de 2021.

    "Igualdad de condiciones"

    De momento, los atletas brasileños entrenan en casa lo mínimo para mantener las condiciones físicas, pero Pereira resalta que los atletas de otros países, con la vuelta a la "nueva normalidad" y a la preparación física de alto nivel podrían tener ventaja de cara a los Juegos y otras competiciones.

    "Nos preocupa lo mismo que a todo el mundo; que haya igualdad de condiciones entre todos los atletas, parar tres meses genera mucha preocupación", dice.

    Asegura que los de Tokio seguramente serán unos Juegos Olímpicos "imprevisibles" en relación a medallas y nuevas conquistas: "Si normalmente ya es difícil batir récords, en estas circunstancias aún más", advirtió, pero aun así se mostró esperanzado.

    "Existe el riesgo de que no haya Juegos, sí, pero soy muy optimista y creo que serán los Juegos que marcarán el renacimiento de la sociedad mundial", pronosticó, confiando en que los próximos meses aparezca un medicamento o una vacuna.

    En las últimas semanas, el presidente del Comité Olímpico Internacional (COI), Thomas Bach, llegó a admitir la posibilidad de cancelar los Juegos de Tokio definitivamente si siguen las dudas dentro de unos meses.

    Por el momento, la capital japonesa se prepara para recibir a más de 11.000 atletas de todo el mundo entre los días 23 de julio y 8 de agosto de 2021.

    Etiquetas:
    Juegos Olímpicos, deporte, atletas, Brasil, Portugal
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook