En directo
    Acería (imagen referencial)

    Brasil y México serían los más afectados de América Latina por aranceles de EEUU

    CC0 / Alfred T. Palmer / Allegheny Ludlum steel furnace
    América Latina
    URL corto
    140

    BUENOS AIRES (Sputnik) — Brasil y México serían los principales perjudicados de América Latina si EEUU impone tarifas a la importación de aluminio y acero, dijo a Sputnik el economista Pablo Kornblum, director de Economía Internacional del Centro Argentino de Estudios Internacionales.

    "Brasil y México se encuentran entre los cinco principales exportadores de acero a los EEUU", contextualizó Kornblum.

    No obstante, el experto argentino, doctorado en relaciones internacionales, explicó que esas naciones latinoamericanas tienen diferentes posturas ante la amenaza de Trump de imponer un arancel de 25% a las importaciones de acero y de 10% a las de aluminio.

    "Haciendo gala de su eximia diplomacia", los brasileños colocan "sobre la mesa una proba teoría del beneficio colectivo del comercio internacional cuando éste se realiza en términos justos, pero que es ampliamente denostado por el pragmatismo nacionalista intransigente del presidente Donald Trump", señaló.

    México, entre tanto, considera que el perjuicio ocasionado a la industria puede compensarse con una mayor competitividad en otros sectores, "como así también se generaría un escenario disruptivo para con el TLCAN (Tratado de Libre Comercio de América del Norte integrado por EEUU, Canadá y México) que lo terminaría beneficiando bajo ciertas condiciones", razonó.

    Le puede interesar: Banco Central de Brasil: aranceles al acero y aluminio perjudicarían incluso a EEUU

    Mientras, Argentina, que mantiene "una relación oscilante con EEUU, seguramente aguardará la reacción institucional de las principales potencias antes de avanzar en una estrategia común con los estados socios del Mercosur (Mercado Común del Sur, conformado además por Brasil, Paraguay y Uruguay)", señaló.

    Buenos Aires, en todo caso, priorizará que se mantenga el sistema generalizado de preferencias que le permite exportar a EEUU unos 700 productos de economías regionales, según el Gobierno, un régimen del que había sido excluido en mayo 2012 hasta que Trump revirtió esta decisión en diciembre de 2017.

    Objetivos de los aranceles

    El mandatario estadounidense anunció las tarifas el 1 de marzo, aunque en las últimas horas deslizó la posibilidad de revertir esta medida si el TLCAN se renegocia en términos más favorables para su país.

    "Trump se encuentra intentando, por un lado, colocar a los EEUU otra vez en un rol activo como principal potencia global, aunque ello implique largamente la falta de consensos diplomáticos", consideró Kornblum, autor del libro "La Sociedad Anestesiada. El sistema económico global bajo la óptica ciudadana."

    El experto sostuvo que Trump "no tiene reparos en entremezclar escenarios, regiones o actores con tal de globalizar la problemática, a pesar de las reprimendas que pudieran sufrir".

    Esas críticas provendrían principalmente de Europa y China, "donde los vínculos político-económicos y militares bilaterales no son trascendentales, como si podrían ser los casos de Canadá, Corea o Japón", contextualizó el economista.

    En el ámbito político local, el opositor Partido Demócrata y otros frentes internos que han surgido en el gobernante Partido Republicano también le han causado a Trump más obstáculos que apoyos, observó.

    Le puede interesar: Industria siderúrgica de México exige medidas recíprocas si EEUU impone aranceles al acero

    "Como consecuencia, cierra filas sobre su electorado más duro, las clases desplazadas por la globalización que añoran un otrora Estado de Bienestar que hoy en día es prácticamente inexistente; no solo en los Estados Unidos, sino a nivel global", añadió el especialista.

    Al mismo tiempo, Trump se sostiene en algunas claves para reclamar medidas proteccionistas para EEUU.

    El acero y el aluminio son industrias estratégicas para el sector de defensa, "lo que conlleva concatenamientos productivos positivos para toda la dinámica económica, incluida la tan preciada generación de puestos de trabajo", sostuvo Kornblum.

    La industria del acero empleaba a 135.000 personas en el año 2000, mientras que en 2016 se redujeron a 83.600, reseñó el experto argentino.

    El déficit comercial de Estados Unidos creció 5% en enero de 2018 y quedó en un saldo total de 56.600 millones de dólares, lo que marca su nivel más alto en casi diez años, informó el Departamento de Comercio. 

    Además:

    Presidente de Cámara de Representantes de EEUU pide a Trump no aplicar aranceles al acero
    Amenazas de Trump sobre posibles aranceles al aluminio y acero golpean al peso mexicano
    Trudeau: aranceles al acero y aluminio afectarán industrias de EEUU y Canadá
    La OMC, preocupada por planes de EEUU de gravar importaciones de acero y aluminio
    Trump anuncia arancel de 25% para el acero y de 10% para el aluminio
    Etiquetas:
    aranceles, acero, EEUU, Brasil, México
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik