En directo
    Rusia
    URL corto
    Rusia empieza a levantar gradualmente las restricciones por el COVID-19 (128)
    0 30
    Síguenos en

    MOSCÚ (Sputnik) — Un total de 379.051 personas fueron infectadas por el coronavirus SARS-CoV-2 hasta la fecha en Rusia, incluidas 4.142 que fallecieron, comunicó el centro operativo nacional para la lucha contra la propagación del virus.

    "En las últimas 24 horas en Rusia se han confirmado 8.371 nuevos casos de infección por coronavirus COVID-19 en 85 regiones, incluidos 3.560 casos asintomáticos [42,5%]", dice el comunicado.

    La cifra acumulada, 379.051, representa un incremento del 2,3% con respecto a la jornada anterior.

    Durante el último día "murieron 174 personas (...) En total son 4.142 muertos".

    En Moscú se detectaron 2.054 nuevos casos en un día, elevando la cifra total de contagiados en la capital a 173.497, lo que corresponde al 45,7% de las infecciones a nivel nacional.

    Normas preventivas anticoronavirus en los cines

    La oficina nacional de protección al consumidor de Rusia, Rospotrebnadzor, y el Ministerio de Cultura presentaron las recomendaciones para los cines rusos ante la epidemia del coronavirus.

    "Rospotrebnadzor junto con el Ministerio de Cultura de la Federación de Rusia elaboraron recomendaciones para las actividades de prevención de la propagación del nuevo coronavirus en los cines", dice el comunicado de la oficina de protección al consumidor.

    En particular, las entidades rusas recomiendan "garantizar el distanciamiento social de al menos 1,5 metros para los visitantes y empleados en los cines durante la proyección de películas, en las zonas de cajas, en los vestíbulos y en los bares, en las entradas y salidas de los cines".

    "Establecer un horario de las sesiones en las salas con intervalos de al menos 15 minutos para los cines con un máximo de seis salas, y al menos diez minutos para los cines con un total de siete o más salas", apunta el texto de las recomendaciones.

    Para evitar concentraciones en las entradas de los cines, se recomienda permitir entrar a los clientes al menos 15 minutos antes del inicio de una sesión. Un intervalo entre las sesiones en una sala debe ser al menos de 30 minutos, para que se pueda limpiar con desinfectantes.

    Rospotrebnadzor y el Ministerio de Cultura recomiendan utilizar medios de pago sin contacto para la compra de las entradas, y "si es posible organizar la venta de las entradas mediante las máquinas vendedoras, aplicaciones móviles, etc".

    "A los visitantes se les recomienda utilizar mascarillas higiénicas", dice el documento.

    A la vez los entes rusos no están en contra del uso de gafas 3D, siempre y cuando estén desinfectados o se repartan junto con toallitas desinfectantes.

    Apoyo a los aeropuertos

    Por su parte, el primer ministro de Rusia, Mijaíl Mishustin, anunció la asignación de casi 11.000 millones de rublos (unos 154,8 millones de dólares) a los aeropuertos para ayudarles a superar la crisis económica provocada por la pandemia de coronavirus.

    "Asignaremos casi 11.000 millones de rublos para apoyar a nuestros aeropuertos", dijo Mishustin en una sesión del Ejecutivo.

    El jefe del Gabinete precisó que los fondos deben gastarse, en primer lugar, en los salarios y las primas de seguros y no se aplican a la administración de los aeropuertos ni a los miembros de las juntas directivas.

    Al mismo tiempo, continuó, esta medida de apoyo estatal también puede utilizarse para el mantenimiento y reparación de edificios, equipos, vehículos y otros gastos.

    "Esto ayudará a compensar parcialmente los costos de los aeropuertos que han surgido debido a la caída del tráfico de pasajeros a causa de la propagación de coronavirus", concluyó.

    De momento los cines, igual que otros lugares de ocio, permanecen cerrados en Rusia debido a la pandemia de COVID-19.

    Desde el 11 de marzo, la Organización Mundial de la Salud califica como pandemia la enfermedad COVID-19 causada por el coronavirus SARS-CoV-2.

    El uso de hidroxicloroquina contra COVID-19

    El Ministerio de Sanidad de Rusia aseguró que tiene bajo control el problema de la eficacia y la seguridad de hidroxicloroquina en el tratamiento del COVID-19.

    "La eficacia y seguridad de hidroxicloroquina y otros fármacos que se usan en Rusia para el tratamiento de COVID-19 están bajo el control constante del Ministerio de Sanidad ruso y las organizaciones supeditadas", comunicó el servicio de prensa.

    Informó que el Ministerio está terminando la actualización de las recomendaciones sobre el diagnóstico, la prevención y el tratamiento del COVID-19.

    "Se incluirán unos criterios adicionales para que el médico pueda evaluar los beneficios y riesgos del uso de hidroxicloroquina para cada paciente antes de decidir sobre su prescripción, las instrucciones detalladas para su uso en los pacientes que tienen un bajo riesgo de trastornos del ritmo cardíaco, así como las medidas de monitoreo y prevención de las arritmias durante el tratamiento", aclaró.

    El 22 de mayo, la revista médica The Lancet publicó que "el tratamiento con cloroquina o su homólogo hidroxicloroquina (tomado con o sin los antibióticos Azitromicina o Claritromicina) no ofrece ningún beneficio para los pacientes con COVID-19".

    La Organización Mundial de la Salud (OMS) decidió suspender la investigación de la hidroxicloroquina en el marco de su programa global de ensayos "Solidaridad", lanzado para encontrar un tratamiento eficaz contra el nuevo coronavirus, debido a las preocupaciones por la seguridad.

    Un estudio realizado con cerca de 15.000 enfermos, según The Lancet, demostró que la cloroquina y la hidroxicloroquina están asociadas a una menor supervivencia y una mayor frecuencia de arritmias cardíacas entre pacientes hospitalarios cuando se usan para el tratamiento de COVID-19. 

    Tema:
    Rusia empieza a levantar gradualmente las restricciones por el COVID-19 (128)
    Etiquetas:
    muerte, COVID-19, coronavirus, Rusia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook