En directo
    España
    URL corto
    0 21
    Síguenos en

    MADRID (Sputnik) — El Consejo de Seguridad Nuclear (CSN) aprobó un dictamen favorable a renovar la autorización de explotación de la central nuclear de Santa María de Garoña (Burgos), que se encuentra paralizada desde 2012.

    La resolución salió adelante con el voto favorable de cuatro de los cinco consejeros que forman parte del CSN, el máximo órgano de seguridad nuclear en España.

    De esta manera, el CSN abre la puerta a que la central pueda estar operativa hasta 2031 y que esté activa hasta cumplir los 60 años a pesar de que fue diseñada sólo para 40 años de funcionamiento.

    Hasta el momento, el tiempo máximo de actividad de una planta nuclear en España fueron los 37 años que permaneció activa la central de Zorita (Guadalajara), que funcionó entre 1969 y 2006.

    Ahora, el Ministerio de Energía deberá decidir si finalmente autoriza a Nuclenor, el operador la planta, a ejecutar el permiso de explotación solicitado.

    El dictamen del CSN da su visto bueno a que Nuclenor (participada por Endesa e Iberdrola) siga explotando la planta siempre y cuando haga una serie de inversiones para mejorar la seguridad del recinto.

    Esta decisión cuenta con el rechazo de la mayoría de los partidos en el Congreso de los Diputados ya que el conservador Partido Popular es la única de las grandes formaciones que apoya la reapertura de Garoña.

    La principal formación política ecologista de España, el grupo EQUO (que forma parte de la coalición Unidos Podemos), manifestó su rechazo la decisión del CSN.

    En opinión de López de Uralde, coportavoz de la formación ecologista, es "inadmisible" que el CSN apruebe la reapertura de una central "obsoleta y peligrosa".

    "Garoña es una central obsoleta y peligrosa, pero la industria nuclear la está utilizando de ariete para abrir la puerta al alargamiento de la vida de las nucleares", expresó Uralde.

    Por su parte, Ecologistas en Acción acusó al CSN de plegarse "a los designios del poder político" respecto a Garoña, que "se ha convertido en una central clave en el debate sobre el futuro nuclear de España

    Lea más: Multa millonaria por el cierre de la central nuclear española de Garoña

    "Esta central debería estar en proceso de desmantelamiento", manifestó Paco Castejón, portavoz de Ecologistas en Acción, antes de apostillar que "Garoña es muy peligrosa y no debería reabrirse nunca".

    En opinión de Raquel Montón, portavoz de Greenpeace, la decisión del organismo regulador menoscaba la seguridad de España e "ignora al Parlamento para favorecer los intereses de la industria nuclear".

    Etiquetas:
    central atómica, España
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook