03:06 GMT +323 Noviembre 2017
En directo
    Vivir en Rusia

    Filólogo español: "En Rusia siento que tengo el mundo en mis manos"

    Vivir en Rusia
    URL corto
    Marina Kétlerova
    0 72370

    Se llama Fernando Videras, tiene 25 años, está haciendo el posgrado de filología rusa en la Universidad Estatal Lomonósov de Moscú, ha viajado por Rusia más que un promedio ruso, cita de memoria a Pushkin y Bulgákov, adora los pelmeni, los blinis con caviar rojo y la cerveza 'Báltica'. Y adora vivir en Rusia.

    Su interés por el ruso nació de manera casual, en una librería de Granada, su ciudad natal.

    "Un día entré en una librería y mirando guías turísticas encontré una que era de Moscú. Empecé a hojearla, mirar las fotografías, y me dije: "Caramba, ¡qué interesante la ciudad!" Justo al final estaba al alfabeto cirílico y una serie de palabras y frases en ruso", cuenta Fernando.

    La guía de Moscú — junto con la tienda de la comida rusa, que se encontraba cerca de su casa, y la película 'Guardianes de la noche' de Timur Bekmambetov —  le sirvió también de su primer guía al mundo de la cultura rusa.

    En aquel tiempo Fernando tenía 15 años pero su futuro ya estaba decidido. Dos años más tarde entró a la Facultad de Filología de la Universidad de Granada para aprender el ruso y el checo. Según sus propias palabras, no "se arrepiente en absoluto" de la decisión tomada. 

    Terminados los dos primeros años en la Universidad de Granada, completó el tercer año académico ya en Izhevsk, la capital de la república de Udmurtia. El cuarto, en Moscú. Luego vivió tres años "muy intensos" en Krasnoyarsk (Siberia), estudiando y trabajando de profesor de la lengua española.

    Fernando se acuerda con gusto y algo nostálgico sus primeras impresiones de Rusia:

    "Mi primera ciudad fue Izhevsk… Me encontré con la típica ciudad soviética, y para mí fue un choque porque era como estar en otro planeta. Todo era muy diferente. No se parecía nada a lo que había visto hasta entonces".

    Dice que antes de venir a Rusia "sabía muy poco de la vida".

    "Salir de España fue salir de mi zona de confort. Cuando llegué a Rusia me di: '¡Madre mía! ¡Cuántas cosas me he perdido, cuántas cosas ignoro!'"

    En 2016 Fernando volvió a Moscú para hacer el posgrado y con la idea de quedarse aquí. Ya está acostumbrado a que la mayoría de la gente considere algo raro su deseo de vivir en Rusia. Sin embargo, el granadino no deja de disfrutar su vida aquí y sabe que la capital rusa le abre una infinidad de posibilidades:

    "Moscú es como un pequeño mundo, es una ciudad donde hay de todo, donde hay lo mejor de lo mejor. Siempre hay algo nuevo que hacer. Por eso siento que tengo el mundo en mis manos".

    © SPUTNIK/ Marina Kétlerova
    Fernando Videras

    Etiquetas:
    lengua rusa, Universidad Lomonósov de Moscú, Udmurtia, Granada, Krasnoyarsk, Siberia, España, Moscú, Rusia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik