En directo
    La bandera de mapuche

    Incertidumbre en Chile por viaje a Bolivia de comunera mapuche acusada de homicidio

    CC BY-SA 2.0 / Yerko Montenegro / La bandera de mapuche
    América Latina
    URL corto
    0 0 0

    SANTIAGO (Sputnik) — El viaje que la comunera mapuche chilena Francisca Linconao realizó el 4 de diciembre a Bolivia generó incertidumbre en su país, ya que el próximo mes de febrero comenzará el juicio que la acusa de haber participado en el homicidio del matrimonio Luchsinger-Mackay en 2013.

    "Yo quiero creerle (a Linconao) que va a cumplir y que va a estar aquí en Chile cuando el 26 de febrero se inicie el juicio", dijo a Radio Agricultura el diputado oficialista Jorge Tarud.

    La machi (médico mapuche) Linconao será juzgada nuevamente en febrero, luego de que en diciembre del año pasado la justicia anulara el fallo que la había absuelto a ella y a otros 10 comuneros mapuches por la muerte del matrimonio Luchsinger-Mackay, quienes fallecieron tras un ataque incendiario contra su casa, en el centro-sur de Chile.

    Después de la anulación de ese fallo, los tribunales agendaron un nuevo proceso judicial en contra de los 11 comuneros, que comenzará el 26 de febrero.

    Sin embargo, el 4 de enero se conoció la noticia de que la machi había viajado a Bolivia, sin conocerse las razones concretas de su viaje.

    Al llegar a ese país, Linconao fue entrevistada por el canal Unitel, afirmando escuetamente que se encontraba en Bolivia "solo de paseo".

    Su abogado Renato Gonzalez señaló a Radio Biobío que el viaje de Linconao se debe a "motivos personales" y argumentó que "está en todo su derecho, porque el 26 de febrero es el juicio".

    Por su parte, el fiscal de la causa, Jorge Abbott, indicó en conferencia de prensa que esperan que la comunera mapuche "vuelva voluntariamente a Chile, o si no, tendremos que simplemente pedir la extradición", añadió.

    Otras críticas

    Además del diputado Tarud, otros políticos y autoridades también dudan que Linconao regrese a Chile a tiempo para el inicio del juicio.

    "La señora Linconao se fuga de Chile, sabe que como autora intelectual del brutal asesinato del matrimonio Luchsinger le espera cárcel segura", escribió en su cuenta de la red social Twitter el concejal de derecha Leandro Kuntsmann.

    ​La diputada derechista Marcela Sabat señaló por su parte al diario La Tercera que si la comunera mapuche no vuelve a Chile esperan que "el Gobierno boliviano acceda a la extradición y no pretenda sacar provecho político de una situación que, más allá de las demandas ancestrales de la imputada, envuelve un hecho de sangre respecto del cual hay fundadas sospechas de su participación".

    El 4 de enero de 2013, el empresario chileno Werner Luchsinger, de 75 años, y su esposa Vivianne Mackay, de 69 años, se encontraban en su casa, ubicada en una finca en Vilcún, en La Araucanía, cuando una veintena de personas ingresó a su predio mientras dormían.

    Al escuchar a los atacantes, Luchsinger los enfrentó con un arma, pero estos quemaron la casa, provocando la muerte al matrimonio.

    Los imputados en el caso son Francisca Linconao, José Peralino, José Córdova, Celestino Córdova, Aurelio Catrilaf, Eliseo Catrilaf, Hernán Catrilaf, Sabino Catrilaf, José Tralcal, Juan Tralcal y Luis Tralcal.

    Los mapuches en Chile mantienen un reclamo histórico al Estado por la restitución de sus tierras, que les fueron quitadas y entregadas a latifundistas, empresarios forestales y agricultores.

    La resistencia de esta minoría indígena se ha expresado en acciones de sabotaje como el incendio de edificaciones y maquinaria forestal así como de los camiones que cargan la madera, entre otras acciones.

    La respuesta del Estado se ha basado en la represión mediante la aplicación a los mapuches de la ley antiterrorista adoptada por la dictadura de Augusto Pinochet (1973-1990). 

    Además:

    Encapuchados queman camión forestal en el sur de Chile
    Etiquetas:
    homicidio, mapuches, Chile, Bolivia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik