Widgets Magazine
En directo
    Ural 4320, camión soviético (imagen referencial)

    El arma más inesperada de la industria militar de la URSS

    © Sputnik / V. Veselovsky
    Defensa
    URL corto
    3393

    Cuando la Unión Soviética creó sus primeros sistemas de misiles potentes, surgió el problema de su transportación. Las fábricas de automóviles y las oficinas de diseño del país entonces empezaron a crear vehículos especiales capaces de transportar estas armas de gran tamaño.

    Esta era una tarea muy difícil ya que se suponía que los nuevos vehículos serían aptos para pasar por caminos intransitables y pantanosos. El medio Svobodnaya Pressa cuenta la historia de la creación de los trenes todoterreno para misiles soviéticos.

    Los primeros pasos

    El creador de los primeros trenes todoterreno —tractocamiones con remolques activos— fue  el ingeniero Borís Fitterman. En sus memorias escribía que la idea de este tipo de vehículo apareció durante la Gran Guerra Patria (como es conocida en Rusia su participación en la Segunda Guerra Mundial). Entonces los soldados trataron de cruzar caminos intransitables al conectar dos camiones entre sí.

    ​En ese momento, Fitterman entendió que sería posible crear un remolque de tracción total, cuyas ruedas serían propulsadas por el motor del tractocamión. Cabe señalar que este tipo de sistemas no existían en el extranjero, por lo cual, todas las obras de desarrollo se clasificaron.

    Modelos piloto

    En los 50 la fábrica de Gorki fabricó el primer tren todoterreno piloto, sin embargo este modelo mostró su inefectividad durante la fase de pruebas. Resultó ser un vehículo demasiado frágil e  incapaz de superar condiciones difíciles tales como moverse por un campo cubierto de nieve o por caminos intransitables. El segundo intento de crear un transporte de este tipo se realizó en 1961, pero este también tuvo ciertas imperfecciones.   

    Entretanto, el ingeniero soviético Bazilenko, del Instituto de Estudios de Tractocamiones sobre Ruedas y Orugas, ideaba un tren todoterreno activo. Sin embargo, este fue un tren sobre ruedas muy especial destinado a transportar artillería.

    Lea más: Todo lo que tienes que saber sobre la primera bomba atómica soviética

    Este vehículo se creó para llevar un cañón SD-44 del calibre 85mm. El tractocamión se equipó con una caja de transferencia y un motor de impulsión adicional.

    Bazilenko también protagonizó el diseño del primer tren equipado con el sistema de electropropulsión de las ruedas de dirección. Solo un año después se creó la versión de este vehículo con sistema de mando hidráulico.

    Los avances de los años 60

    Durante los años 60 ya había varias oficinas de diseño que trataban de crear un nuevo tren todoterreno para misiles. La fábrica moscovita ZIL elaboró el proyecto del ZIL-157 dotado de un sistema hidráulico de tracción de semirremolques.

    Además, las obras semejantes se realizaban en la capital de la RSS de Bielorrusia, Minsk. Su MAZ-502 que incluía un semirremolque se estrenó casi al mismo tiempo que el ZIL-137.

    No se lo pierda: A-40 KT: el tanque volador de la URSS

    El Ministerio de Defensa soviético también ordenó a la fábrica de camiones UralAZ crear su versión de tren todoterreno para misiles. El resultado de este trabajo fue el Ural-380 equipado con el semirremolque Ural-862 y un motor de gasolina de 180 caballos de vapor.

    Además:

    Conoce el RPG-7, el 'asesino soviético de tanques'
    Las armas de la victoria
    Etiquetas:
    URSS, todoterreno, misiles, camión, tren, Ural, ZIL
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik