Widgets Magazine
En directo
    Portaviones chino (archivo)

    ¿Cuál será el futuro de la Armada de China tras la botadura de su segundo portaviones?

    © AFP 2019 / STR
    Defensa
    URL corto
    4232

    El segundo portaviones chino (y el primero de la construcción enteramente doméstica) fue botado el 26 de abril de 2017. Según declaró el contraalmirante Yin Zhuo, el gigante asiático necesita tener a su disposición al menos cuatro grupos de guerra encabezados por un portaviones.

    El experto militar ruso Vasili Kashin comenta a Sputnik las perspectivas del desarrollo del programa de portaviones de la Armada de China.

    Según Kashin, es muy probable que el programa de portaviones chino se desarrolle en dos etapas. A principio, Pekín construirá tres portaviones, incluido el ya terminado Liaoning, a base del proyecto de portaviones soviético 1143.

    Estos buques de guerra dispondrán de plantas de energía no nucleares y un trampolín para el despegue de aviones. Asimismo, apunta el experto, uno de ellos podría estar equipado con una catapulta de vapor.

    Lea más: Evolución gradual: las novedades del tercer portaviones de la Armada china

    El primer portaviones chino de construcción nacional —Shandong CV-17, del proyecto 001A—,  que fue botado en Dalián, entrará en servicio en 2020. Otro buque de guerra está siendo construido en Shanghái. Una vez terminado este, cada una de las tres flotas de China contará con un portaviones.

    En la segunda etapa, prosigue Kashin, Pekín empezará a construir portaviones nucleares, similares a los estadounidenses. No obstante, el primero de ellos no entrará en servicio hasta mediados de la próxima década.

    El experto indica que no son pocos los informes mediáticos que contienen una "evaluación peyorativa" de los portaviones chinos construidos a base de buques de guerra soviéticos. Según varios medios, son "técnicamente deficientes" e incapaces de portar un número suficiente de aviones de combate.

    Sin embargo, a juicio de Kashin, estas estimaciones no son justas. Así, de acuerdo con el experto, "es importante entender para qué tipo de tareas están diseñados estos portaviones".

    "A diferencia de los portaviones nucleares de EEUU, los portaviones soviéticos del proyecto 1143 no tenían como principal objetivo proyectar la fuerza en otras partes del mundo", indica.

    El Almirante Kuznetsov participó en la operación militar de Rusia en Siria y demostró su capacidad de resolver todo tipo de problemas, destaca Kashin, aunque la proyección de fuerza en zonas lejanas nunca ha sido su objetivo principal, por lo cual no se adapta a esto.

    Vea también: ¿Podría sobrevivir EEUU a una guerra contra Rusia y China?

    Los portaviones soviéticos fueron construidos para asegurar la posición dominante de la Armada de la URSS en los mares cercanos que tenían importancia estratégica para el país. Ellos garantizaron la protección de las regiones de patrulla de combate de los submarinos nucleares de misiles.

    "Un portaviones soviético debía desplegarse en el mar de Barents, lo cual limitaba las capacidades del enemigo para operar allí, sobre todo para su aviación antibuque y las naves de superficie", explica Kashin.

    Cualquier acción militar emprendida por un enemigo en la región habría comenzado por un ataque contra el portaviones. Esto habría permitido a las autoridades soviéticas obtener el tiempo adicional para decidir sobre el uso de armas nucleares, entre otras cosas, profundiza el analista.

    De esta manera, los primeros tres portaviones chinos tendrán objetivos similares en el mar de la China Oriental, el mar del Sur de China y las zonas adyacentes del Océano Pacífico. Su despliegue permitirá involucrar a las fuerzas submarinas de la Armada china en la etapa temprana de un conflicto potencial.

    Además, los portaviones ayudarán a rastrear los desplazamientos de los buques de superficie y utilizar con eficacia la aviación costera y los misiles balísticos antibuque durante las primeras horas de una guerra.

    "La presencia de un portaviones en el mar del Sur de China complicará la aplicación de un ataque preventivo sobre los sumergibles nucleares que se encuentren allí", profundiza Kashin.

    Sin embargo, en caso de un conflicto armado contra Japón y EEUU, es muy probable que estos portaviones sean destruidos rápidamente, pero para aquel momento su principal objetivo ya se habría cumplido.

    Si China "entra en conflicto con un país más pequeño y decidido", los portaviones darán a China una ventaja muy importante, apunta. Así, podrán asegurar el desembarco de tropas en Taiwán desde la costa oriental poco cubierta.

    Además, con su ejemplo, el Almirante Kuznetsov ha demostrado que este tipo de buques se pueden utilizar para proteger los intereses de los ciudadanos chinos en regiones inestables de África y Oriente Próximo. También los portaviones serán capaces de proporcionar a la Armada de China cierta libertad de acción en el océano Índico y de dirigirse allí para defender las rutas de comunicación estratégicamente importantes para Pekín.

    "De esta manera, los tres portaviones chinos construidos al 'estilo soviético' serán una adición útil a la Armada, sobre todo desde el punto de vista de las capacidades de esta en la parte occidental del Pacífico", concluye Kashin.

    Además:

    ¿Cómo construir un portaviones?
    "El grupo naval del portaviones Almirante Kuznetsov salvó a Siria de los misiles de crucero de EEUU"
    Etiquetas:
    portaaviones, 001A (portaviones), Liaoning (portaviones), Armada del Ejército Popular de Liberación, China
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik