En directo

    ¿El coronavirus puede "curar" las heridas entre militares y sociedad civil?

    Telescopio
    URL corto
    0 40
    Síguenos en

    "Creo que el coronavirus puede romper un poco con el recelo hacia las Fuerzas Armadas y que la gente entienda para qué sirven y por qué es bueno invertir", opinó la especialista en temas de defensa y seguridad internacional, Jennifer Pérez Olivera, al mencionar las distintas tareas que realizan para frenar el avance de la enfermedad en la región.

    La custodia de las fronteras, la fabricación de barbijos y alcohol en gel, pasando por todos los aspectos vinculados a la logística que los Gobiernos latinoamericanos están llevando adelante contra el COVID-19, son algunas de las responsabilidades asignadas a los militares latinoamericanos en los últimos 10 días.

    Estas tareas se enmarcan dentro de las llamadas "misiones secundarias" de las Fuerzas Armadas (FFAA), al igual que cuando participan en situaciones de inundaciones, incendios o derrumbes. Sin embargo, la amenaza generalizada para toda la sociedad que implica el coronavirus suma a esta participación un factor de impacto mayor.

    "Lamentablemente estas cosas suceden y el Estado precisa poner en uso todos los recursos que tiene, y uno de los grandes recursos son la FFAA", apuntó Pérez Olivera, editora de la revista especializada Zona Militar.

    "La capacidad logística del Ejército argentino es de gran utilidad para este tipo de situaciones, donde se busca contener y mitigar el virus. Por ejemplo se está utilizando la capacidad militar para elaborar barbijos o producir alcohol en gel porque hay faltantes", puntualizó.

    Todo tiempo pasado fue…

    "Para qué sirven las FFAA en tiempo de paz es lo que la gente se pregunta", apuntó la entrevistada, al referirse al recelo instalado en las sociedades latinoamericanas para con "lo militar".

    "Hubo un quiebre entre las FFAA y la sociedad por todo el pasado oscuro y lo que sucedió. Pero también existe esta afirmación de decir 'vivimos en una zona de paz, no tenemos hipótesis de conflicto entre los países, para que las queremos, para qué gastar'", explicó.

    Esto ha determinado que desde la recuperación democrática hasta la fecha los presupuestos de defensa hayan disminuido progresivamente, afectando el mantenimiento de la infraestructura, del equipamiento e incluso la capacitación y práctica de los efectivos.

    El caso del hundimiento del submarino ARA San Juan en Argentina resume esta situación, coincidió la experta. "A veces en las sociedades tenemos esta necesidad de elegir qué bienes consumimos, y la defensa es el último en el escalón", graficó.

    "Lo que es la salud y la educación están siempre como prioridad en la gente pero por ese desconocimiento" no se consideran relevantes los temas vinculados a la defensa: "El ARA San Juan fue evidentemente un suceso trágico en Argentina, pero sucede todo el tiempo".

    Tiempo presidente

    De ese análisis derivó la necesidad de instrumentar en Argentina el Programa Ejecutivo en Comunicación y Seguridad Internacional, dirigido a comunicadores, funcionarios públicos, personal militar y estudiantes del campo social, entre otros.

    Surgió de una iniciativa conjunta de Zona Militar —de la cual Pérez Olivera es una de sus editoras— y de la Universidad Católica Argentina.

    "Nuestro Programa Ejecutivo en Comunicación y Seguridad Internacional busca consolidar no solo el campo informativo y periodístico sobre lo que son los temas defensa y seguridad internacional, sino también transmitir a la gente por qué esto es importante", destacó Pérez Olivera, que será una de las profesoras de esta propuesta educativa que, salvo que el coronavirus disponga lo contrario, comenzará en mayo.

    "La falta de rigurosidad que se difunde en medios no especializados genera confusión", añadió para luego remarcar que "la defensa es un derecho que tenemos todos los ciudadanos y debe ser respetado y dado por el Estado, pero la gente muchas veces no lo ve así", señaló la entrevistada.

    Según concluyó Pérez Olivera, "el problema está en la comunicación. No existe una comunicación directa entre lo que es la defensa y el ciudadano, que no entiende para qué sirve y tampoco cuánto la necesita".

    Etiquetas:
    sociedad, pandemia de coronavirus, coronavirus en América Latina, fuerzas armadas
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook