14:38 GMT +311 Diciembre 2017
En directo
    Bandera de Inglaterra, Cruz de San Jorge

    La adopción de un himno nacional inglés sufre un duro revés

    © Flickr/ steve p2008
    Europa
    URL corto
    0 12

    La campaña por la adopción de un himno nacional inglés tropezó con un obstáculo probablemente mortal este viernes en el Parlamento de Westminster y es una "iniciativa sin futuro", según declaró a Sputnik Nóvosti el autor y periodista Iñigo Gurruchaga.

    LONDRES (Sputnik) — El proyecto de ley del diputado laborista Toby Perkins, que propone elegir y promocionar un distintivo himno en encuentros deportivos de las selecciones inglesas, se incluía en el orden de debates previstos en la Cámara de los Comunes.

    Perkins calentó el ambiente desde primera hora de la mañana, acercándose a la sede parlamentaria con un tenor y un coro que entonaron 'Jerusalem', el poema de William Blake considerado la máxima expresión de la nación inglesa.

    Pero la sesión en los Comunes se agotó sin tiempo para debatir esta iniciativa legislativa para poner fin a una histórica anomalía que se repite en todos los eventos, no solo deportivos, relacionados con Inglaterra.

    Los ingleses carecen de himno propio y han adoptado el británico 'God Save the Queen', con el que también se sienten identificados.

    En cambio, los escoceses han convertido 'Flower of Scotland' (Flor de Escocia) en himno oficial en las competiciones de sus selecciones de fútbol y rugby.

    'Land of My Fathers' (La Tierra de mis padres) es símbolo de la nación de Gales y se cantó por primera vez en Cardiff, en 1905, en un internacional de rugby contra Nueva Zelanda. Fue la respuesta de la hinchada galesa al tradicional 'haka' del equipo visitante.

    Perkins ha tomado la antorcha política del movimiento popular para sustituir al 'God Save the Queen' con un distintivo símbolo nacional inglés.

    Pero, como señaló a Sputnik Nóvosti una portavoz del parlamento de Westminster "hay poquísimas perspectivas" de que el proyecto de ley se someta a debate una vez perdida la oportunidad este viernes y pese a contar con el respaldo de al menos una docena de diputados.

    'Jerusalem' es incluso la alternativa preferida por David Cameron, aunque el primer ministro ha optado por ceder la toma de decisión a las respectivas asociaciones deportivas.

    "Es una iniciativa sin futuro tanto a nivel político como deportivo", declaró a esta agencia Gurruchaga, autor de 'Scunthorpe hasta la muerte', sobre la trayectoria en el fútbol inglés del jugador vasco Alex Calvo-García.

    El experto en un abanico de deportes considera "inconcebible" que alguna federación renuncie al 'God Save the Queen' cuando entre sus patronos hay destacados miembros de la familia real, como los príncipes Guillermo y Enrique.

    "La afición inglesa se ha apropiado del himno nacional pero ¿por qué va a renunciar a algo con lo que se identifica?", cuestionó el periodista donostiarra.

    El autor recuerda que la anomalía se deriva del "desequilibrio demográfico" entre las cuatro naciones de Reino Unido: Inglaterra, con unos 55 millones de habitantes; Escocia, seis millones; Gales, tres millones; Irlanda del Norte, por debajo de dos millones.

    Por otra parte, al Ejecutivo conservador tampoco le interesa azuzar el genio nacionalista inglés en plena campaña del referéndum sobre la permanencia en la Unión Europea (UE) y con una creciente demanda para transferir competencias a los gobiernos autonómicos.

    "El ímpetu nacionalista que forma la base para marcharse de la UE es fuertemente inglés", observó Gurruchaga en conversación con Sputnik.

    Los sondeos de actitudes sociales indican una percepción de deterioro del estilo de vida y la cultura inglesa que se achaca a la relación con la UE.

    "Algunos aprueban estos cambios pero muchos ponen el énfasis en la pérdida de la identidad inglesa", añadió.

    La petición de un himno propio es un signo más del auge del nacionalismo inglés que Gurruchaga relaciona directamente con la creación de las autonomías escocesa y galesa a finales del siglo XX.

    En la gran victoria del fútbol inglés, cuando los 'Tres leones' alzaron la copa mundial tras vencer a Alemania en 1966, la Union Jack ondeó dentro y fuera del estadio de Wembley, según se observa en las fotografías de las celebraciones.

    Cinco décadas después la protagonista en encuentros internacionales es la bandera inglesa, de fondo blanco con la cruz roja, aunque la hinchada aún canta y seguirá entonando el 'God Save the Queen'.

    Etiquetas:
    himno, Inglaterra, Reino Unido
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik