En directo
    España
    URL corto
    153
    Síguenos en

    Miles de vehículos escenificaron el 22 de noviembre una protesta simultánea en más de una cincuentena de ciudades españolas con motivo de la aprobación de la nueva ley de educación, la llamada ley Celaá. La marcha más numerosa aconteció en Madrid, donde los líderes opositores prometieron recurrir la ley ante el Tribunal Constitucional.

    Bajo el lema 'Por el derecho a elegir la educación que queremos', la Plataforma Más Plurales fue la organización convocante de esta manifestación motorizada, que colapsó el centro de Madrid con miles de automóviles cuyos conductores hacían sonar el claxon a lo largo del Paseo de la Castellana al tiempo que enarbolaban banderas de color naranja.

    © Sputnik . Ruptly
    Miles de vehículos marchan por las calles de Madrid en una protesta contra la 'Ley Celaá'

    No fue el caso de Cataluña, País Vasco, Canarias y Comunidad Valenciana, donde no se organizaron actos semejantes. La plataforma aglutina a diferentes colectivos del ámbito de la educación concertada, quienes estiman que la ley Celaá atenta contra este modelo de enseñanza. Los partidos opositores PP, Vox y Ciudadanos secundaron la protesta.

    La marcha más numerosa, en la capital española, concluyó con la lectura de un manifiesto en defensa de la continuidad del modelo educativo concertado y su complementariedad con las redes públicas. Asimismo, el texto aludía al modelo de "inclusión radical" que, a juicio de los organizadores, caracteriza a la ley Celaá, con la que consideran que los centros de educación especial se condenan a su "progresiva desaparición".

    Según denuncian, la nueva ley imprime una "ideología laicista" a través del "control político" de la educación. El otro punto controvertido ha sido la eliminación del concepto del español como lengua vehicular en la enseñanza en los territorios bilingües, introducido con la anterior ley en 2013.

    Presencia de líderes opositores

    En Madrid, el presidente del Partido Popular, Pablo Casado, acudió a la manifestación con la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, sentada en el asiento del copiloto. Por parte de Ciudadanos, su cara más visible fue la de Begoña Villacís, vicealcaldesa de Madrid.

    La marcha también contó, entre otros, con la participación del alcalde de la ciudad, José Luis Martínez-Almeida, del portavoz de Vox en el Congreso de los Diputados, Iván Espinosa de los Monteros, y de Rocío Monasterio, líder de este partido en el consistorio madrileño. Tanto el Partido Popular como Vox anunciaron durante la protesta que interpondrán un recurso ante el Tribunal Constitucional contra la reforma educativa que plantea la ley Celaá. Pablo Casado ha prometido derogarla en cuanto su partido llegue al poder. "Es mala para el futuro de nuestros hijos", ha asegurado.

    El anuncio no ha quedado sin respuesta por parte del Gobierno. A través de su portavoz en materia de Educación, Luz Martínez Seijo, el PSOE ha instado al líder de los populares a volver "a la moderación y alejarse de posiciones "extremistas más propias de ultraderecha que de un partido de Gobierno y que aspira a ser un partido de Estado", dado que "no se puede cuestionar la aplicación" de una ley aprobada por la mayoría absoluta del Congreso (recibió 177 votos a favor y 148 en contra).

    Etiquetas:
    PSOE, Ciudadanos, VOX, Partido Popular de España, Pablo Casado, atascos, Madrid, manifestaciones de protesta, Isabel Celaá, reforma educativa
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook