Widgets Magazine
En directo
    Emmanuel Macron, presidente de Francia

    "Las Rutas de la Seda nunca fueron solo chinas": Macron también quiere un lote en el proyecto

    © REUTERS / Charles Platiau
    Asia y Oceanía
    URL corto
    216

    El presidente francés, Emmanuel Macron, quiere que China y Europa trabajen juntas en la 'Iniciativa del Cinturón y la Ruta de la Seda' de Pekín.

    Así lo afirmó ante una audiencia de académicos, estudiantes y hombres de negocios en Xian, el punto de partida oriental de la antigua Ruta de la Seda. Ahora, la Iniciativa contemporánea representa un proyecto que apunta a construir una Ruta de la Seda moderna que, a jucio del mandatario, no podría ser 'unidireccional', informa Reuters.

    "Las antiguas Rutas de la Seda nunca fueron solo chinas", destacó Macron. "Por definición, estas vías solo pueden compartirse. No pueden ser de sentido único", dijo.

    La 'Iniciativa del Cinturón y la Ruta de la Seda' tiene como objetivo conectar China por tierra y mar con el sudeste de Asia, Pakistán y Asia Central, y más allá de Oriente Medio, Europa y África. Los inversores occidentales, sin embargo, se han mostrado reacios a apoyar el proyecto temiendo que sea un instrumento para divulgar la influencia china.

    Macron se encuentra en el país asiático en una visita de Estado de tres días diseñada para reforzar los lazos económicos y políticos entre Pekín y la segunda economía más grande de la zona euro. El presidente encabeza una delegación de alrededor de 50 directivos franceses de las principales empresas con el fin de mejorar el comercio y las relaciones de negocios con China.

    Airbus planea ofrecerle a China una sociedad industrial si el gigante asiático hace pedidos para el avión de pasajeros más grande del fabricante, el A380. Al igual que otros líderes mundiales que visitan China a la espera de estrechar las relaciones, Francia ha presentado al presidente chino, Xi Jinping, un inusual regalo: un caballo militar.

    Escuche: En 2018 competirán varias Rutas de la Seda

    Es un caballo castrado de ocho años llamado Vesuvio que solía pertenecer a la elitista Guardia Republicana de Francia. Según los informes, el regalo se hizo después de que Xi expresara su interés en el cuerpo de caballería presidencial durante su visita a París en 2014.

    Además:

    China invirtió casi $4.000 millones en países de Nueva Ruta de la Seda en 2017
    Opinión: "América Latina no participa en esta primera fase de la Ruta de la Seda"
    ¿Adiós al orden mundial existente? Descubre la Ruta de la Seda sobre Hielo
    "Ruta de la Seda china debe inspirar a Latinoamérica en temas de integración"
    Etiquetas:
    economía, comercio, 'Nueva Ruta de la Seda', Emmanuel Macron, China, Francia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik