En directo
    Laura Martinel y Paula Pareto tras obtener una medalla de oro en Rusia, en marzo de 2019

    La judoca Paula Pareto, la deportista argentina que hace historia en Rusia

    © Foto : Laura Martinel
    América Latina
    URL corto
    0 70

    La judoca Paula Pareto, oro olímpico en 2016 y una de las mejores deportistas argentinas de la historia, se consagró campeona en marzo en el Grand Slam en Ekaterimburgo. Su entrenadora, Laura Martinel, habló con Sputnik sobre el fervor del público ruso, la pasión de Vladímir Putin por el deporte y los atractivos de las ciudades que visitaron.

    Definitivamente, Rusia le sienta muy bien a la judoca argentina Paula Pareto, sin dudas una de las deportistas argentinas más destacadas en lo que va del siglo XXI y, quizás, de toda la historia del deporte del país suramericano.

    Muchos la conocieron en 2016, cuando se quedó con una de las tres medallas de oro que conquistó su país en los Juegos Olímpicos de Río. Sin embargo, Pareto ya sabía de colocar la bandera argentina entre los puestos más importantes del judo mundial, con una medalla de los Juegos Olímpicos de Pekin en 2008 y una medalla de oro en el Campeonato Mundial de Astaná, Kazajistán.

    Pareto se hizo célebre también por su fortaleza fuera del tatami, ya que logró alternar el sacrificio de su carrera deportiva con los estudios de Medicina en la Universidad de Buenos Aires. Muchos de sus seguidores se sorprendieron al encontrarla atendiendo pacientes en el Hospital de San Isidro, Buenos Aires, en el marco de su residencia en traumatología.

    En marzo de 2019, la campeona olímpica volvió a posicionarse en lo más alto y se alzó con la medalla de oro en la categoría 48 kilos del Grand Slam que se disputó en la ciudad de Ekaterimburgo.

    La medalla coronó un ciclo de grandes actuaciones en tierras rusas. Compitió por primera vez allí en el campeonato 'World Masters' que se disputó en Tiúmen en 2013. Una buena preparación para lo que sería, al año siguiente en el Mundial de Judo, en Cheliábinsk, donde obtuvo la medalla de plata.

    Pareto volvería a Rusia en 2018, ya como campeona olímpica-se quedó con el oro en Río 2016-, pero esta vez al Grand Slam de Ekaterimburgo. Su buen desempeño le permitió volver a irse con la presea plateada pero, sobre todo, con la convicción de volver a intentarlo.

    Fue lo que sucedió en marzo de 2019 cuando, de nuevo en la misma ciudad, se colgó la medalla dorada.

    Pero Pareto no está sola. Tiene detrás a Laura Martinel, mucho más que una entrenadora. Martinel también sabe de victorias porque fue campeona nacional en 16 oportunidades, obtuvo un diploma olímpico en Barcelona 1992, ganó 16 medallas de oro en competencias internacionales y supo presidir la Federación Bonaerense de Judo por tres mandatos consecutivos entre 2003 y 2015.

    En conversación con Sputnik, Martinel, remarcó que se trató de una experiencia "muy emocionante por todo el sacrificio que conlleva llegar a eso".

    Laura Martinel y Paula Pareto en la nieve de Ekaterimburgo
    © Foto : Laura Martinel
    Laura Martinel y Paula Pareto en la nieve de Ekaterimburgo

    Martinel valoró que la victoria se haya dado en Rusia, donde el equipo argentino siempre gozó de recibimientos "muy cálidos". También elogió la organización en Ekaterimburgo y a los voluntarios que lograron "siempre estaban al lado para ayudar en lo necesario".

    El fervor del público es uno de los elementos característicos de los torneos en Rusia, admitió la entrenadora.

    "En Rusia se hacen estadios bastante más grandes [que en Argentina] y los llenan. Es un deporte muy importante y tienen excelentes judocas, campeones del mundo y olímpicos. Es un deporte muy fuerte en Rusia", sintetizó.

    Relacionado: Messi se sincera sobre su regreso a la selección argentina: "A mí no me obliga nadie"

    Si bien Argentina comparte una pasión intensa por ese deporte, reconoció que aún existen torneos y estadios tan grandes como los rusos.

    Una de las cuentas pendientes durante la nueva visita fue poder encontrarse con el presidente de Rusia Vladímir Putin, practicante y gran aficionado al judo. Martinel destacó cómo el mandatario ruso "conoce y apoya fuertemente" el judo y asiste regularmente a los torneos organizados en su país.

    La fama del gusto de Putin por el judo está extendida al punto que el presidente argentino Mauricio Macri obsequió a su par ruso un cinturón negro de judo grabado con el nombre de Paula Pareto.

    Si bien la agenda no permitió una charla con Putin, la dupla argentina sí se hizo tiempo para hacer turismo en Rusia. "Hemos ido bastante a la zona de Siberia, a los Montes Urales y la verdad me sorprende porque son zonas muy, muy bonitas", apuntó.

    La competencia también las ha hecho conocer territorio ruso en diversas temporadas. Así, disfrutaron Ekaterimburgo en invierno o Cheliábinsk en verano, por ejemplo.

    "Me llama mucho la atención lo bien que se visten y cómo cuidan su aspecto. Me resulta muy agradable estar allá y poder visitar algunas cosas", añadió.

    Más: La divertida pregunta de 'Manu' Ginóbili que hace estallar Twitter

    Siguiendo esa máxima, Martinel y Pareto siempre buscan hacerse 'algún hueco' para continuar conociendo nuevos destinos cada vez que les toca viaja a Rusia. Algo que, por lo pronto, concretarían nuevamente para el Grand Slam de 2020.

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik
    Etiquetas:
    judo, Grand Slam de Judo en Ekaterimburgo 2019, Federación Internacional de Judo, Laura Martinel, Paula Pareto, Argentina, Rusia