En directo
    España
    URL corto
    2613
    Síguenos en

    Las autoridades españolas han desalojado a 62 campistas que habían quedado en la playa de Los Patos de Tenerife para propagar el coronavirus.

    El objetivo del encuentro estaba claro: propagar el coronavirus. Sí, ha leído bien, el mismo virus contra el que la humanidad está luchando. A un grupo de jóvenes no se le habría ocurrido un plan mejor para el fin de semana que realizar una acampada en la playa de Los Patos de la Orotava, en Tenerife, para contagiarse unos a otros el Covid-19 y así contribuir a propagar la enfermedad. Una quedada que se había convocado los últimos días a través de las redes sociales.

    La Guardia Civil y la Policía Local de la Orotava les localizaron y procedieron al desalojo de la playa. En total había 62 personas acampadas en este espacio protegido canario.

    ​Los ciudadanos no han tardado en mostrar su indignación a través de las redes sociales. "Creo que echarlos al mar, como en tiempos de los piratas, sería más productivo, nos libraría a todos de tanta ignorancia" afirmaba un usuario en un tweet.

    ​Por si fuera poco, el acceso a la playa tampoco estaba permitido. El recinto permanece cerrado al público desde hace años por el peligro que suponen los desprendimientos en sus accesos. Una prohibición que el concejal de Seguridad de La Orotava reiteró que es muy importante respetar: "Queremos dar un mensaje de que hay que ser respetuosos. con las señales de prohibición, recordar que la playa está cerrada por desprendimientos y que se está trabajando para la ejecución de un nuevo acceso".

    El edil añadió que, en este caso, los participantes en la acampada no solo se saltaron la prohibición de acceso a la zona, sino que, además, "hay que sumar la preocupación de que se estén haciendo esas convocatorias de concentraciones de personas en una situación de emergencia sanitaria como la que nos encontramos".

    Etiquetas:
    COVID-19, Islas Canarias, Tenerife, España, coronavirus
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook