Se ha registrado correctamente
Por favor, haga clic en el enlace del correo electrónico enviado a
Radio
Noticias de último momento, temas de actualidad política, económica y social. Análisis de expertos. Programas producidos y realizados por destacados periodistas desde los estudios de Sputnik en Moscú y Montevideo.

"Arabia Saudí se dio cuenta de que su capacidad militar no es la que esperaba"

"Arabia Saudí se dio cuenta de que su capacidad militar no es la que esperaba"
Síguenos en
Dos refinerías de la compañía Saudí Aramco fueron atacadas con drones el pasado 14 de septiembre. Como consecuencia, el suministro de crudo de la compañía cayó drásticamente en unos 5,7 millones de barriles por día, lo que supone alrededor del 50% de su producción, lo que a su vez provocó la suba del precio del petróleo en un 19,5%.

Las reacciones, dependiendo de sus protagonistas, fueron las esperadas. Así, el secretario de Estado de EEUU, Mike Pompeo, no fue la excepción. Su acto reflejo fue apuntar y disparar contra Irán al acusarle de estar detrás de estos ataques.

Donald Trump, presidente de EEUU  - Sputnik Mundo
Economía
Trump: "EEUU no necesita petróleo de Oriente Medio"
Entonces, entró en acción una de las armas más poderosas de la Casa Blanca: la cuenta de Twitter del presidente, Donald Trump: "El suministro de petróleo de Arabia Saudita fue atacado. Hay razones para creer que conocemos al culpable, estamos preparados para actuar dependiendo de la verificación, pero estamos esperando que el reino nos diga quién creen que fue la causa de este ataque, ¡y bajo qué términos procederíamos!".

"Es lógico, que siendo Arabia Saudí, un aliado estratégico de EEUU, pues haya una cierta beligerancia en la reacción", opina al respecto el presidente de la Consultora Ekai Center, Adrián Zelaia.

Las reacciones y declaraciones de EEUU contrastan claramente con las más sopesadas brindadas desde Rusia. Tras indicar que las consecuencias de estos ataques pueden ser graves para los mercados energéticos, el portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov, dijo que Moscú pide evitar conclusiones precipitadas sobre sus autores.

"Consideramos negativo el aumento de la tensión en la región y llamamos a todos los países regionales y no regionales a evitar cualesquiera medidas o conclusiones precipitadas que puedan agravar la desestabilización, y al revés, seguir la línea que ayude a reducir las tensiones", declaró el alto funcionario.

"Es una descripción de hecho bastante objetiva", según Zelaia.

En tanto, el Ministerio de Exteriores ruso emitió un comunicado ante estos hechos. "Condenamos decididamente los ataques contra los blancos civiles, la destrucción de la infraestructura social y económica, cualquier acción capaz de romper el equilibrio de demanda y oferta de hidrocarburos y provocar una nueva ola de inestabilidad en el mercado global de hidrocarburos que entrañe las consecuencias negativas para la economía global".

Incendios en las refinerías de la compañía Saudi Aramco - Sputnik Mundo
Economía
El ataque en el corazón de Arabia Saudí, punto de partida de problemas económicos a gran escala
"Es cierto que viendo el contexto de lo que está sucediendo en Yemen, es decir, pedir, o que esperemos que las fuerzas yemeníes tengan suficiente objetividad en su respuesta frente a la agresión saudí, pues quizá es demasiado. Un país como Yemen que ha sido tan salvajemente agredido por Arabia Saudí y sus aliados con cerca de 100 mil muertos ya, con un asedio que está colocando en una situación de hambruna a la práctica totalidad de su población, esperar que las reacciones de Yemen sean medidas, contenidas, que tengan en cuenta de forma estricta el contexto internacional, es complicado", observa el analista.

Mientras, Teherán rechazó las acusaciones de Washington. "Habiendo fallado en la 'máxima presión', el secretario de Estado de EEUU, Mike Pompeo, ha recurrido al 'máximo engaño'. EEUU y sus clientes están atrapados en Yemen debido a la ilusión de que la superioridad del arma conducirá a la victoria militar. Culpar a Irán no terminará con el desastre. Aceptar nuestra propuesta de abril de 2015 para terminar la guerra y comenzar las conversaciones, puede", tuietó el canciller persa, Mohammad Javad Zarif.

En este sentido, Zelaia sentencia que "Arabia Saudí ahora se estará dando cuenta que no sólo su capacidad militar no es la que ellos esperaban, ni su capacidad económica les iba a permitir conseguirlo absolutamente todo fácilmente en Yemen, sino que, de hecho, su economía es muy vulnerable al depender tanto de centros de producción muy concretos, que pueden ser —como estamos viendo— fácilmente atacados desde Yemen".

 

 

Lo último
0
Recientes primeroAntiguos primero
loader
Para participar en la conversación,
inicie sesión o regístrese.
loader
Chats
Заголовок открываемого материала