08:11 GMT25 Septiembre 2020
En directo
    Insólito
    URL corto
    Por
    0 192
    Síguenos en

    ¿Se imagina comprar una casa y cuando está a punto de remodelarla toparse con una reliquia renacentista?  Eso es lo que le ha ocurrido a un vecino de Úbeda, en Jaén, al que cuatro años más tarde, el Tribunal Supremo le reconoce el derecho a premio por hallazgo casual. 

    Corría el año 2016 cuando Juan Francisco León Catena compró su nueva casa en Úbeda, un proyecto que ansiaba lleno de ilusión. Una tarde, él y su padre empezaron a realizar obras para ver por dónde se podía empezar con la remodelación y al picar los muros y quitar los ladrillos, observaron que detrás estaba emparedada una portada renacentista construida en el siglo XVI para un antiguo hospital. "Empezamos por la buhardilla, el primer sitio donde lo descubrimos y después, planta por planta, iba apareciendo la portada en toda su proporción", explica a Sputnik su descubridor. 

    Juan Francisco recuerda con mucha alegría aquella tarde: "Fue una sensación entre nerviosismo, incredulidad y desconcierto. Parece que fue ayer cuando lo descubrí".  Al día siguiente actuaron tal y como manda la Ley: "Lo pusimos en conocimiento del Ayuntamiento y contactamos con un bufet especializado en patrimonio histórico. "No era algo pequeño, sino una portada nueva de 11 metros de altura con una envergadura demasiado grande para tener que informar a las autoridades". 

    Juan Francisco prefirió no callárselo —como hicieron los antiguos inquilinos que emparedaron la pared— y actuar de manera legal: "Cumplí mi obligación como ciudadano, hice lo que manda el artículo 50.1 de la Ley de Patrimonio Histórico de Andalucía". La sorpresa vino después cuando las autoridades se negaron a darle el premio que le pertenece a todo aquel que encuentra un hallazgo o un tesoro de este tipo. "El Ministerio de Cultura nos lo denegó sin saber por qué, pues cumplíamos todos los requisitos que se explican en el artículo". 

    "Cuando eso está emparedado es porque ya lo escondieron, pero algo me decía que lo justo no era callarme, sino comunicárselo al Ayuntamiento, porque era una pena que eso se volviera a tapar después de volver a luz tras tanto tiempo. Ni se me pasó por la cabeza", dice a Sputnik su descubridor. 

    Desde entonces, lleva cuatro años peleando para que se lo den hasta hoy, pues el Tribunal Supremo le acaba de dar la razón: "He sentido bastante alegría, algo por lo que llevaba años luchando, algo que es de ley, y que resulta muy injusto que te denieguen en primera instancia". El siguiente paso es formar una comisión de valoración para tasar ese bien y una vez hecho empezará el procedimiento para el pago. "Nunca he ganado ningún premio, así que esto es totalmente nuevo para mí", confiesa León. 

    Ahora, vive 20 metros más arriba, a la espera de que el estudio arqueológico se lleve a cabo una vez que esté entregado el premio. "Tuve que cambiar mis planes de futuro y vender un piso que no tenía en pensamiento vender para comprar una casa que vendían un poco más arriba", dice su descubridor. 

    El Papa de la época autorizó su construcción

    La Delegación Territorial de Cultura, Turismo y Deporte de la Junta de Andalucía emitió un informe donde reconocían el evidente valor arquitectónico e histórico de la construcción, explicando que se trataba de la portada renacentista de la fachada sureste de la antigua iglesia del Santísimo Sacramento del hospital del mismo nombre, también conocido como de San Jorge o de Pero Almindes y que data del siglo XIV, concretamente de 1347.

    Tal y como explica a Sputnik Juan Francisco, esta portada del Santísimo Sacramento posee una hornacina donde se guardaba la custodia. "Para que esa hornacina se pudiera hacer en la fachada de un monumento que diera al exterior, el Papa de la época tenía que haber dado su autorización porque que se sepa, no hay ninguna portada en España que albergue una hornacina del Santísimo Sacramento al exterior, y esta sí". 

    • Juanfran ha logrado que el Tribunal Supremo le de la razón después de cuatro años
      Juanfran ha logrado que el Tribunal Supremo le de la razón después de cuatro años
      © Foto : Cortesía de Juan Francisco León Catena
    • La buhardilla fue el primer sitio donde descubrieron la portada
      La buhardilla fue el primer sitio donde descubrieron la portada
      © Foto : Cortesía de Juan Francisco León Catena
    • El hallazgo tuvo lugar en 2016 en Úbeda
      El hallazgo tuvo lugar en 2016
      © Foto : Cortesía de Juan Francisco León
    • La portada está fechada de mediados del siglo XVI
      La portada está fechada de mediados del siglo XVI
      © Foto : Juan Francisco León Catena
    1 / 4
    © Foto : Cortesía de Juan Francisco León Catena
    Juanfran ha logrado que el Tribunal Supremo le de la razón después de cuatro años

    Según aparece en los archivos municipales, la portada del antiguo hospital de San Jorge fue mejorada en el siglo XVI por el cantero Gonzalo Martínez de Alarcos y lo hizo a partir de un proyecto del arquitecto renacentista Andrés de Vandelvira, que fue el encargado de supervisar los trabajos.

    El hospital de Pero Almindes, tal y como narra el autor Miguel Ruiz Prieto en Historia de Úbeda, tomó el título de Hospital pues "en los documentos oficiales de 1542 se le nombra a San Jorge, aunque entre el pueblo solo era conocido por el hospital de Pero Almindes". Así, años más tarde, en 1592, se le nombraba como hospital de los Niños Expósitos del Espíritu Santo y Pobres de Jesucristo. Asimismo, el autor recalca que el fundador lo había dotado ricamente y construido en él una capilla con la advocación del Santísimo Sacramento. Además, comenta, "se curaban enfermos de calenturas".

    El autor comenta igualmente que hasta mediados del siglo XVIII "subsistió la casa y capilla de este hospital", que años más tarde se vendió y reformó, quedando sólo del edificio viejo "la pared que da a la calle de San Jorge".

    El futuro del inmueble

    "La casa está igual que cuando se descubrió, nos dijeron que no tocáramos nada y eso hemos hecho. Todo permanece tal y como estaba el día de su descubrimiento", aclara León, quien critica que las autoridades se demoren tanto en el tiempo y "más cuando es una casa comprada en propiedad". 

    El edificio podría convertirse en un restaurante en 3D o un lugar con apartamentos
    © Foto : Cortesía de Juan Francisco León
    Algunas de las ideas que tienen en mente es convertirlo en un restaurante o lugar de apartamentos

    "Cumples con tu obligación como ciudadano y ¿para qué? Es egoísta por parte de la Administración buscar tanto lío para no querer dar el premio a primera hora y que en este caso nosotros, los descubridores, tengamos que ponernos en manos de abogados y gastarnos un dinero sin necesidad ninguna cuando el dinero del premio no va a ir destinado para mí, sino para todo el mundo porque se pondrá el valor la portada y todos podrán disfrutar de ella", argumenta Juan Francisco. "Veo un perjuicio para todo lo que se pueda descubrir, porque si ese premio lo dan por ley, no sé por qué hay que darle tantas vueltas a una cosa. Esto les perjudica, porque al final quien descubra un hallazgo de este tipo puede acordarse de mi situación e incitar a que se esconda". 

    Su descubridor guarda en su mente proyectos futuros que no podrán ver la luz hasta que el proyecto arqueológico se lleve a cabo, el cual se realizará después de que se haga efectiva la entrega del premio. "La vivienda tiene muchas posibilidades. Para vivir yo no creo, pero podría ser un recinto con apartamentos o un restaurante en 3D. Todavía no lo sé.  Las obras están paralizadas y todo dependerá del proyecto arqueológico, que cuanto antes se empiece, antes podrá la gente disfrutar de la portada.", argumenta el abutense.

    A pesar de la demora, Juan Francisco sigue siendo el propietario de la vivienda con lo que puede entrar y "mostrárselo a quien quiera", pero su espíritu de buen ciudadano permanece: "Al final resultaría egoísta por mi parte enseñárselo a quien yo decida. Prefiero que quede abierto para todo el público lo antes posible y que todos puedan disfrutarlo", concluye su descubridor.

    Etiquetas:
    España, hallazgo arqueológico, hallazgo, arqueología, renacimiento
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook