En directo
    Opinión & Análisis
    URL corto
    433
    Síguenos en

    El ciclo de vida de los spinners está llegando a su conclusión lógica. Incluso los astronautas jugando con este juguete antiestrés no pueden cambiar lo obvio: el interés del público general por este inútil objeto está sobrepasando todos los límites.

    La razón es simple: su popularidad se basa exclusivamente en la moda, y las modas de este tipo son muy fugaces, señala el observador de Sputnik Andréi Makárenko. Va a pasar tan pronto como la moda de la caza de los pokemon, y mañana habrá una moda diferente.

    Otra cosa que está a punto de dejarnos es el bitcoin, cree el columnista. Como muchos expertos ya habían predicho repetidamente, los bancos centrales del mundo han comenzado a domar las criptomonedas, subordinando la tecnología del dinero virtual a los intereses del presupuesto estatal y la economía en general.

    Por eso los que venden todas sus posesiones para comprar bitcoins esperando que dentro de un par de años puedan triplicar su fortuna asumen un riesgo muy grande. Del mismo modo, en el siglo XVII los habitantes de los Países Bajos vendían sus posesiones para comprar bulbos de tulipán, y en el siglo XX los rusos vendían sus pisos para comprar más acciones de MMM, la famosa pirámide financiera que se derrumbó dejando a todos bajo sus escombros, hace recordar Makárenko.

    Lea también: La Reserva Federal de EEUU, caldo de cultivo para una economía enferma

    De la misma manera funciona el negocio de Elon Musk. Ahora su empresa Tesla tiene problemas serios, en la fábrica hay despidos masivos en todos los escalones, el automóvil eléctrico Tesla Model 3 se monta casi manualmente, y la falta de rentabilidad de la compañía se mantiene en un nivel consistentemente alto.

    Si nos olvidamos de publicaciones entusiastas en los medios de comunicación y el valor actual de las acciones de Tesla, a Musk le espera un final financiero algo triste, ya que su negocio no es rentable de verdad, asegura el columnista.

    El cuarto punto en esta lista sin perspectiva le pertenece a la deuda de EEUU. Está creciendo rápidamente y ya es tan grande que no hay posibilidad de devolverla sin la devaluación del dólar. Por más que se diga que el sistema es inquebrantable, el final parece difícil de evitar. Tarde o temprano, EEUU tendrá que declarar un 'default' o la hiperinflación del dólar, o las dos cosas.

    "Como se puede ver, los cuatro fenómenos —los spinners, los bitcoins, los proyectos de Elon Musk y la deuda nacional de EEUU— funcionan de la misma manera: en la arena se construye un imponente castillo alrededor del que se reúnen blogueros y periodistas exclamando con entusiasmo", concluye Makárenko.

    Además:

    Los astronautas de la NASA giran un 'spinner' en el espacio (vídeo)
    El 'spinner' monstruoso de los ingenieros mecánicos de Siberia (vídeo)
    Bitcoin Cash: la nueva moneda virtual que surge de la división de Bitcoin
    Un importante inversor 'se sube' al Hyperloop de Elon Musk
    Elon Musk muestra cómo será la colonización de Marte (vídeo)
    La estructura de la deuda estatal de EEUU
    La deuda de EEUU traspasa la marca histórica de 20 billones de dólares
    Etiquetas:
    criptomonedas, predicciones, economía, bitcoin, deuda, fidget spinner, Tesla Motors, Elon Musk, EEUU
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik