Widgets Magazine
22:14 GMT +312 Noviembre 2019
En directo
    Marines estadounidenses (archivo)

    ¿Cómo cedió la OTAN el control sobre el mar Negro a Moscú?

    © Flickr/ U.S. Naval Forces Europe / Africa
    Defensa
    URL corto
    Relaciones Rusia-OTAN (305)
    0 388
    Síguenos en

    Rusia ha reforzado su periferia del sur en la región del mar Negro y ha restablecido las relaciones con Turquía, alterando los planes de la OTAN de fortalecer el control militar sobre la región.

    Es importante que Occidente no permita a Rusia dominar el mar Negro, según declara Paul Coyer en su artículo para la revista Forbes, en el que indica que Rusia ha alterado los planes de la Alianza Atlántica en la región.

    "Ceder a Moscú el control sobre el mar Negro podría tener consecuencias estratégicas negativas mucho más allá de una ventaja militar en el propio mar Negro. La falta de estrategia general hacia Rusia (y ha faltado esa estrategia desde el final de la guerra fría) por parte de EEUU y la OTAN dio a Vladímir Putin un espacio para maniobrar, prácticamente imposible en otro caso", aseguró el experto.

    Washington y sus aliados de la Alianza Atlántica siguen flexionando sus 'músculos militares' cerca de las fronteras de Rusia. Tras las polémicas maniobras Anakonda 2016 en Europa del Este, la Alianza realizó la fase naval de los ejercicios internacionales Sea Breeze 2016 en el mar Negro. Este año, participaron en las maniobras 2.300 personas y 25 buques de 13 países.

    Hay que recordar que hace menos de dos semanas  —entre los días 8 y 17 de julio— Bulgaria acogió otra etapa de las maniobras navales Sea Breeze 2016, en las que participaron 25 buques de Bulgaria, Rumanía, Grecia, España y Turquía, dos aeronaves, dos helicópteros y más de 1.700 militares.

    Antes de la celebración de los ejercicios navales, Rusia expresó su protesta contra la presencia de naves de EEUU y la OTAN en la región, citando la Convención de Montreux de 1936, la cual restringe el paso de buques militares no pertenecientes a los Estados de la región del mar Negro.

    El 17 de julio, Rusia anunció que va a desplegar en Crimea los novedosos sistemas de defensa antiaérea S-400 Triumf, llevando "a un nivel completamente nuevo" la protección de la península.

    Más: La OTAN busca el dominio del mar Negro

    Joshua Kucera, periodista estadounidense independiente especializado en asuntos exteriores y relaciones internacionales, destacó en su artículo para el sitio web Eurasianet.org que "la declaración sobre los S-400 fue hecha paralelamente con dos maniobras militares de la OTAN realizadas en el mar Negro".

    Rusia refuerza su defensa militar en Crimea, y con razón.

    En vísperas de la Cumbre de la OTAN en Varsovia, los expertos neoconservadores insistieron en la "necesidad" de reforzar la presencia militar de la OTAN en el mar Negro para "disuadir" a los rusos.

    En su artículo para el influyente periódico Atlantic Council, el doctor Ariel Cohen instó a los participantes de la Cumbre de Varsovia a llevar a cabo una "reestructuración defensiva" en el mar Negro.

    "La Alianza debe centrarse en una amplia gama de acciones para hacer frente a la 'rápidamente creciente' postura ofensiva de Rusia en el mar Negro y para proteger a sus aliados, reforzando los recursos de aviación, fuerzas navales y terrestres, mejorando las capacidades espaciales, la seguridad cibernética, el reconocimiento, la inteligencia, y creando estrategias de disuasión fiable", escribió Ariel Cohen el 5 de julio, refiriéndose a una inexistente "amenaza rusa".

    Cohen señaló que "las Marinas de guerra obsoletas de Bulgaria y Rumanía" no están preparadas para la "futura agresión rusa". Hasta la fecha, Turquía "tiene que desempeñar un papel central en esta reestructuración defensiva, destinada a proteger a los miembros y aliados de la OTAN" de Rusia.

    El experto propuso una lista de acciones, que incluye, por ejemplo, el establecimiento de un comando conjunto, el cual incluiría tres miembros de la OTAN (Bulgaria, Rumanía y Turquía), reforzando de esta manera la capacidad de defensa antimisiles y antisubmarinos de la Alianza, alentando a Turquía a replegar sus recursos navales del mar Mediterráneo al mar Negro, suministrando los misiles Patriot u otros equipos antimisiles a Turquía e incrementando la ciberseguridad y los recursos de inteligencia.

    En un aparente intento de eludir las restricciones de la Convención de Montreux, Ariel Cohen ofrece "reabanderar algunas naves de la OTAN como barcos de los tres países miembros de la Alianza para aumentar las capacidades navales en el teatro de operaciones".

    "En Varsovia, la OTAN necesitaba restablecer la credibilidad de la Alianza, las capacidades, la coordinación y las medidas de disuasión en el mar Negro", concluyó.

    Sin embargo, según destacó Kurcera, la Cumbre de la OTAN en Varsovia "pospuso la decisión de la Alianza de crear una estructura permanente en el mar Negro".

    Destructor estadounidense
    U.S. Navy photo by Photographer's Mate 1st Class Michael W. Pendergrass. (RELEASED)
    Haciéndose eco de Cohen, Paul Coyer agrega que Turquía "ha sido uno de los países que cooperaron de manera más activa con las Marinas litorales para demostrar su negativa de ceder control del mar Negro a Rusia".

    En mayo, el presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, instó a sus aliados de la OTAN a oponerse a lo que llamó los intentos de Rusia de convertir al mar Negro en un "lago ruso".

    De hecho, la Alianza consideraba a Turquía como un fuerte baluarte contra Rusia en la región del mar Negro antes de que se produjera un cambio político inesperado de Erdogan hacia Moscú.

    El cambio de opinión repentino se caracterizó por las disculpas de Erdogan sobre el derribo del Su-24 ruso. Previsiblemente, un paso por el cual el mandatario turco fue casi condenado al ostracismo durante la Cumbre de Varsovia.

    Además, una intentona golpista en Turquía ha abierto una brecha entre la OTAN y su antiguo miembro de Oriente Próximo.

    "El interés de Moscú en la reciente intentona golpista en Turquía y en los posteriores acontecimientos garantizarán que Rusia va a sacar todas las paradas en un intento de cambiar la situación en el país. Este punto de inflexión da a Rusia la oportunidad más grande —en la historia reciente— de hacerlo", concluyó.

    Sin embargo, cabe señalar que los propios miembros de la OTAN han alienado a Turquía al no tender una mano amiga al mandatario del país durante la intentona golpista.

    Tema: Intento de golpe de Estado en Turquía

    En todo caso, parece que Rusia ha alterado los planes de la Alianza Atlántica de reforzar el control militar sobre la región del mar Negro.

    Tema:
    Relaciones Rusia-OTAN (305)

    Además:

    Vídeo: pruebas de fuego real de la fragata rusa en el mar Negro
    La Flota rusa del Mar Negro recibe fragatas de última generación
    La OTAN continúa reforzando la seguridad de sus aliados en el mar Negro
    La Flota del mar Negro rusa: 233 años defendiendo las fronteras del sur del país
    Etiquetas:
    OTAN, mar Negro, Turquía, Rusia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik