En directo
    América Latina
    URL corto
    Por
    0 103
    Síguenos en

    Cuatro chilenos participaron en el desafío Space Apps COVID-19 impulsado por la NASA junto a más de 15.000 programadores y científicos de 150 países. En solo 48 horas debían crear una app que ayudara a enfrentar la pandemia. El resultado: PANAL, plataforma que alerta en tiempo real las zonas de alto riesgo de contagio.

    "Una aplicación que pudiera ayudarle a cualquier persona a poder salir de casa y no contagiarse o poder ir en metro a su trabajo sin que le pase nada; en base a eso se desarrolló también el proyecto", señala a Sputnik el miembro del equipo PANAL (Pandemic Analysis) Patricio Alarcón, quien trabaja como jefe de control de gestión en clínica privada y es bombero voluntario.

    Además de Alarcón, Carolina Retamal, Nino Bozzi y Marcos Maldonado conforman PANAL. El grupo ya había competido anteriormente en otras ediciones del desafío de la NASA. Bozzi, por ejemplo, que también conversó con Sputnik, participa en el Space Apps Challenge desde 2013.

    "He ido a varios tipos de hackatones y también fui embajador de AngelHack (organización global de hackatón)", cuenta el chileno que programa desde los 10 años y tiene un máster de Gestión de Emprendimiento Tecnológico.

    Pero 2020 ha sido particular. Como sabemos, el coronavirus SARS-CoV-2 ha provocado una crisis sin precedentes para la humanidad, por lo que el reto internacional de la agencia espacial estadounidense esta vez buscaba soluciones en el marco de la pandemia de COVID-19.  Y,  a diferencia de las ediciones pasadas, el encuentro tuvo que hacerse de manera virtual.

    "La idea es cómo, durante 30 horas, generar una idea y hacer todo de la mejor forma posible para sacar una idea que pueda ser llevable al mundo real, tal como está. Lo rico de una hackatón presencial, como eran las antiguas, era que tenías mucha relación con mucha gente", confiesa Bozzi. 

    Equipo de PANAL
    © Foto : Gentileza PANAL
    Equipo de PANAL: Patricio Alarcón, Carolina Retamal, Nino Bozzi y Marcos Maldonado (izq. a der.)

    Fue en estos encuentros tecnológicos que el equipo de PANAL se conoció y comenzó a participar de manera continua. "En una Angelhack que se hizo en Santiago conocí a Caro y ahí empezamos a trabajar juntos. Ahí nos conocíamos, teníamos proyectos, pero nos apoyábamos nosotros. Y de ahí ya empezamos a participar en la Space App juntos", recuerda Bozzo. "Con Marcos fueron compañeros de trabajo y con Pato, bueno, nos conocemos hace 12 años ya como bomberos", añade.

    Microrrobot RoBeetle
    © Foto : Gentileza Xiufeng Yang y Néstor O. Pérez-Arancibia
    Por su parte, Marcos Maldonado, profesor de Innovación en la Universidad de Santiago, especializado en Estructura Matemática e Investigación, explica a Sputnik que cada uno de los miembros del equipo tiene una especialidad bien definida.   

    "Nino es el programador, el Pato es superbueno con la gestión de bases de dato. La Caro es como una diseñadora espectacular, desde el punto de vista de que también es ingeniera, también apoya desde la comunicación y cómo presentar la idea. Y yo aporto desde el análisis matemático, además", puntualiza.

    A su juicio, se trata de un trabajo colaborativo, donde se respetan los espacios y se generan discusiones fructíferas en pro de los resultados. "El hecho de que cada uno tenga una especialidad o un rol dentro del equipo hace que todo fluya más rápido, que pueda fluir en 48 horas un proyecto potente como el que armamos para la hackatón", considera.

    ¿Cómo funciona la app para rastrear COVID-19 en Chile? 

    Muestras de la 'app' de PANAL
    © Foto : Gentileza PANAL
    Muestras de la 'app' de PANAL

    La plataforma, según explican sus creadores, permite realizar un análisis en tiempo real para prever el riesgo de COVID-19, a través de puntos georreferenciados, los cuales contemplan varios factores como: personas con PCR positivos actuales por zona, la densidad poblacional, junto con los índices socioeconómicos.

    "La idea inicial era una aplicación que haga tracking (rastreo) de casos positivos de COVID-19, para que la gente pudiera saber más o menos cuál era la posibilidad o el riesgo de contagio. Ahora eso lo fuimos perfeccionando una vez que empezamos. En la hackatón empezamos a afinar la idea y se agregaron varios otros parámetros, no solamente la ubicación de los contagiados, sino que además se agregaron factores de ambiente, como la temperatura en el lugar, la humedad en el lugar, la distancia a centros asistenciales, la posibilidad de obtener buena asistencia hospitalaria", detalla Bozzi. 

    "Tiene aspectos socioeconómicos que influyen bastante en este análisis que no todas las aplicaciones están teniendo también, o la visual, o la visión de cuando uno conjuga. Por ejemplo, no es lo mismo las condiciones en Huechuraba [comuna de clase media, al norte de Santiago] que por ejemplo pueda tener una persona que vive en La Pintana [comuna pobre al sur de Santiago]. Una persona que vive en una casa con ocho personas y otra persona que vive con dos personas, el metro cuadrado es diferente", resalta Alarcón.

    A esos datos suman referencias extraídas de la misma NASA, como la información demográfica, que les permite conocer cuál es la densidad de población en cada lugar, que la agencia espacial norteamericana posee con una "resolución bastante buena, que nos permitió hacer un granulado bastante bueno de la información".  

    "Entonces una persona que está en Viña, en Concepción o en Santiago, en cualquier parte de Chile o del mundo, que también lo diseñamos para eso, puede ver con todos esos datos", advierte Bozzi.

    El nombre del equipo, así como su propuesta, se relaciona justamente con la suma de estos datos georreferenciados que, en la interfaz de la aplicación, donde los usuarios ven su ubicación en el mapa en una zona, es demarcada en hexágonos, con forma de colmena, como si fuese un panal de abejas. Los colores verdes, amarillos y rojos son utilizados para diferenciar los hexágonos según el grado de exposición al posible contagio. 

    Detalle de la pantalla de la aplicación PANAL
    © Foto : Gentileza PANAL
    Detalle de la pantalla de la aplicación PANAL

    Ante las posibles críticas sobre el uso de información que pueda ser perjudicial para las personas contagiadas, la plataforma, según sus creadores, utiliza principalmente información entregada por servicios gubernamentales, que utiliza datos que no infringen "las cláusulas de derechos humanos", al limitar la información sobre casos positivos a un rastreo de 500 metros.

     

    "No queremos hacerlo más específico, más detallado solamente por un tema de que no es necesario y tampoco queremos invadir la privacidad de las personas y poder generar algunas reacciones negativas como discriminaciones o cosas por el estilo. Pero eso es a lo que apuntamos finalmente con esa entrada óptima de datos", señala Bozzi.

    Respecto al alcance de la aplicación, Patricio Alarcón considera que esta plataforma es muy necesaria, no solo en el presente frente a la pandemia del coronavirus porque, aunque mañana se tenga una vacuna, este virus y otros no van a desaparecer. Por ello "en base a que al día de mañana va a haber una solución real, también puedan tener los resguardos necesarios en base a esta aplicación".

    Impacto en el tiempo

    Además, el equipo PANAL estima que la app tiene un impacto a mediano y largo plazo, porque al principio se pensó para el uso diario de la gente. "En el corto plazo es para que las personas pudieran o puedan realizar su vida cotidiana en un primer paso, de forma tranquila, con una seguridad que cuando uno pueda ir a comprar, cuando uno pueda ir a trabajar tenga ya los resguardos necesarios". 

    "Una seguridad que cuando uno pueda ir a comprar, cuando uno pueda ir a trabajar tenga ya los resguardos necesarios porque yo no estoy asegurándote que con la aplicación no te va a pasar nada. Porque puedes ir al supermercado a las 9 de la mañana y no va a haber nadie, pero puedes ir a las 9 de la mañana y estar lleno", detalla Alarcón. 

    Al mediano y largo plazo el equipo proyecta que la aplicación pueda aplicarse a empresas. "Si yo estoy enfocado en la agroindustria, esta aplicación puede servir para realizar trabajos de agroindustria, cosa de poder bajar mi causal de contagio, con lo cual vas a poder tener personas con los resguardos necesarios, con tantos metros, y ya haciendo un tracking en tiempo real".

    Lo que también se puede aplicar según Alarcón a diferentes tipos de industria, parte de la minería o en mismo rubro de la salud: "Que ya puedas tener más o menos mapeado para cada tipo de industria la logística necesaria que necesitas para hacer cualquier tipo de trabajo".

    Por esta razón para PANAL la aplicación "resulta bastante escalable a nivel mundial", aunque el comportamiento en cada país va a depender de la riqueza de la información, de la precisión de los datos que tenga cada uno. "No va a ser lo mismo tener esta aplicación en el Congo, por ejemplo, y tenerlo en Chile o Estados Unidos. Entonces, dependiendo de la riqueza de los datos, va a ser más exacto y va a ser mucho mejor la aplicación". 

    Información con la que incluso, para los programadores, es posible hacer políticas públicas, "políticas sanitarias en base a esto, pero siempre y cuando cada país tenga regulado eso y de la mejor manera, esta aplicación va a funcionar de mejor manera".

    Financiamiento y proyección

    Si bien el premio es muy importante por el reconocimiento que significa, consiste en una invitación a presentar el proyecto a la NASA, pero no incluye el traslado, ni dinero para su desarrollo. Por tanto, los creadores señalan que están buscando el financiamiento para terminar la app

    "En el tema del financiamiento estamos recién empezando a ver algunas luces, o algunos grupos, como se han acercado en la primera etapa, ya conocen algo esto", reconoce Alarcón.

    Quien agrega que están en busca de capital para el desarrollo de la aplicación, pero también para generar una empresa tecnológica capaz de realizar esta plataforma. "Estamos tratando de buscar también otras empresas u otros grupos económicos que nos puedan aportar en esto".

    Porque para el equipo de PANAL, hay varios aspectos de la última versión que están proyectando para la aplicación que esperan no solamente sirva para el rastreo del COVID-19, "sino que, como dice el mismo nombre de la aplicación, PANAL, Pandemic Analysis [análisis pandémico], es para cualquier pandemia". 

    "Hay gente, hay científicos que ya lo están prediciendo. Entonces hay que estar preparados, y para eso es esta aplicación y los futuros desarrollos de esta aplicación".
    Etiquetas:
    coronavirus en América Latina, pandemia de coronavirus, COVID-19, NASA, aplicación, Chile
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook