En directo
    España
    URL corto
    375
    Síguenos en

    BARCELONA (Sputnik) — El expresidente catalán Carles Puigdemont propuso a su partido la elección de un presidente y la formación de un Ejecutivo provisionales para Cataluña.

    Según avanza el 27 de abril El Nacional, que cita fuentes de Junts per Catalunya (JxCat) —la coalición que encabeza Puigdemont y que fue la formación independentista más votada las pasadas elecciones del 21 de diciembre en Cataluña—, el político catalán baraja esta opción si finalmente el Tribunal Constitucional español impide su investidura.

    En una entrevista reproducida el 27 de abril en varios medios de comunicación, el diputado de JxCat Eduard Pujol dijo que es "necesario mantener la opción de Puigdemont" aunque sin entrar "en un escenario de desobediencia", lo que conduciría a "generar nuevos problemas".

    Fuentes de JxCat señalan a El Nacional que el candidato será en ese escenario designado por el propio Puigdemont, aunque no mencionaron ningún nombre en concreto.

    Te puede interesar: La alcaldesa de Barcelona traslada al Parlamento catalán la necesidad de formar gobierno

    También que el presidente no sería "una figura decorativa" y que mantendría el cargo "durante unos meses o años de manera provisional" hasta que Puigdemont pueda ser investido.

    Asimismo, afirman que, de manera simbólica, no ocuparía el despacho destinado al Presidente de la Generalitat (Gobierno catalán), que permanecería vacío.

    El Pleno del Tribunal Constitucional (TC) de España dictó el jueves un auto en el que acuerda admitir a trámite la impugnación presentada por el Gobierno central contra la resolución por la que el presidente del parlamento catalán, Roger Torrent, propuso a Puigdemont como candidato a la investidura.

    Más aquí: Revelan quién es el líder más valorado en Cataluña

    La investidura estaba prevista para el 30 de enero, pero no llegó a celebrarse puesto que el TC impuso una serie de medidas cautelares que incompatibilizaban la candidatura de Puigdemont —en aquellos momentos huido a Bélgica— con la posibilidad de que la judicatura española diese ningún tipo de validez al proceso.

    En concreto, el TC determinó que Puigdemont no podía ser investido de manera telemática y que antes de acudir físicamente a la cámara, debería comparecer ante el Tribunal Supremo, donde está procesado por la presunta comisión de delitos de rebelión y malversación.

    Ante la perspectiva de una detención si Puigdemont acudía a territorio español, el presidente del Parlamento catalán decidió posponer de manera indefinida el pleno de investidura, lo que acabó derivando en la propuesta de otros candidatos.

    Además: Puigdemont considera que el camino de Cataluña a la independencia es "irreversible"

    La falta de acuerdo entre las fuerzas independentistas en Cataluña llevó a esta comunidad autónoma a una situación de parálisis institucional debido a la división de opiniones entre crear un gobierno efectivo que amplíe la base del autodeterminismo, como defiende Esquerra Republicana de Catalunya (ERC), o restituir en su cargo a los consejeros cesados por el Gobierno español tras la aplicación del artículo 155 de la Constitución Española —que permite al Ejecutivo central, previa ratificación del Senado (cámara alta del Parlamento), intervenir la gestión de una comunidad autónoma— el 27 de octubre de 2017 coincidiendo con la declaración de independencia de Cataluña, como defiende JxCat. 

    Además:

    Rajoy acusa a Puigdemont de haber secuestrado la política catalana
    Canciller español: mediación de Alemania en Cataluña sería un triunfo para Puigdemont
    Políticos independentistas catalanes en prisión piden a Puigdemont que forme gobierno
    Etiquetas:
    presidencia, Carles Puigdemont, España, Cataluña
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook