03:08 GMT +313 Diciembre 2019
En directo
    La cara de una mujer (imagen referencial)

    Celiberti: una vicepresidenta no necesariamente luchará más a favor de las uruguayas

    © CC0 / Unsplash
    Entrevistas
    URL corto
    Elecciones generales en Uruguay 2019 (82)
    0 0 0
    Síguenos en

    MONTEVIDEO (Sputnik) — Uruguay tendrá el año próximo y por primera vez una vicepresidenta electa, cualquiera sea el resultado de los comicios, pero eso no garantiza más derechos para las mujeres, un asunto que depende de los programas, dijo a Sputnik la coordinadora de la organización feminista Cotidiano Mujer, Lilian Celiberti.

    "El hecho de que una mujer llegue a la vicepresidencia no necesariamente significa que va a luchar más a favor de las mujeres, depende de los programas" de Gobierno de los partidos, opinó Celiberti.

    Uruguay tiene de hecho una vicepresidenta, la senadora Lucía Topolansky, quien asumió el cargo en 2017 tras la renuncia del vicepresidente Raúl Sendic.

    Este 24 de noviembre se celebrará la segunda vuelta presidencial en Uruguay en la que competirá la fórmula del opositor Partido Nacional (PN, centroderecha), integrada por Luis Lacalle Pou y Beatriz Argimón, y la del oficialista Frente Amplio (FA, centroizquierda) conformada por Daniel Martínez y Graciela Villar.

    El PN armó una coalición política luego de la primera vuelta del 27 de octubre pasado para enfrentar al FA en el balotaje, que resultó primero.

    A esa coalición se sumaron las principales agrupaciones opositoras: el Partido Colorado (centroderecha), Cabildo Abierto (derecha), el Partido Independiente (centroizquierda) y el Partido de la Gente (derecha).

    Celiberti expuso "algunas reservas respecto a la coalición porque el partido que lleva la candidatura de Beatriz Argimón, teniendo ella una trayectoria interesante en los temas de género, tiene alianzas con sectores que han declarado la guerra a la ideología de género", como Cabildo Abierto (derecha).

    Argimón es una escribana feminista que impulsó normas como la ley de cuota de género en las listas electorales.

    Además el 17 de noviembre pasado firmó junto a dirigentes de los otros partidos de la coalición lo que denominaron "Compromiso por las mujeres".

    En ese documento se comprometieron a lograr igualdad salarial y más apoyo a jefas de hogar y a víctimas de violencia de género.

    Celiberti dijo que en el caso de Cabildo Abierto ese compromiso es más bien electoral ya que las "expresiones públicas" de sus dirigentes "no van con la igualdad de género, está en contra del aborto".

    Lucha de años

    El hecho de que el 24 de noviembre Argimón o Villar sean elegidas vicepresidentas "es parte de una lucha que tiene muchos años por parte de las mujeres políticas y las mujeres de las organizaciones sociales", afirmó la dirigente feminista.

    Sin embargo, "falta dar otros pasos que signifiquen que los electores puedan elegir dentro de sus partidos a mujeres como candidatas a la presidencia; llegará ese día, tal vez en las próximas elecciones" de 2024, comentó.

    Celiberti recordó que "la ley de cuotas se crea en 2009 y recién se aplica en 2014, estas son las segundas elecciones".

    "Además hay un clamor ciudadano, hay un 8 de Marzo [Día Internacional de la Mujer] con 300.000 personas [manifestándose] en Montevideo y más de medio millón en todo el país, es una adecuación de los tiempos de las subjetividades ciudadanas", dijo.

    La ley de cuotas, que obliga a colocar a una persona de distinto género cada tres lugares en las listas electorales, ha mostrado sus limitaciones, como la propia Argimón reconoció recientemente al afirmar que se necesita una ley de paridad.

    De hecho, habrá menos escaños ocupados por mujeres en el Parlamento que será investido el próximo 15 de febrero: apenas 18 diputadas (en 99 bancas) y ocho senadoras (en 30 bancas).

    En la actual legislatura hay la misma cantidad de senadoras, y 22 diputadas.

    Bajo los últimos tres gobiernos del Frente Amplio, el país legalizó el aborto, formalizó el trabajo del servicio doméstico (un sector que emplea básicamente mano de obra femenina) y adoptó un marco legal para combatir toda forma de violencia de género.

    Pero hay problemas profundamente enraizados, como la desigualdad salarial en el sector privado y la violencia de género.

    Entre enero y septiembre 14 mujeres fueron asesinadas por razón de su género, según el Ministerio del Interior, que realiza un análisis detallado antes de calificar cada caso como feminicidio.

    Mientras, la Intersocial Feminista tiene contabilizados hasta este mes 30 feminicidios en todo el país.

    Tema:
    Elecciones generales en Uruguay 2019 (82)
    Etiquetas:
    vicepresidenta, elecciones, derechos, Uruguay
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik